Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

10 Monstruos del cine que fallaron épicamente en hacernos saltar del susto

8-38
933

Un monstruo es una criatura híbrida cuya apariencia está compuesta por la combinación de elementos humanos, animales y necrológicos, es decir, un ser sobrenatural o fantástico. A simple vista, esta mezcla suena terrorífica, pero ese no siempre es el caso, y más adelante entenderás por qué.

A estos 10 monstruos ya los conocemos, pero en Genial.guru queremos hablarte más sobre ellos y darte un breve razonamiento de por qué creemos que fallaron en su misión de ser tenebrosos.

1. E.T. (E.T., el extraterrestre, 1982)

Quién fue: después de ser descubierto durante una visita a la Tierra, un grupo de alienígenas debe huir dejando a uno de sus integrantes atrás. Aquí es donde la historia del pequeño E.T. comienza. En un mundo extraño, sin entender nada, encontró a un amigo, Elliot, quien le dio apoyo emocional. Poco a poco, el extraterrestre fue adaptándose a su nueva vida, pero sin olvidar su hogar, lo que lo llevó a construir un aparato para comunicarse con los de su especie. Sin embargo, el forastero se enfermó, y su estadía en la Tierra se volvió crítica.

Por qué no dio miedo: quizá la idea de un ser extraño y desconocido llegando a la Tierra podría generarnos miedo, pero eso no sucedió en este caso. Esta película logró hacer que muchos de sus espectadores de enamoraran de su trama y personajes, sin importar el aspecto o cuestionable propósito de E.T.

2. Rayita (Gremlins, 1984)

Quién fue: en el mundo de los gremlins, unos monstruos malvados y destructivos que mutan en pequeñas criaturas esponjosas y peludas, Stripe (o Rayita, en español) es el más fuerte, inteligente y mortal de toda la especie. Entre sus planes están apoderarse de Kingston Falls, crear más gremlins y vengarse de quienes le causaron problemas.

Por qué no dio miedo: a pesar de que este personaje fue hecho para causar “terror” (además de ser el antagonista de la película), su línea de pelo blanco, sus grandes orejas y graciosos sonidos al hablar no contribuyeron en nada a que fuera recordado como un monstruo tenebroso.

Quién fue: a este legendario personaje lo hemos visto en varias versiones con diferentes tamaños y colores. Sin embargo, cada entrega cinematográfica puede variar en cuanto a su tono. Por ejemplo, las películas pueden tocar temas políticos, mitológicos, siniestros o, como lo hemos visto en las más recientes versiones, mostrar a la criatura en cuestión junto a alienígenas y monstruos en cintas de acción pura. En cuanto al cometido del personaje principal, lo podemos ver como un ente destructivo o siendo aliado de los humanos.

Por qué no dio miedo: dependiendo de cómo sea presentado en cada película, por alguna razón, Godzilla no es un personaje que precisamente nos genere algún tipo de temor más allá de la euforia de saber qué pasará cada vez que lo veamos en acción.

4. Pegajoso (Cazafantasmas, 2016)

Quién fue: este personaje desordenado, desastroso, sucio y glotón es la oveja negra de su especie, puesto que no se lleva bien con los suyos. Y, a pesar de ser un fantasma, se asusta fácilmente por poseer rasgos que lo hacen comportarse como un niño.

Por qué no dio miedo: al conocerlo fue fácil darnos cuenta de que este peculiar fantasma sería uno al que le tendríamos cualquier tipo de sentimiento, menos temor. Y, después de que los cazafantasmas le dieran un hogar, el cariño de los espectadores hacia él comenzó a crecer poco a poco.

5. El basilisco (Harry Potter y la cámara secreta, 2002)

Quién fue: en el mundo de Harry Potter, el basilisco es una serpiente gigante conocida como el “rey de las serpientes”. Puede medir hasta más de 15 metros de largo, y su vida puede durar cientos de años. A pesar de que es una criatura incontrolable, las personas que hablan pársel pueden domarla. Sin embargo, la característica más tenebrosa de este ser es su habilidad de atacar con sus ojos, los cuales son totalmente peligrosos para quien los vea, puesto que, de hacerlo, la persona quedará petrificada inmediatamente.

Por qué no dio miedo: para las personas que les tienen temor a las serpientes, este personaje puede parecer tenebroso. Sin embargo, debido al tono leve de terror que las películas de esta saga presentan, este monstruo no generó un mayor revuelo entre sus espectadores más allá del suspenso que desató por la lucha entre él y Harry mientras estaban en la Cámara de los Secretos.

6. Gollum (El Señor de los Anillos, 2001)

Quién fue: a Gollum (o Sméagol) lo conocimos en la trilogía de El Señor de los Anillos. Aprendimos parte de su historia y cómo pasó de ser un hobbit a convertirse en esa extraña criatura al haber sido corrompido por el Anillo, el cual repetitivamente llamaba “mi precioso”. Esto nos dejó claro cuán grande era su obsesión por tal objeto, aunque también pudimos ver cuánto luchó contra tal deseo como también por liberarse de él.

Por qué no dio miedo: el aspecto de este personaje es, probablemente, la característica más “tenebrosa” de él. Desde que vimos a Gollum por primera vez, hasta que lo observamos caer en la lava junto al anillo, tuvimos la oportunidad de crear una complicidad con él al entenderlo, escucharlo y conocer a fondo su dolor y obsesión, lo que, al final, nos enseñó más de lo que nos atemorizó.

7. Shrek (Shrek, 2001)

Quién fue: a Shrek lo vimos por primera vez como un simple ogro de piel verde con una estatura intimidante que odiaba a todos por ser maltratado y no ser aceptado por nadie. Pero a lo largo de todas sus apariciones en cada una de sus películas, pudimos ver a un Shrek cambiante que terminó volviéndose más humano y menos “bestial y grotesco”, como fue presentado al principio. Lo vimos hacer amigos, enamorarse y pasar por situaciones extremas.

Por qué no dio miedo: sin importar qué tan “malo” se lo haya presentado desde un principio, fueron esos cambios notables y su extravagante manera de ser los que nos hicieron caer enamorados de él en lugar de sentir un mínimo indicio de miedo en nuestros cuerpos.

8. King Kong (King Kong, 2005)

Quién fue: conocido también como la “octava maravilla del mundo”, King Kong es uno de los monstruos más famosos del mundo. Lo conocimos en 1933, y desde entonces no ha dejado de aparecer en nuestras vidas con su “tenebrosa” apariencia.

Por qué no dio miedo: a pesar de que, si nos encontramos con una criatura como esta en la vida real, sin dudas, moriríamos de miedo, este personaje no logró causar tal sentimiento a través de la pantalla. Quizá, la explicación de esto sea que el gigante primate creó una conexión sentimental con la protagonista de la película, lo que terminó haciendo que sintiéramos simpatía hacia él.

9. Carol (Donde viven los monstruos, 2009)

Quién fue: Carol fue uno de los personajes más importantes en esta película llena de monstruos con un simbolismo importante en la vida de Max, el protagonista y único humano entre tantas criaturas extrañas. Su impulsivo y progresivo carácter lo llevó a convertirse en el villano de la película, hasta que finalmente logró encontrar un poco de calma entre tanta molestia.

Por qué no dio miedo: aunque el comportamiento de Carol resultó ser algo molesto una que otra vez, fue su esponjosa y peluda apariencia la que no dejó que esta criatura causara casi ningún tipo de suspenso o terror. En cambio, nos enseñó cómo muchas veces no nos damos cuenta de cuán irracionales e impulsivos podemos ser.

10. Randall, Mike Wazowski y James P. Sullivan (Monsters, Inc., 2001)

Quiénes fueron: este trío es uno que nunca olvidaremos. Desde que estos personajes fueron presentados al mundo en Monsters, Inc., pudimos verlos vivir en su Monstruópolis y conocer más a fondo sus singulares personalidades: Randall, el ambicioso; Mike, el optimista, y Sullivan, el realista. Como si fuera poco, también tuvimos la oportunidad de verlos en sus versiones jóvenes cuando apenas eran universitarios, dándonos cuenta de lo mucho que cambiaron al hacerse adultos.

Por qué no dieron miedo: la idea de que existen monstruos viviendo en un mundo paralelo al nuestro y que se ganan la vida asustando a niños durante las noches puede sonar tenebrosa. Sin embargo, Disney le dio su toque alegre y logró que, en vez de temerle a este concepto, nos hiciéramos adictos a estas películas y a sus personajes, los cuales, hasta el día de hoy, muchos seguramente todavía recuerdan.

¿Qué otro monstruo recuerdas que casi casi te hizo saltar del miedo? No olvides compartir este artículo con tus amigos; quizá una de estas criaturas sí le haya causado miedo a alguno de ellos.

Imagen de portada E.T / Universal Pictures
8-38
933