Genial
Genial

Qué le puede pasar a nuestra piel si dejamos de afeitarnos el vello corporal

Cuando celebridades como Miley Cyrus, Bella Thorne o Ashley Graham aparecen en la alfombra roja con vello corporal visible, la gente tiende a reaccionar de formas diferentes. Mientras que algunos piensan que es inapropiado, otros creen que es el momento de romper los anticuados estándares de belleza. Y aunque lo que cada uno decida hacer con su vello corporal es una elección propia, hay muchos beneficios para la salud respaldados por la ciencia si se lo deja crecer.

En Genial.guru hemos decidido analizar estos beneficios, y algunos de ellos pueden hacer que quieras deshacerte de tu rasuradora de una vez por todas.

1. Serás menos vulnerable a las infecciones de la piel

Aunque estés acostumbrado a afeitarte y lo hagas a diario, es casi imposible evitar los rasguños y los pequeños cortes que pueden ser irritantes y, si no se tratan adecuadamente, pueden provocar diversos problemas en la piel. Las aparentemente inocentes afeitadas pueden causar una afección cutánea común llamada foliculitis. Cuando los folículos pilosos están dañados, es más fácil que las bacterias se introduzcan en ellos y causen una infección.

2. Puede prevenir ciertas afecciones de la piel

Si optas por dejar el vello corporal intacto, te ahorrarás el riesgo de sufrir lesiones y tener vellos encarnados, que son las consecuencias más comunes y frustrantes del afeitado. Las microrroturas que aparecen en la piel cuando te afeitas pueden provocar otras molestas afecciones, como irritación, granos en las axilas y marcas en la piel.

3. Puede ayudar a que tu piel se cure más rápido

Si tienes moretones o heridas en el cuerpo, es mejor que dejes de lado la rasuradora durante un tiempo, porque el vello corporal puede acelerar el proceso de curación. Los folículos pilosos contienen células madre que ayudan a curar la piel de las llagas y los cortes más rápidamente.

4. Puede reducir las rozaduras

Si realizas mucha actividad física, probablemente estés familiarizado con la desagradable sensación que provocan las rozaduras y las erupciones indeseadas en las axilas. Esto ocurre porque la humedad, combinada con la fricción con el tejido, provoca roces en tu piel. Cuando decides no afeitarte el vello de las axilas, estás ayudando a reducir las posibilidades de que se produzcan más irritaciones.

¿Prefieres eliminar el vello corporal o dejarlo intacto? Cuéntanos en los comentarios.

Imagen de portada Shutterstock.com
Genial/Salud/Qué le puede pasar a nuestra piel si dejamos de afeitarnos el vello corporal
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos