“Él le sonrió”, cómo Angelina Jolie se enamoró de Maddox siendo un bebé y decidió adoptarlo

Crianza
hace 8 meses

Angelina Jolie es una activista que promueve la bondad y la justicia en todo el mundo. Aunado a su labor humanitaria y filantrópica, todos la voltearon a ver en 2002, cuando decidió adoptar a Maddox, siendo un bebé de Camboya. Al ser su hijo mayor, Maddox marcó el comienzo de una hermosa familia mixta.

Angelina Jolie no quería ser madre

Actualmente, Angelina Jolie es madre de 6 hijos hermosos, 3 de los cuales fueron adoptados. Y aunque nos cueste creer que la famosa actriz no quería tener un bebé, lo confirmó rotundamente al decir: “Nunca quise estar embarazada. Nunca fui niñera. Nunca me vi como madre”. Tras su viaje a Camboya, cambió su perspectiva y empezó a ver las cosas de otra manera.

El viaje de Jolie a Camboya

Camboya ocupa un lugar especial en el corazón de Jolie: fue el país donde filmó su exitosa película Tomb Raider en 2000. Desde entonces, se enamoró de su gente y quedó cautivada por lo que ocurría en el país en aquel momento.

Este país despertó su lado humanitario y en 2001 se puso en contacto con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados para convertirse en embajadora de buena voluntad. Ella lo recuerda así: “Aquel viaje hizo que me diera cuenta de lo poco que sabía y el comienzo de mi búsqueda de ese conocimiento”. Y, por si esto no fuera suficiente, para solidificar una fuerte conexión con Camboya, visitó un orfanato y conoció a su primer hijo, Maddox.

Eligió a Maddox entre los cientos de bebés huérfanos del país

La estrella de Hollywood visitó un orfanato camboyano con su entonces marido, Billy Bob Thornton, cuando vio al bebé Maddox, cuyo destino estaba a punto de cambiar. Jolie y Maddox tuvieron una conexión instantánea, según una antigua amistad, quien aseguró: “Por lo que tengo entendido, cuando ella visitó el lugar y vio a Maddox, él le sonrió y se levantó en lugar de llorar como todos los demás bebés. Eso tocó su corazón, por eso eligió a Maddox”.

Maddox no fue el único cuya vida cambió aquel día. Fue entonces cuando la actriz descubrió su epifanía maternal y su voluntad de ayudar a los niños desfavorecidos de todo el mundo.

Adoptar a Maddox no fue tarea fácil

Debido al tráfico de bebés que había en aquel entonces en Camboya, no era fácil para un extranjero adoptar un bebé de aquel país. Jolie, que se enfrentaba a dificultades legales, se puso en contacto con su amigo y antiguo socio camboyano, Sarath Mounh. Él añadió a Maddox a su registro familiar para que Jolie pudiera adoptarlo legalmente de un padre camboyano.

Maddox fue adoptado oficialmente el 10 de marzo de 2002 por Jolie como madre soltera. Le puso Maddox en lugar de Rath Vibol, que era su nombre de nacimiento.

Camboya siempre formará parte de la identidad de Maddox

A los 15 años, Maddox motivó a su madre a rodar la película nominada mundialmente, First They Killed My Father, un filme que refleja la experiencia de las memorias de la activista camboyana de derechos humanos, Luong Ung, cuando era una niña bajo el brutal régimen de los Jemeres Rojos. Maddox conocía a la activista camboyana y quería documentar lo ocurrido en su país.

Angelina Jolie se aseguró de ello

Durante el rodaje de la película, recuerda cómo se involucró Maddox: “Leyó el guion, ayudó con las notas y estuvo en las reuniones de producción”. La película fue dirigida por Jolie con Maddox trabajando activamente junto a ella, lo que le ayudó a profundizar en la historia de su país y a conectar con sus raíces.

Los fuertes lazos que Angelina mantiene con Camboya la llevaron a crear la Fundación Maddox Jolie en 2003, que acabó convirtiéndose en la Fundación Maddox Jolie-Pitt. Se dedica a paliar la pobreza rural extrema, proteger el medio ambiente y conservar la fauna salvaje en las zonas rurales del noroeste de Camboya. Asociar el nombre de Maddox y Camboya demuestra que ella lo está educando para que sea un orgulloso camboyano.

¿Qué te parece la historia de Angelina y Maddox? Esperamos tu opinión en los comentarios.

La labor filantrópica de Angelina Jolie ha dejado una huella indeleble en el mundo. Durante dos décadas ha defendido causas que van desde la ayuda a los refugiados hasta la conservación de la naturaleza. Su compromiso con los problemas mundiales es evidente en su papel de Embajadora de Buena Voluntad de ACNUR, sus esfuerzos por establecer reservas de fauna salvaje y sus generosas donaciones a diversas causas benéficas, incluida la ayuda en catástrofes.

Si nos centramos en la industria del espectáculo, Jolie ha mostrado preocupación por los estándares corporales poco realistas. A pesar de su riguroso entrenamiento para su papel en las películas de Tomb Raider, se sintió sorprendida por la aerografía de su imagen en los carteles promocionales. Esta muestra enfatiza las presiones a las que se enfrentan incluso las estrellas más aclamadas del mundo, lo que ha llevado a Jolie a abogar por la positividad corporal y una representación más inclusiva de la mujer.

En casa, el enfoque de Jolie como madre es único e inspirador. Al priorizar la libertad de educación y expresión, anima a sus seis hijos a labrarse su propio camino. Aunque mantiene ciertos límites para protegerlos de las trampas de la fama, su filosofía general se basa en la comprensión y la comunicación abierta, lo que garantiza que sus hijos crezcan en un entorno que celebra la individualidad y la resistencia.

Comentarios

Recibir notificaciones
Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Lecturas relacionadas