Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

18 Encuentros con animales que resultaron tan inesperados como un búho en un autobús

No importa lo mucho que nos consideremos una población moderna repleta de tecnologías, aún así, en el fondo, cada uno de nosotros se siente atraído por la madre naturaleza. Porque cuando un gato se te acerca en la calle para pedirte una caricia, una mariposa se posa sobre ti o una ardilla te pide nueces, lo más probable es que te abrume un deleite infantil.

En Genial.guru a veces también nos sentimos como los chicos curiosos que éramos en la infancia. Y los protagonistas de nuestra selección no solo experimentaron lo mismo, sino que también lograron capturar sus encuentros inesperados con animales en una foto.

“Me fui de campamento. Me desperté en medio de la noche en la tienda de campaña y sentí una carga en mis piernas. Me asusté. Así que tomé una foto con cuidado para ver qué había allí y vi esto”

“Encontré 5 lagartijas de lengua azul recién nacidas debajo de un montón de zapatos”

“Qué gran servicio tienen en esta gasolinera”

Hay que cerrar la ventana para que no entren zorros volando

“Volví del almuerzo al trabajo, y allí estaba sentado este pequeño milagro”

“¿Qué cosas curiosas viste tú en el metro?”

“Esta ardilla vino y se sentó en una silla en mi porche para comerse su bellota”

“Un conductor severo”

“La gente se queja de que los niños patean o lloran en los aviones, pero a mí me tocó esta lindura que no dejaba de lamerme”

“Este dulce chico sin hogar se sentó en mi regazo y estoy increíblemente feliz”

“Esta ardilla me pidió comida en el Gran Cañón”

“Hoy un perro callejero entró en mi casa y se metió en la bañera mientras me duchaba. No hace falta decir que ahora tengo un nuevo compañero de cuarto”

“Encontramos a este pequeño a las 2 a. m. en la puerta de nuestra casa y lo llevamos con nosotros”

“Estaba paseando por la ciudad y de repente...”

“Hoy me ’dio cinco’ esta rana súper pequeña”

“Encontré a esta pequeña en el camino”

“Un colibrí golpeó nuestra ventana, y luego dejó que mi hermana lo sostuviera hasta que se sintiera mejor”

“Estaba caminando por la calle, y este perro decidió mirar directamente dentro de mi alma”

¿Y qué inesperados y agradables encuentros con nuestros hermanos menores tuviste tú?

Imagen de portada awesome_hnysk / twitter
Compartir este artículo