Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

10 Razones por las que un baño caliente es 10 veces más saludable que una ducha

La costumbre de disfrutar de un buen baño no solo es placentera. En algunos casos es justo lo que necesitas.

En Genial.guru investigamos en fuentes médicas y reunimos para ti 10 pruebas irrefutables de los beneficios de un baño para el cuerpo y el alma.

Quema calorías

Tomar un baño de agua caliente durante una hora permite quemar hasta 126 kcal. Esto equivale a 30 minutos de caminata.

Bueno para el corazón

Un baño con agua fresca mejora la circulación, reduce la presión sanguínea y fortalece la función cardíaca. El mismo beneficio trae la alimentación sana que incluye una gran cantidad de frutas y verduras, y el ejercicio regular.

Reduce el nivel de azúcar en la sangre

Los investigadores compararon la acción de andar en bicicleta con un baño caliente y llegaron a la conclusión de que reducen con la misma eficiencia el nivel de azúcar en la sangre. ¡Incluso el baño es mejor!

Te embellece

Un baño caliente abre los poros, te hace sudar, y purifica la piel y el organismo de forma natural, lo cual se puede comparar con salir a trotar. Si combinas el baño con mascarillas y aceites adecuados, podrás lograr un efecto asombroso.

Elimina el dolor muscular

En caso de dolor muscular y de articulaciones, no solo te puede aliviar un masaje sino también un baño. Los atletas profesionales agregan magnesio (sal inglesa) al agua para recuperarse rápidamente después de un entrenamiento.

Prolonga la juventud

Un baño con agua fresca reduce el nivel de cortisol (la hormona del estrés que provoca el envejecimiento prematuro) y ayuda a luchar contra el síndrome del cansancio crónico. El mismo efecto se logra con una sesión de meditación.

Regula la digestión

Un baño con agua fresca es bueno para nuestra digestión al igual que los productos lácteos ácidos. Mejora la función intestinal, ayuda a eliminar gases. Es recomendable tomar este baño dos horas después de comer.

Mejora el sueño

Las personas que padecen de insomnio saben que un vaso de leche tibia por la noche ayuda a relajarte y a dormir más rápidamente. Los doctores demostraron que también tomar un baño ayuda a mejorar el sueño. Bañarte en agua caliente por las noches te ayuda a quedarte dormido y a despertarte rápidamente a la mañana siguiente.

Levanta el ánimo

Según una investigación, tomar un baño caliente calma el sistema nervioso y ayuda a superar la soledad. Si agregas aceites esenciales (lavanda, naranja, bergamota) al agua, puedes mejorar tu estado anímico y sentir el sabor de la vida. El mismo efecto tiene el chocolate, pero el baño es más saludable para la figura.

Y, por último, bañarse es divertido

El baño es el lugar donde puedes apartarte de todos y permitirte hacer lo que te dé la gana: encender velas, beber champaña, escuchar música, alcanzar el zen, mirar cómo se explota una bomba de sal y jugar con patitos de hule. A comparación con todo esto, la ducha solo tiene una ventaja: ahorra agua. ¿Pero acaso esto detiene a las personas que disfrutan de bañarse?

Imagen de portada depositphotos, depositphotos