Investigaciones científicas lograron un rejuvenecimiento biológico y se acercaron al sueño de la eterna juventud

El rejuvenecimiento es uno de los tantos límites de la naturaleza que la humanidad constantemente intenta desafiar. Asociado en el pasado a la magia y a la mitología, como la famosa fuente de la juventud, en la actualidad, este se ha convertido en una disciplina de la medicina enfocada en la reversión del proceso de envejecimiento. Esta ciencia no trata de hacer más lento el paso de los años, ni de lograr mejoras superficiales como las que pueden brindarnos algunos cosméticos o las cirugías estéticas, sino directamente revertir el daño que el tiempo produce en las células, tejidos y órganos.

Genial.guru recopiló algunas de las investigaciones más innovadoras sobre este tema, las cuales buscan llevar el umbral de lo posible a terrenos sorprendentes.

Un ensayo que logró rejuvenecer la edad biológica

Científicos de la Universidad de California lograron, por primera vez, rejuvenecer a un grupo de nueve hombres mayores de 50 años. Durante un año, a los pacientes se les dio medicamentos para tratar la diabetes y una hormona de crecimiento con la idea de detener su envejecimiento. Pero los resultados preliminares los sorprendieron: los voluntarios rejuvenecieron su edad biológica en unos 2 años y medio.

El ensayo, publicado en la revista Nature, apuntaba a restaurar el tejido de la glándula timo, un órgano central para el buen funcionamiento del sistema inmunológico. El envejecimiento de las células no solo se detuvo, sino que se logró rejuvenecerlas en todos los voluntarios.

Aunque los resultados abren la puerta al sueño de una eterna juventud, los científicos advierten que necesitan profundizar la investigación: conseguir más participantes, sumar mujeres e incluir un grupo de control (personas a las que no se les brinden los medicamentos y que sean evaluadas junto con las que sí los reciban).

Las pistas regenerativas que brinda el ajolote

Regenerar extremidades amputadas y órganos dañados, curar heridas sin dejar cicatrices y revertir el proceso de tejidos dañados. No, no estamos hablando de los poderes mutantes de Wolverine, sino de las capacidades que tiene el ajolote y que el ser humano sueña con poder imitar.

Este anfibio oriundo de México es el único animal vertebrado capaz de regenerarse. Por eso, un grupo de científicos de varios países mostró especial interés en decodificar su genoma y buscar pistas de su secreto. Al hacerlo, estos científicos descubrieron que este particular animal tiene 32 mil millones de bases pares de ADN, diez veces más que el humano.

“Este hallazgo será una poderosa herramienta para estudiar la base molecular de la regeneración de extremidades y otras formas de recuperación”, afirmaron los investigadores. “Abrirá la puerta a una cantidad inmensa de oportunidades para estudiar cómo se regeneran los organismos”, añadieron.

Revertir la pérdida de memoria ocasionada por el paso de los años

La disminución de la memoria por envejecimiento afecta, en mayor o menor grado, a todos los seres humanos. Pero neurocientíficos de la Universidad de Boston (Estados Unidos) descubrieron que esta situación puede revertirse temporalmente usando una forma inofensiva de estimulación eléctrica en el cerebro.

Los investigadores realizaron algunas pruebas mentales en un grupo de 42 personas de entre 20 y 29 años, y otras 42 de entre 60 y 76. Los de mayor edad eran más lentos y menos precisos. Luego, se los estimuló durante 25 minutos con suaves ondas eléctricas no invasivas con el objetivo de mejorar su memoria a corto plazo.

Después de esa intervención, la memoria de trabajo en los adultos mayores mejoró para coincidir con el grupo más joven, y el efecto duró unos 50 minutos. La explicación es que la estimulación ayudó a la conexión entre la corteza prefrontal y el lóbulo temporal, dos regiones del cerebro que tienden a desincronizarse con el paso del tiempo. Ahora, el desafío es lograr que el efecto sea más permanente.

La “magia” de rejuvenecer células viejas

Las células cumplen un ciclo y mueren cuando son reemplazadas por otras nuevas o ante factores adversos, como una enfermedad. Revertir ese proceso implica detener los procesos degenerativos que se desarrollan con el paso del tiempo. A pesar de eso, un estudio realizado por las Universidades de Exeter y Brighton (Reino Unido) logró rejuvenecer células humanas.

Los investigadores aplicaron compuestos llamados análogos de reversatrol (un químico que se produce de forma natural en plantas como las uvas y los arándonos) en un cultivo de células viejas humanas. En cuestión de horas, parecían más jóvenes y comenzaron a dividirse, proceso fundamental para producir el crecimiento de los seres vivos.

“Cuando vi que algunas de las células se rejuvenecían, no podía creerlo. Estas parecían células jóvenes a pesar de ser viejas. Fue como magia”, dijo Eva Latorre, investigadora de la Universidad de Exeter. Este descubrimiento tiene el potencial de conducir a terapias que podrían ayudar a las personas a dejar de experimentar algunos de los efectos degenerativos que se producen al envejecer.

Un sistema inmunológico más joven

El sistema inmunológico es la defensa natural del cuerpo contra las infecciones externas e internas. Tiende a perder su fortaleza a medida que el ser humano envejece, lo que conlleva a ser más proclive a contraer infecciones y enfermedades. Científicos de varias universidades estadounidenses y británicas creen que encontraron la forma de rejuvenecerlo, lo que implica alargar la calidad y esperanza de vida.

En un ensayo clínico, un grupo de personas de 65 años o más recibió durante 6 semanas medicamentos experimentales conocidos como inhibidores de mTOR. Un año después de la prueba, tuvieron casi la mitad de infecciones que el grupo de control que solamente recibió placebos. Además, mostraron una mejor respuesta a la vacuna contra la gripe.

“La función inmune fue solo una de las cosas que mejoró”, dijo el médico Joan Mannick, quien trabajó en el ensayo. Ahora, después de comprobar los resultados positivos para combatir enfermedades respiratorias, los investigadores planean probar los medicamentos en otras afecciones relacionadas con la edad, como las enfermedades neurodegenerativas.

¿Estás de acuerdo con que la ciencia busque rejuvenecer al ser humano? ¿O piensas que es mejor no interferir en este proceso natural? ¿Hasta dónde piensas que puede llegar la medicina en su búsqueda de mejorar la calidad de vida? Nos encantaría leer tus respuestas en la sección de comentarios.

Compartir este artículo