Genial
Genial

16 Consejos para reutilizar esos alimentos que parecía que ya no servían

Puede ser que en tu refrigerador encuentres pequeñas porciones de alimentos que te sobraron de la cena y con las que no sabes qué hacer. O que hayas utilizado la mayor parte de una fruta o verdura y no se te ocurra qué preparar con lo que quedó. No pienses que la única opción que queda es tirar esos alimentos a la basura. Al contrario, con un poco de ingenio siempre puedes aprovecharlos.

En Genial.guru compartimos contigo estos consejos para que puedas reducir al máximo la cantidad de ingredientes que desperdicias y así darle una mano al planeta, además de contribuir a tus finanzas.

  • Si tienes pan que ya se endureció, puedes molerlo y hacer empanizador, o cortarlo en cubos y hacer crutones para ensaladas o sopas.
  • Cuando prepares salsa, es mejor añadirla a los alimentos justo en el momento en el que sirves cada plato. De esa forma, si sobra comida, puedes conservar la salsa aparte y utilizarla para otro tipo de platillos.
  • Si te sobra pescado, utilízalo para elaborar platillos que requieran algún relleno sabroso, como pimientos, tomates o calabacines. También puede servir para hacer empanadas.
  • Al deshuesar el pollo, conserva los huesos para preparar sopas o consomé con mayor sabor. Puedes congelarlos hasta que sea la hora de utilizarlos.
  • Si tienes pequeños excedentes de verduras que no sabes para qué usar, aprovéchalos para hacer caldos que les den sabor a tus comidas. Puedes separar el caldo en porciones y congelarlo en una cubeta de hielos para utilizarlo cuando sea necesario.
  • Otra receta que puedes hacer con pequeñas cantidades de verduras es una tortilla española. Las verduras también son ideales para pasteles o guisados sabrosos y coloridos.
  • Las pequeñas cantidades de yogur se pueden utilizar como salsa y aderezo para ensaladas.
  • Los tomates maduros pueden triturarse para preparar salsas de pizzas y pastas.
  • No tires las frutas maduras, conviértelas en postres como compotas o mermeladas.
  • Si consumes café en grano, aprovecha la borra como fertilizante para tus plantas.
  • Guarda todos los pedazos de queso que te sobren para hacer una gran fondue casera con mucho sabor. Acompáñala con salchichas, carne, trozos de pan o verduras cocidas.
  • Las hojas de las verduras como el rábano, el betabel, el brócoli o la coliflor pueden servirte para preparar ricas ensaladas o guisados. Solo tienes que lavarlas bien.
  • Si haces demasiada pasta o arroz, aparta lo que no vayas a comer y guárdalo en el refrigerador para darles más textura a las ensaladas o guarniciones que lleves a la oficina.
  • Para conservar el perejil o el cilantro y evitar que se eche a perder, puedes congelarlo picado o incluso con sus ramas.
  • Cuando prepares ensaladas, condiméntalas justo antes de comer y solamente la cantidad que vayas a consumir. La sal, el aceite y el vinagre potencian el deterioro de las verduras.
  • Aprovecha las cáscaras de huevo y la piel de las papas y zanahorias como compost nutritivo para tus plantas.

¿Qué tip casero utilizas para reducir la cantidad de desperdicios? Compártelo con nosotros en los comentarios.

Genial/Consejos/16 Consejos para reutilizar esos alimentos que parecía que ya no servían
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos