Genial
Genial

17 Animales cuyos dueños, al verlos después del corte de pelo, exclamaron: “¿Qué es eso?”

Es bueno ser un gato: giras hacia un lado, todos te adoran, giras al otro, te siguen adorado... Pero luego, de repente, toman unas tijeras y te hacen el “corte de león” y suben las fotos a Internet. Después de eso, te quedas sentado en la ventana con un pincel en vez de cola y reflexionas sobre las decepciones del destino.

Genial.guru pasó varios días mirando imágenes de los usuarios bajo la categoría “antes” y “después”, y llegó a la conclusión de que un corte de pelo exitoso puede hacer lucir bien a cualquiera: un gato, un conejo o un perro. Pero un mal corte es todo lo contrario. Es bueno que al menos los sigan queriendo a todos como antes.

Y todos a su alrededor dijeron: qué maravilloso cachorrito

Esto sucede cuando el corte carré queda perfecto de pies a cabeza

El primer corte de Max

“Llevamos al perro a cortar el pelo, luego trajimos a esta criatura a casa y nos reímos hasta las lágrimas con sus nuevas patitas”

“Le cortamos el pelo al gato, se ofendió con todo el mundo menos conmigo, y durante tres días durmió solo en mi cama”

“Me explicaron que el corte sería con máquina ’al número tres’. Y yo nunca había visto el corte con máquina. Sí, admito que no soy experta. Y así llegamos a casa...”

“Gracias, en verdad tiene la mejor cola del mundo”

“La gata de mis amigos. Le cortaron el pelo por problemas con las pulgas. Dicen que ahora está muy ofendida”

¡Guau! Había un perro debajo de todo eso

“Realmente quería que mi conejo se viera bonito. Pero resultó que solo sabían cómo cortar el pelaje de perros y gatos”

“Le cortamos el pelo al gato en verano, ya que lo tenía todo enredado. Pensamos que no tendría frío. Pero el clima nos falló, el gato se congelaba. Envolví al pobre en una chaqueta. Está durmiendo”

Cada vez después de cortar su pelo, a Oliver le aparece una marca de Batman en el pecho

Cuando te encanta hacer coletas

“Le cortamos el pelo al gato y encontramos el esqueleto de otro gato”

“Mi padrastro decidió cortarle el pelo al perro en su tiempo libre”

Esa inusual sensación cuando vienes a la peluquería y pides solo “retocar un poco las puntas”... ¡Y ellos lo hacen!

“Tres pares de manos, mi pánico, un paquete de pelos, y aquí tienen el gato más aterciopelado y dulce del mundo, el señor bomboncito manchita”

Al final, nos parece que los gatos no tienen mucha suerte. Además, existe la opinión de que después de un corte de pelo, se altera su intercambio de calor natural y pueden aparecer quemaduras en su delicada piel, por el sol. Y ni hablar del daño en su orgullo. Por otro lado, a veces solo con la ayuda de unas tijeras nos podemos deshacer de los pelos enredados. ¿Qué opinas: cortar o no cortar?

Imagen de portada missblackrat / Pikabu
Compartir este artículo