Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

15 Animales que tienen embarazos que van desde los 29 días hasta los 4 años

7-65
56k

Mientras que el tiempo de gestación de los humanos es de 9 meses, el embarazo de cada especie del reino animal es muy variable, oscilando entre los 29 días hasta los 4 años. Hay ejemplares que alcanzan rápidamente su madurez sexual y están listos para procrear en pocos días, mientras que a otros les toma mucho más tiempo. En las especies también varían mucho las formas de dar a luz, lo que hace que este mundo sea fascinante y muy interesante.

Genial.guru quiere hablarte sobre 15 madres del reino animal, de sus respectivos períodos de gestación y de las particularidades de sus partos.

1. Conejo (29 a 35 días)

El período de gestación de los conejos es uno de los más cortos en todo el reino animal. Este oscila entre los 29 y 35 días. Las conejas prefieren un clima cálido para parir, pero inmediatamente después de hacerlo, ya están lista para volver a reproducirse.

La madurez sexual de los conejos es precoz, y la cantidad de crías por parto es muy numerosa. Por eso, en ciertos países, la superpoblación de estos tiernos mamíferos se ha salido de control, llegando a convertirse en una verdadera plaga.

2. Koala (35 días)

El tiempo de gestación de los koalas es de tan solo 35 días. Cuando las crías nacen, apenas miden 2 centímetros de longitud y pesan menos de un gramo. Esto se debe a que son marsupiales y terminan de desarrollarse dentro de la bolsa de su madre. Recién 6 meses después de estar dentro del marsupio completan su desarrollo, mientras yacen allí calentitos y su mamá los amamanta.

En promedio, los koalas dejan pasar dos años entre cada gestación, lo que significa que una hembra puede tener solo entre 5 y 6 crías en toda su vida adulta. Este factor, sumado a la pérdida de su hábitat por los incendios forestales que tuvieron lugar en Australia, ha convertido al tierno koala en una especie funcionalmente extinta.

3. Perro (63 días)

El embarazo de las perras dura 63 días en término medio, con un rango que va desde los 58 a los 68, teniendo por parto alrededor de 6 cachorros (no obstante, ​las razas grandes pueden tener camadas más numerosas).

Las hembras entran en celo dos veces por año, cuando sus órganos están preparados para la gestación. Como los óvulos sobreviven y pueden ser fertilizados varios días después de la ovulación, es posible que una hembra se aparee con más de un macho. Por eso es común ver a cachorros de una misma camada con un aspecto muy diferente el uno del otro.

4. Gato (62 a 67 días)

Tan solo a los 4 o 5 meses, las gatas ya están listas para reproducirse. El embarazo dura normalmente entre 62 y 67 días, es decir, de 9 a 10 semanas. Las gatas generalmente son autosuficientes e instintivas, por lo que casi no necesitan de ayuda a la hora de parir.

Cuando comienza a expulsar a sus crías, la gata corta el cordón umbilical y empieza a limpiar a cada uno de sus gatitos. En el caso de ser necesario, también puede animarlos y estimular su respiración a través de lengüetazos. Por lo general, cada camada está compuesta por entre 3 y 6 gatitos, y, al igual que los perros, pueden ser de distintos padres.

5. Lobo (62 a 75 días)

El tiempo de gestación de las hembras de lobo es de 62 a 75 días, pero las crías pueden nacer unos días antes de ese término. Estos animales solo pueden tener una camada de lobeznos al año. Al nacer, estos pesan de 300 a 500 gramos, y su capacidad visual se activa en poco menos de dos semanas.

Hay ciertos aspectos de los lobos que son similares a los de los seres humanos. Por ejemplo, cuando nacen los nuevos miembros de la manada, todos los integrantes tienen la responsabilidad de protegerlos. Además, la pareja de progenitores es monógama, por lo que se mantiene unida durante toda la vida y solo se sustituye a un miembro cuando este muere.

6. Oso americano (6 a 7 meses)

La gestación de los osos americanos dura entre seis y siete meses. Recién a los diez días de la cópula comienza el desarrollo del embrión, lo que se conoce como implantación diferida, y permite evitar los nacimientos en el otoño. Los oseznos nacen típicamente en enero y febrero. Cada parto cuenta con uno o dos, y, si hay más cantidad, pueden ser hasta seis. Al nacer, estos miden de 15 a 20 centímetros, y pesan entre 200 a 450 gramos cada uno. Nacen sin pelos, con los ojos azules y ciegos.

Se alimentan de la leche materna (la mamá oso los amamanta en posición sentada) en la osera durante el invierno. Cuando salen al mundo exterior en primavera y dejan de ser lactantes, su supervivencia depende de la aptitud de la madre para enseñarles a cazar y encontrar una guarida. Además, debe enseñarles cómo subir a los árboles para escapar de los depredadores. Algo curioso es que los osos machos no participan en la educación de los oseznos.

7. Vaca (9 meses)

El tiempo de gestación de las vacas es el más parecido al de los seres humanos. Es de 9 meses o 280 días en promedio, comprendiendo entre 276 y 283 días de gestación. Luego de ese período, el ternero ya se encuentra listo para nacer.

La primera fase del parto de la vaca tiene una duración máxima de 24 horas y se inicia cuando comienza la dilatación. Una vez alcanzadas las condiciones necesarias, el ternero o becerro finalmente nace. Las vacas experimentadas no suelen necesitar ayuda en esta fase, pero las primerizas probablemente sí. Generalmente, las vacas tienen una sola cría por parto, y, si gozan de buena salud y están bien alimentadas, pueden tener hasta seis terneros en toda su vida adulta.

8. Caballo (11 meses)

El tiempo de gestación promedio de un caballo es de 11 meses, aunque puede suceder que, en ocasiones, el parto se adelante a los 10 meses o se extienda hasta cumplir el año. Un nacimiento antes del día 300 de gestación se considera prematuro, y la cría tiene pocas posibilidades de sobrevivir. En la absoluta mayoría de los partos, las hembras tienen un solo potrillo.

Como la producción de leche materna comienza antes del nacimiento, es común ver las ubres de las yeguas expulsando algunas gotas de líquido. Una vez que nace el potrillo, se pone de pie a los pocos minutos para alimentarse. Los primeros 6 meses de vida, el pequeño solo toma leche materna, y, luego de ese período, su alimentación se complementa con otros alimentos sólidos.

9. Perezoso (11 meses y medio)

Estos animales de lentos movimientos que viven principalmente en las copas de los árboles se aparean una sola vez al año y tienen una sola cría. Cuando se inicia la temporada de apareamiento, la hembra emite unos estridentes gritos parecidos a un quejido. Luego de 11 meses y medio de gestación, nace la cría, la cual es muy dependiente. Eso hace que permanezca durante 25 días aproximadamente aferrada al pelaje de su madre. Luego se separa de ella, y, a los 8 meses, ya puede valerse por sí misma.

Las hembras alcanzan la madurez sexual a los 3 años, y los machos, a los 5.

10. Manatí (12 meses)

La cría del manatí nace bajo el agua, y la gestación dura alrededor de 12 meses. La madre ayuda al recién nacido a subir a la superficie para respirar por primera vez, y, tan solo una hora después de nacer, el pequeño ya puede nadar fácilmente junto a su madre. En la mayoría de los partos, solo una cría nace, aunque, en extrañas ocasiones, han nacido dos.

La hembra los alimenta con leche materna hasta los 12 o 18 meses. El padre no participa de los cuidados de la cría, ya que no se establecen relaciones perdurables entre macho y hembra. Si la cría muere poco después del nacimiento, pueden pasar hasta 2 años para que la hembra vuelva a quedar preñada. El período entre cada nacimiento es de aproximadamente 2 a 5 años.

11. Jirafa (13 a 16 meses)

La jirafa, el animal más alto del mundo, tiene un largo período de gestación que oscila entre los 13 y 16 meses. Los partos de las jirafas son muy particulares, ya que tienen a sus crías de pie, por lo que la pequeña jirafa debe ser bastante fuerte para no dañarse al caer. Una vez en el suelo, su madre ayuda a la cría a ponerse de pie.

Una jirafa recién nacida mide 1,80 metros de altura, y puede desplazarse por sí misma y con bastante agilidad. Sin embargo, durante las primeras semanas de su vida, permanece siempre junto a su madre.

12. Morsa (15 a 16 meses)

Las hembras morsa maduran sexualmente entre los 4 y 6 años de edad; sin embargo, generalmente no se reproducen hasta tener 10 años. La gestación dura de 15 a 16 meses. El óvulo se divide y deja de crecer para mantenerse flotando en el útero por cuatro a cinco meses. Después se implanta en la pared del órgano para continuar su desarrollo.

Generalmente, las hembras dan a luz a una sola cría, pero se han registrado casos inusuales en los que han nacido dos. Las crías, por instinto, saben nadar bien cuando nacen, aunque pesen entre 45 a 75 kilogramos. La leche materna está compuesta por 10 % de proteína, 30 % de grasa y 60 % de agua, lo que hace que, en cuestión de semanas, la cría crezca y se ponga fuerte.

13. Orca (15 a 18 meses)

El período de gestación de las orcas es sumamente largo, pues se prolonga de 15 hasta 18 meses. Los nacimientos pueden ocurrir en cualquier momento del año, pero son más frecuentes durante el invierno. Las hembras dan a luz a una sola cría, y los intervalos entre nacimientos varían de acuerdo con su ubicación geográfica: el rango puede ir desde tres hasta diez años, pero ha habido casos especiales donde una hembra pasó menor tiempo en tener otra cría después de que la anterior muriera.

Las hembras son “madrazas” que amamantan y protegen a sus crías de otros depredadores, permaneciendo a su lado hasta que pueden valerse por sí mismas. Durante ese período, las pequeñas orcas aprenden a cazar y a defenderse. Los machos, en cambio, no tienen ningún contacto paternal con ellas.

14. Elefante (22 o 23 meses)

El elefante es el animal con el tiempo de gestación más largo del reino animal terrestre, con una duración de 22 o 23 meses. Dentro del vientre materno, una cría promedio llega a pesar aproximadamente 120 kilogramos y a medir 1 metro, y ese es un motivo del largo período gestacional. Otra razón para una gestación tan prolongada es para que el animal desarrolle bien su cerebro, ya que este es una estructura compleja que lo hace inteligente y capaz de sobrevivir e integrarse con el resto de la manada.

El momento del parto no es tan largo como la gestación; por el contrario, es muy breve. Dura una hora aproximadamente, y las hembras dan a luz de pie. Apenas nace, la cría de elefante es capaz de levantarse y valerse por sí misma para llegar a la ubre de la madre, quien la amamantará por varias horas.

15. Tiburón (12 a 42 meses)

La gestación de este animal marino va desde los 12 meses en algunas especies, hasta los 42 meses en el caso del tiburón anguila; es decir, casi cuatro años de embarazo, lo que constituye un récord dentro la gestación del reino animal.

De acuerdo con la especie, hay tres formas de traer bebés al mundo. Una es pariendo a tiburones vivos que apenas nacen ya saben cómo sobrevivir y no dependen para nada de su madre, la cual se desentiende de ellos. Para reproducirse, otras especies ponen huevos que luego esconden y que suelen tener una funda protectora. Hay otras especies ovovivíparas que también nacen de huevos, pero que se desarrollan dentro de la hembra hasta que eclosionan y se produce el nacimiento de las crías.

¿Cuál de estas madres te sorprendió más? ¿Sabes cuánto dura el embarazo de otros animales? ¿El parto de qué especie te resultó más curioso? Cuéntanos en la sección de comentarios.

7-65
56k