Genial
Genial

10+ “Tips” para la cocina que harán más sencilla nuestra estancia en ella

Chefs profesionales, mamás, papás, jóvenes iniciando una vida independiente y todo aquel que cocina tienen uno o varios trucos que les facilitan la preparación de sus alimentos. También cuentan con una lista de ingredientes elementales que mejoran los sabores o utensilios que les hacen más sencillo el procedimiento.

En Genial.guru compartiremos contigo consejos culinarios que al aplicarse, ayudan a tener una estancia más fácil en la cocina.

1. Ingredientes que hacen la diferencia

Por sutiles que parezcan a la vista, el aceite de oliva, el queso parmesano, las especias, la salsa de soya, la pimienta y el ajo elevan un platillo. No temas utilizarlos. Experimenta y encuentra sabores por disfrutar. Además, ¡son muy accesibles!

2. Conserva por más tiempo tus hojas verdes refrigeradas

Para que tu lechuga, espinaca, hierbabuena, col, berros, entre otras hojas verdes, duren más en el refrigerador, envuélvelas en toallas de papel y guárdalas en una bolsa de plástico o un recipiente cerrado. Esto también funciona con el apio, pero con este utiliza papel de aluminio (papel plata).

3. Nunca sobran los utensilios de cocina

Sean pinzas, cucharas, rejas, coladores, espátulas, espumaderas, ralladores, batidores, cuchillos, abrelatas, entre muchos otros, siempre llega el día en que los necesitamos. Aunque creas que ese cuchillo puede con todo, los cortes de carne, pan y verduras necesitan su herramienta particular.

4. Descongelado de carne, pollo y pescado

Basta con colocar nuestra carne, pollo o pescado congelado en una bolsa de plástico hermética y sumergirlos por completo en un recipiente con agua fría. Cámbiala después de 30 minutos. Cuando se encuentren a temperatura ambiente, podrás comenzar a cocinarlos. Este proceso te ayudará a obtener una cocción más uniforme.

5. Comida fácil gracias a estos aparatos

En ocasiones contamos con poco tiempo para utilizar la estufa y preparar la comida. Para esos momentos tenemos aliados, como el horno eléctrico y de gas, que en minutos asan un trozo de carne o pescado, o las freidoras de aire, que son una opción para quienes no quieren consumir tanta grasa. Prepara ahí papas fritas o alitas. No te olvides del microondas, un clásico de las cocinas modernas.

6. Atún al rescate

El atún enlatado es un inquilino de la alacena a la espera de llegar a nuestra mesa. Su facilidad para mezclarse hace que podamos acompañarlo con pasta, aguacate, lechuga, jitomates o algunos tipos de queso. Siempre va bien con galletas saladas, pan de caja o tostadas.

7. Elimina de tu platillo el exceso de grasa

Para eliminar el exceso de grasa, solo necesitas envolver unos cubos de hielo en toallas de papel y pasarlos por la superficie del platillo. ¡Ten cuidado de no quemarte los dedos! Verás cómo de inmediato el aceite se adhiere a la servilleta debido al frío.

8. “Revive” la espinaca, lechuga o cilantro

Algunos ingredientes de la ensalada, como la espinaca, lechuga, cilantro o perejil, que estén un poco marchitos, pueden refrescarse al sumergirlos en agua fría o con hielos. Después de algunos minutos, volverán a estar crujientes y verdes. Puedes intentarlo con otras verduras.

9. Que los cuchillos no pierdan su filo

Una barra para afilar (chaira) es una aliada para que nuestros cuchillos tengan una larga vida útil. Lo más recomendable es deslizar los cuchillos contra la varilla antes de usarlos, aunque puedes hacerlo periódicamente, dependiendo de qué tanto los utilices. Hablando de afilar, también puedes hacerlo con las cuchillas de tu licuadora o molinillo de café al moler sal gruesa. Por cierto, no la tires, ya que te servirá para cocinar.

10. El queso siempre a la orden

El queso es un producto que no debe faltar en nuestro refrigerador. Este puede ser un delicioso plus en una receta y el ingrediente principal de un desayuno o cena ligera. Difícilmente nos cansamos de él, porque siempre hay alguno por probar. Es inmensa su variedad.

11. Mantén despejado el espacio donde cocinas

Guarda todo aquello que no vayas a utilizar, y ten a la mano tus utensilios y los ingredientes de tu platillo. Tener orden al preparar tus alimentos hará más sencillo, rápido e incluso limpio el proceso, debido a que tendrás un mayor control.

Bono: No le temas a la sal

Pierde el miedo a la sal probando tu platillo cada vez que le agregues un poco. Así podrás tener alimentos con el mejor sabor. Recuerda no excederte.

¿Cuál truco de cocina conoces y ha sido de gran ayuda en la preparación de tus alimentos? ¿Qué producto crees que debe haber siempre en casa para cocinar deliciosos platillos?

Genial/Consejos/10+ “Tips” para la cocina que harán más sencilla nuestra estancia en ella
Compartir este artículo