Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Descubre qué personalidad predomina en ti

La psicología diferencial se encarga de estudiar aquellos aspectos que distinguen a una persona de otra y para hacerlo, clasificaron distintas personalidades. Para que puedas entender esto un poco más y saciar tu curiosidad, Genial.guru te cuenta cuáles son las principales personalidades que existen.

Si bien dentro de una misma persona pueden manifestarse distintas personalidades, siempre hay una que sobresale o se destaca. Descubre cuál de ellas encaja con tu forma de ser.

Tener una personalidad rebelde no significa ir por la vida discutiendo y pelando con todos, sino ser alguien que cuestiona las formas de pensar de un modo frontal. Aquellos que tienen este perfil son muy inteligentes y la autoridad es algo con lo que chocan de modo frecuente.

Opuesta al rebelde, son personas que buscan cierta estabilidad, por lo que tienen hábitos y costumbres muy arraigadas, logrando así que las novedades o los cambios no sean bien recibidos.

Es una personalidad ciclotímica. Hace referencia a las personas que expresan grandes emociones con facilidad, por ejemplo, llorar con el solo hecho de recordar algo feo, o por el contrario enfurecerse con algo insignificante.

Aunque es difícil de pronunciar, es la personalidad opuesta al ciclotímico, es decir, aquellos que tienen este perfil experimentan las emociones de una forma muy débil. Por lo general, tienden a aislarse porque no se sienten cómodos sociabilizando.

Esta personalidad analiza las situaciones desde una perspectiva diferente a los demás. Aquel que la posee construye sus propias conclusiones desde su punto de vista y no desde otros. Es decir, tiene una opinion formada muy fuerte.

A diferencia de la personalidad astuta, aquellos que son ingenuos confían plenamente en las personas y por lo tanto sus opiniones están basadas a partir de la perspectiva de los demás. Nunca piensan que puede ser algo malo, lo que los convierte en muy influenciables.

Aquel que tiene este tipo de personalidad busca manifestar, comunicar o expresarse a través de un intercambio con su entorno. Esto quiere decir que disfruta de la compañía de personas, ama el diálogo y todo lo que implica movimiento.

Esta personalidad es opuesta a los extrovertidos, no significa que necesariamente este tipo de personas sean tímidas, sino que no tienen la necesidad de estar expresándose y comunicándose de forma constante. Sin embargo, su cabeza es súper activa, piensan mucho, sueñan, imaginan.

Este tipo de personalidad logra equilibrar sus aspectos emocionales. Lo que no significa que aquellos con este perfil deban ser alegres todo el tiempo, sino algo más estables, incluso hasta pueden tener un aspecto serio.

Aquel que tiene este tipo de personalidad se complica a la hora de tomar decisiones y llevar a cabo sus proyectos. Esto ocurre porque sus pensamientos recaen en un “círculo” vicioso del que le cuesta salir.

Básicamente este tipo de personalidad se caracteriza por tener muy poca tolerancia a la frustración, experimentando así una sensación de rabia. Por lo tanto, la amabilidad no es algo que caracterice a alguien con este perfil.

Esta personalidad combina algunas otras, es decir, quienes la tienen son personas con baja tolerancia a la frustración, experimentan distintas emociones con facilidad y son ansiosas. Si te sientes identificado, es importante que trabajes en eso porque tienes tendencia a la depresión.

Es similar al pesimismo, solo que aquellos que tienen esta personalidad tienden a pensar que no hay motivaciones nobles o genuinas de las otras personas, sino que algo malo se esconde detrás. En otras palabras, son desconfiados.

Imagen de portada depositphotos
Basado en material de psicologiaymente.net