Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

15 Secretos de los pilotos que vale la pena saber

Cada profesión tiene secretos que no tienen que llegar a ciertos oídos. La aviación siempre ha estado rodeada de un ambiente de misterios, por eso es muy interesante para nosotros averiguar sobre este mundillo. Así fue que fuimos al fondo de la cuestión.

Genial.guru ha recogido confesiones de varios miembros de la tripulación de algunas aerolíneas y queremos compartirlas contigo antes de que realices un nuevo viaje.

15. Está prohibido que los pilotos lleven barba

Algunas compañías aéreas prohiben que los pilotos lleven barba. Esto se hace para que durante una situación extrema la máscara de oxígeno se ajuste perfectamente a la cara. La barba puede ser un obstáculo.

14. En el avión la temperatura es baja para tu salud

Según esta investigación, existe una conexión entre temperatura, presión en el avión y pérdida de conciencia causada por la hipoxia. Esta puede ser provocada por el sobrecalentamiento del aire en la cabina del avión, por eso intentan que la temperatura dentro del avión esté en el nivel más bajo. ¡Abrígate bien durante el vuelo!

13. El avión nunca vuela en línea recta por el mapa

En algunos vuelos largos a los pasajeros les muestran un mapa con la trayectoria del vuelo. Se puede notar que el avión no vuela en línea recta, sino de forma arqueada. A veces realiza unos zigzags raros. Es que la Tierra tiene la forma de un globo y el mapa en la pantalla es plano. La segunda razón son los requisitos especiales para los vuelos. Según ellos, el itinerario se planifica de tal modo que el avión siempre esté dentro del tiempo de vuelo permitido hasta el aeropuerto más cercano, que podrá recibirlo en caso de un aterrizaje de emergencia. Además, las condiciones climatológicas pueden influir en la trayectoria del vuelo.

12. Al viajar en avión es mejor llevar puestos zapatos cerrados y fuertes

Es mejor dar preferencia a zapatos con una buena suela, porque en caso de una evacuación de emergencia puede que tengas que estar de pie sobre el asfalto caliente o sobre las malezas espinosas.

11. Los pilotos y los controladores de vuelos no siempre se comunican en una manera formal

Existe una tradición: los controladores de vuelo siempre felicitan a los pilotos. Imagínate, antes de celebrar la Navidad el piloto tiene 4 vuelos al día y durante ellos aproximadamente dos mil personas le desean una feliz Navidad. "Cuando la selección de Alemania se coronó campeona mundial de fútbol, todos los controladores de vuelo del mundo felicitaron a nuestra tripulación", nos contó el piloto de Lufthansa Antje Schaper.

10. Una persona normal no podría aterrizar un avión

En las películas nos muestran a menudo cómo por la intervención de algunos malvados los pilotos pierden la capacidad de manejar un avión y el personaje principal debe hacerse cargo. Por desgracia, en realidad este escenario es imposible, incluso aunque esta persona sea un genio aficionado a los simuladores de vuelo en las computadoras, sea exactamente el mismo modelo del avión y esté preparado para seguir las instrucciones desde tierra, es probable que falle un aspecto trivial: el estrés.

9. Los retrasos del vuelo no solo se reflejan en los pasajeros, sino también en las azafatas

Las azafatas reciben su salario por horas de vuelo. El tiempo que pasaron en tierra no cuenta para su salario. Lo único que propone la compañía aérea es un pequeño reembolso por cada hora a partir de la llegada al aeropuerto, por eso no debes de enojarte con las azafatas si por alguna razón tu avión no despega.

8. Los pilotos van al baño por turnos

Cuando uno de los pilotos va al baño, una azafata entra a la cabina de los pilotos y espera su regreso. Esto se hace para evitar situaciones anormales. Por ejemplo, salió un piloto, la puerta se cerró y aquel que se quedó adentro de la cabina de repente se desmaya.

7. La comida en el avión es insípida y nadie tiene la culpa

Los trabajadores de los servicios terrestres no tienen la culpa de esto. Es que a gran altura nuestras papilas gustativas y nuestro sentido del olfato comienzan a cambiar. La insuficiente humedad, el ruido en el avión y la baja presión juegan un papel importante en esto.

6. Los pilotos se comunican con las azafatas a través de una puerta blindada

Realmente la cabina de los pilotos tiene una puerta blindada y solo las azafatas tienen un código especial para entrar. El código funcionará si durante 120 segundos después de ingresarlo el piloto no toma ninguna medida. Se ha hecho en caso de que pierdan la conciencia en la cabina, por ejemplo, por la despresurización. En situaciones normales las azafatas llaman a los pilotos por un tubo. Por cierto, el auxiliar del vuelo debe llamarlos una vez cada 40 minutos en el día y en la noche una vez cada 20 minutos para asegurarse de su capacidad de trabajo.

5. Los asientos más tranquilos son aquellos que están al lado de las alas

El avión en el aire se parece a un columpio. Los asientos más irregulares están al final de la cabina de los pasajeros, por eso si quieres volar con la mayor calma posible y minimizar la agitación, siéntate en medio, cerca de las alas.

4. Si el avión es secuestrado, los pilotos tienen métodos para avisar a los empleados del aeropuerto

Afortunadamente, estos casos son raros. Si esto sucedió al aterrizar, los pilotos mandan una señal a los empleados del aeropuerto que la reciben mediante un dispositivo hipersustentador. Es uno de los métodos para que los servicios en tierra sepan que a bordo sucede algo extraño.

3. Un fuerte aterrizaje puede llevarse a cabo intencionalmente

A menudo un fuerte aterrizaje no es una consecuencia de las acciones incorrectas del piloto, sino una acción intencionada debido a las malas condiciones climatológicas. Si la pista de aterrizaje está cubierta de agua, la tripulación debe aterrizar de una manera fuerte para romper esta "capa" y evitar el aquaplaning.

2. Durante un aterrizaje nocturno apagan intencionalmente la luz

Lo hacen para que los ojos de los pasajeros se acostumbren a la oscuridad. Si sucede alguna situación anormal, la luz no se debe de encender, ya que la gente, acostumbrada a la oscuridad, se orienta mejor en la noche.

1. Las máscaras de oxígeno duran solo 15 minutos

La máscara de oxígeno dura solo un cuarto de hora, pero no entres en pánico. Es suficiente tiempo para que el piloto pueda bajar del avión a una altitud donde podrás respirar sin problemas.

¿Qué secreto te sorprendió más?¿Esto influirá en la frecuencia de tus vuelos? ¡Comparte tu respuesta en los comentarios!

Imagen de portada depositphotos, depositphotos