Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

8 Secretos que develan los grandes trucos de magia

--2-
19k

Creer en milagros es algo inherente a la infancia. Pero, con la edad, estas sensaciones se pierden.

Sin embargo, hasta los adultos empiezan a pensar en la existencia de la magia cuando observan el trabajo de algunos grandes ilusionistas. Genial.guru decidió averiguar famosos secretos de trucos de magia, los más populares entre el público.

8. La desaparición del vagón

Truco: Las personas, agarradas por las manos, rodean el vagón. Un trozo grande de tela baja hasta él y pronto comienza su subida automática. Pero el vagón ya ha desaparecido.

Revelación: El vagón entra en el compartimento situado debajo del escenario. Imitar su forma se logra gracias a una carcasa fina dentro de la tela. El público no aprecia cómo el vagón pasa bajo tierra, gracias a los focos colocados de manera irregular.

7. Atravesando a una persona

Truco: La asistente se coloca en una caja estrecha, en medio de la cual se encuentra una abertura tapada con una cortina. El mago se coloca detrás de la estructura y se arrastra hacia adelante a través de este agujero. Uno tiene la impresión de que el ilusionista está atravesando a su asistente.

Revelación: La caja resulta estrecha solo si uno se pone dentro y recto. Pero si el asistente gira el tronco y encoge su barriga, la caja tendrá suficiente espacio para que el mago pueda atravesarlo.

6. El pez en la botella

Truco: El ilusionista muestra al público una botella de agua cerrada con un tapón. Luego, la cubre con un pañuelo, pronuncia las palabras mágicas y, cuando el pañuelo se levanta, aparece un pequeño pez vivo.

Revelación: En el cuello de la botella, debajo de la tapa, se coloca un accesorio plano que se puede retirar fácilmente. Sobre este obstáculo está el pez, el cual no puede verse gracias a la tapa. Levantando el pañuelo, el mago saca ese obstáculo y el pez cae al agua.

5. La cadena de agujas tragadas

Truco: Este truco fue inventado por Harry Houdini. El ilusionista, ante la mirada atónita del público, tragaba un hilo con 50 agujas, bebiendo agua. Pasado un tiempo, sacaba de su boca un hilo con agujas ya perfectamente superpuestas.

Revelación: El mago no traga agujas, sino que las escupe en un vaso de agua. El espectador no se da cuenta a causa de una iluminación puesta a conciencia. Todo ese tiempo, el artista esconde en su boca la cadena de agujas enrollada en un trozo de cartón de color oscuro, que cubre con un dedo cuando el mago muestra al público su boca "vacía" al principio de este número.

4. Silla mágica

Truco: El ilusionista está sentado en un taburete. Poco a poco, sus ayudantes retiran la silla, pero el mago sigue sentado tranquilamente, suspendido en el aire.

Revelación: La plataforma sobre la que se asienta el mago cuenta con un pequeño pivote invisible. Al poner encima el tacón del zapato mago, el pie quedará inmóvil y no se deslizará. La carcasa unida a la misma pierna imita los contornos de la silla.

3. Escapar de una camisa de fuerza

Truco: Al ilusionista se le coloca una camisa de fuerza, se atan las mangas y lo cubren con una cortina. Unos minutos más tarde, este se libera milagrosamente de las cadenas del textil. En una de las variantes de este truco, el mago también puede ser colgado boca abajo o hay quien intenta que explote.

Revelación: Cuando se anuda la camisa, el ilusionista contrae los músculos de sus brazos y realiza una respiración profunda. Después de la exhalación, dentro de la camisa queda libre un poco de espacio para maniobrar con las manos. Houdini se vio obligado una vez a dislocar su hombro para llevar a cabo este truco.

2. Capturar las balas con los dientes

Truco: Disparan al ilusionista con una pistola, pero este no cae muerto porque captura la bala con sus dientes.

Revelación: la bala que se inserta en el arma está fabricada con cera. Al dispararla se derrite al instante. En este momento, el mago saca de su boca otra bala y la agarra con sus dientes.

1. Perforación con un pincho

Truco: Al ilusionista lo colocan sobre un pincho agudo y pronto el público será testigo de cómo este perfora al mago.

Revelación: La punta del pincho es movible y se oculta cuando entra en el agujero especial montado en la espalda del mago. Para simular la perforación del cuerpo, en la barriga del mago se coloca otra punta retráctil que se despliega en el momento adecuado. Para que el ilusionista no se caiga, se apoya en un soporte discreto.

Ilustrador Leonid Khan para Genial.guru
--2-
19k