Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Momias que parecen estar vivas

----
28k

Como es sabido, la momificación es un estado que algunos seres humanos a nivel mundial presentan luego de su muerte, ya sea por la acción de la naturaleza o por procedimientos artificiales, en el cual “mantienen” su cuerpo parcialmente intacto y se evita su inminente descomposición.

En la ficción y en la vida real es común pensar en momias como aquellos seres de ultratumba que están envueltos de pies a cabeza con vendas, tienen una apariencia terrorífica y en definitiva no lucen para nada agradables.

Pues bien, Genial.guru indagó en este mundo de ultratumba y encontró que existen momias que te causarán escalofrío, pero no sólo por lucir espeluznantes, sino porque se conservan tan bien que parecen estar vivas; incluso una de ellas parpadea después de 95 años de haber fallecido y otras más son personajes de la historia mundial.

La doncella de Llullaillaco, Argentina/Chile

Esta joven, que murió a los 14 pero ya cumple más de 500 años, hace parte de las momias mejor conservadas de la historia. Fue hallada cerca del volcán Llullaillaco en la Cordillera de los Andes (entre Argentina y Chile) a 6.739 metros de altura. Su estado de congelación fue uno de los motivos por los cuales se conservó casi intacta.

En el lugar, también encontraron a un niño de 7 años y una pequeña de 6, ellos igualmente conservaron cierta apariencia de vitalidad, como si estuvieran dormidos.
 

María Eva Duarte de Perón, Argentina

La reconocida primera dama de Argentina, que acompañó el gobierno de su esposo, el presidente Juan Domingo Perón desde 1946 hasta 1952, fue momificada por el doctor  anatomista Pedro Ara quien, luego de su muerte a los 33 años de edad debido a un cáncer de cuello uterino, la embalsamó empleando un método artificial conocido como parafinización.

El cuerpo perfectamente conservado de “Evita” Perón, como se le conocía, fue llevado a la CTG (Confederación General del Trabajo de la República Argentina) para ser exhibido pero pocos meses después fue secuestrado por los líderes de la revolución, quienes la mantuvieron oculta durante más de una década.

Finalmente, al paso de muchos años, esta actriz y política argentina fue regresada a su familia en Buenos Aires y desde entonces yace en el Cementerio de la Recoleta. El periodista y escritor argentino Rodolfo Walsh se basó en el rapto de Evita para escribir un libro titulado Esa mujer.
 

La bella durmiente Rosalía Lombardo, Italia

Una pequeña italiana que falleció a los 2 años de edad a causa de una neumonía… ¡pero eso fue hace 95 años! Su padre, afectado por su triste pérdida, quiso conservar la belleza de su hija, así que la entregó al reconocido embalsamador, el Doctor Alfredo Salafia quien, con sus especiales técnicas aprendidas del antiguo Egipto, realizó un procedimiento en Rosalía que dio este increíble resultado, incluso después de casi un siglo.

Esta bella durmiente, hallada en las Catacumbas Capuchinas de Palermo, abre y cierra los ojos eventualmente… ¡tranquilos!... no es producto de algo sobrenatural, la ciencia explica este fenómeno como el resultado de la foto-descomposición misma causada por las luces de las cámaras que tiene instaladas a su alrededor y la humedad del ambiente.

Maria-Bernada Sobirós, Francia

Esta es una de las momificaciones más enigmáticas. La religiosa francesa Santa Bernardette falleció muy joven, a los 35 años de edad.

Debido a su historial milagroso -como las revelaciones que (se dice) presenció de la virgen María o el manantial que según la historia halló por indicaciones de la Inmaculada Concepción, cuya agua curaba a enfermos terminales, y que incluso fue objeto de análisis científico en donde no fue posible explicar el porqué de sus bondades- se inició un proceso de beatificación que 29 años después de su muerte dio lugar a la exhumación de su cadáver.

Se dice que el cuerpo de la hermana Bernardette se encontraba intacto, absolutamente conservado, sin aparente explicación científica; este hecho dio más peso a su esperada santificación y al cabo de 16 años el Papa Pío XI la proclamó beata. En esa época se realizó una nueva exhumación, encontrando que la Santa aún estaba conservada; sin embargo, para darle una mejor apariencia, una reconocida empresa de maniquís cubrió sus manos y rostro con cera y fue ubicada en un relicario de cristal en una capilla en Nevers.


El bebé de Qilakitsoq, Groelandia

Este pequeño murió de 6 meses de una forma cruel, fue enterrado vivo con su madre ya muerta, al parecer por costumbres esquimales que solían sepultar a los bebés cuyas madres fallecían si no se hallaba alguien más que se encargara de sus cuidados. La piel de su rostro y su cuerpo se mantuvieron intactos debido a las condiciones climáticas del lugar en el que fue sepultado, a temperaturas bajo cero y vientos secos que provocan deshidratación.

Inuit, apelativo que se le atribuyó al pequeño luego del descubrimiento en alusión al nombre de su grupo étnico, fue hallado por unos cazadores que exploraban la zona. En un principio se creyó que se trataba de una muñeca; pero al analizarlo, los científicos encontraron la impactante verdad.



La bella de Loulan, China

Esta momia fue hallada hace 35 años, pero su edad se acerca a los 4.000 y conserva intactos muchos de los rasgos de su rostro, algunos son tan finos que a ello se debe el apelativo que se le otorgó, pues a pesar del paso del tiempo se conserva bella.

El suelo desértico en el que fue sepultada presenta altos grados de sequedad y salinidad, debido a esto su cuerpo se conservó casi intacto, junto con el de otras momias que yacían en el lugar, conocido como la Ruta de la Seda.

Este hallazgo en particular aportó un dato impactante: los rasgos occidentales de la bella y los demás cuerpos encontrados son el testimonio de que en tierras orientales hace tantos años vivieron los caucásicos, incluso antes de la llegada de los asiáticos; no obstante, es un tema que aún sigue siendo controversial.

Foto de portada: Pixabay


----
28k