Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

16 Preguntas que pueden salvar la vida a tu hijo

--6-
31k

Con el regreso a clases, es mejor asegurarte una vez más de que tu hijo conozca todas las reglas de seguridad para su bienestar.

La redacción de Genial.guru recopiló pues, para ti, una lista de preguntas que debes hacer a los niños, e imprimirla en una hoja A4 para comprobar sus respuestas más adelante. Algunas de ellas te sorprenderán.

¿Cómo actuará el niño en una situación peligrosa?

Respuestas a estas preguntas:

Respuestas a estas preguntas:

  1. ¿El niño se quedó solo en casa y un extraño está tratando de entrar a ella? Es necesario que, primero, llame a los padres y, sólo después, al servicio de emergencia. La conversación con un especialista puede ser larga y, mientras tanto, los padres podrán llamar a los vecinos que conocen y avisarlos.
  2. ¡No se debe aceptar de extraños ni comida, ni juguetes, ni ninguna otra cosa! Enseña a tu hijo que él puede disfrutar de vez en cuando de la generosidad de una vecina que le ofrece alguna golosina, pero nada más.
  3. Si hay peligro de incendio en la casa o el apartamento cuando no están los padres, es necesario salir de la zona afectada y llamar a emergencias. Mientras los Bomberos van hacia el lugar del incendio, él tiene que llamar a sus vecinos. ¡Intentar apagar el fuego por sus propios medios está estrictamente prohibido!
  4. Si, en la calle, un desconocido pide ayuda al niño, éste tiene que negársela. Es importante contestar con claridad y rapidez para justo después irse. Si una persona realmente necesita ayuda, en primer lugar, acudirá a los adultos.
  5. Animales. Lo más importante en esta situación es mantener la calma, y no provocar su ataque. A los perros no se les debe mirar a los ojos, pero se puede distraer su atención con cualquier cosa, por ejemplo, una gorra, un paraguas o un cuaderno. Echa cuidadosamente este objeto a un lado y ve retirándote gradualmente de la manada, sin darle la espalda.
  6. Enséñale a tu hijo que no puede entrar a la casa de gente desconocida. Incluso si el extraño asegura que es un amigo de la familia. Además, también está prohibido visitar la casa de los niños de su misma edad, si no los conoce. Un niño siempre puede negarse diciendo que le está vigilando uno de sus padres.
  7. El niño debe abandonar inmediatamente el apartamento y acudir a los vecinos para que llamen a los bomberos.
  8. Entrar en un ascensor con extraños está prohibido. Enseña a tu hijo a negarse si le proponen hacerlo. En esta situación, el niño puede decir que está esperando a sus padres que están a punto de llegar. Y recuérdale que sólo los adultos que conoce muy bien son una compañía segura.
  9. La decisión correcta en esta situación es entrar en un supermercado, una peluquería o cualquier edificio público, y una vez allí, llamar a los padres.
  10. No se puede abrir la puerta a los extraños. Parece que todo el mundo lo sabe. Asegúrate de que el niño ha entendido correctamente todas las partes de esta regla. Algunos niños creen firmemente que el principal peligro detrás la puerta debe de ser un hombre. Sin embargo, también necesita saber que peligrosas pueden ser, tanto las lindas abuelitas y las mujeres buenas, al igual que ciertos niños.
  11. ¿Y si alguien desconocido agarra a tu hijo? La acción más correcta sería llamar la atención de las personas de su alrededor. Se puede gritar, luchar, y si hace falta, hasta agarrar una piedra y romper con ella una ventana o un coche si es necesario. La compensación del daño no te costará tanto como las consecuencias de un encuentro desagradable con posibles atacantes.
  12. Si el niño, de repente, se pierde entre la multitud, hay que enseñarle antes a mantener la calma. Es necesario moverse poco a poco hacia el borde de la muchedumbre, pero nunca ir en dirección contraria a la misma. Está prohibido acercarse a objetos sobresalientes, tales como postes y redes. Si el niño se encuentra entre la multitud con un adulto conocido, entonces debe pedirle que lo lleve en los hombros.
  13. Si el niño se encuentra en la calle y lo sorprende una tormenta eléctrica, lo primero que debe hacer es encontrar un refugio seguro. Puede entrar en una tienda cercana o un portal de una casa. Si no hay un refugio próximo, puede esconderse debajo de los árboles bajos en un parque. Está prohibido refugiarse cerca de estructuras metálicas, estanques de agua, árboles altos y automóviles. Recuerda que el relámpago más peligroso es el que sigue inmediatamente al trueno.
  14. No se debe sucumbir a provocaciones y amenazas maliciosas. Si el niño recibe amenazas, debe dirigirse inmediatamente a sus padres o tutores. La tarea de cada padre es establecer una relación de confianza con el niño sin invadir su espacio personal.
  15. ¡El niño debe saber que no debe pararse sobre un río o lago congelado: esto está estrictamente prohibido! Para esos entretenimientos existen lugares especiales bajo la supervisión de los adultos.
  16. Explícale a tu hijo los peligros que pueden acarrear los medicamentos. Incluso si el niño está seguro de que el ibuprofeno quita el dolor de cabeza, sacar medicamentos del botiquín en ausencia de los padres está prohibido. En caso de malestar, se debe llamar siempre a mamá, papá, o a un familiar cercano.

Enseña al niño las reglas de seguridad poco a poco y de manera constante. Así evitarás que se meta en problemas, y él sabrá cómo manejar ciertas situaciones peligrosas. Haz que el niño esté atento y sea precavido, pero deja también que disfrute de la época más bella de la vida: su infancia.

Imagen de portada depositphotos
--6-
31k