Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

5 Mascotas que tienen un efecto terapéutico en sus dueños

A veces los animales nos dan bastantes problemas, pero resulta que también tienen múltiples ventajas, una de las cuales es hacernos sentir mejor.

Genial.guru descubrió cómo influyen en nuestra salud las mascotas. Esperamos que esto te inspire a tener algun amiguito nuevo o empezar a valorar más al que ya tienes a tu lado.

5. Perros

Los perros nunca te dejarán aburrir: los paseos, juegos y entrenamientos te hacen perder uno que otro kilo sin que te des cuenta. Tu nivel de colesterol se normaliza, ya no vas a sentir la falta de aliento ni otros males relacionados con el estilo de vida sedentario.

Cuando acariciamos a un perro, nuestro organismo produce dopamina o "la hormona de la felicidad". Reduce el nivel de nerviosismo, depresión y otras enfermedades psicológicas.

4. Gatos

Se cree que los gatos son capaces de absorber la energía negativa de las enfermedades. Los gatitos sienten qué es lo que te duele precisamente y se acuestan encima de ese punto para "calentarlo".

Uno de los "medicamentos" gatunos más agradables es el ronroneo. Calma el sistema nervioso debido a las vibraciones de su sonido, normaliza la presión y el ritmo cardíaco. También está comprobado que el ronroneo ayuda a fortalecer los huesos y hacer que las fracturas se curen más rápido.

3. Loros

El canto de los loros tranquiliza y normaliza el ritmo cardíaco. Y los sonidos que hacen los pájaros por la mañana ayudan a aumentar el nivel de actividad y llenarnos de energía, debido a que influyen en nuestro organismo como una música rítmica.

Se cree que los loros también pueden reducir el dolor en el corazón y ayudar a curar el tartamudeo.

2. Peces

Los peces son el mejor remedio para el estrés. Observar el nado tranquilo de los peces durante 30 minutos ayuda a relajarse, normalizar el pulso y la presión.

5. Conejos

Los conejos y otros roedores pequeños se recomiendan a las personas inseguras de sí mismas y aisladas, sobre todo si se trata de niños. Tener contacto con hámsters, cobayos y conejitos ayuda a reducir la ansiedad.

Acariciando el pelaje del animal se desarrolla la motricidad fina, se reduce el nivel de agresión y tensión.

Se cree que los conejos decorativos y los hámsters curan las enfermedades articulares y, por ejemplo, las ratas blancas libran a las personas de la neurosis.