Genial
Genial

11 Trucos para ahorrar aceite al momento de cocinar

El aceite es uno de los ingredientes estrella de la cocina por el sabor que le agrega a muchas de nuestras comidas y también por esa textura crujiente que es difícil conseguir cuando no lo usamos. Por esa razón, suele acabarse más rápido de lo que nos gustaría y lo cierto es que se trata de un producto que no es barato.

En Genial.guru nos gusta ahorrar siempre que sea posible, sobre todo cuando se trata de productos que son básicos en casa. Por ello, realizamos una lista de trucos que pueden ayudarnos a gastar menos en aceite.

1. Dosifica la cantidad de aceite que sale de la botella usando la misma tapa del producto

Algunas presentaciones de aceite para cocina tienen una tapa que al quitarse puede utilizarse como un filtro para evitar que salga demasiado aceite al verterlo desde la botella. Para hacerlo, bastará con retirar la tapa y volverla a colocar pero al revés, procurando que quede fija.

2. Si vas a reutilizar aceite cuélalo

No se recomienda reutilizar el aceite debido a que puede afectar nuestro organismo. Sin embargo, si este no se ha oscurecido podría ser usado una vez más. Para esto, una opción es colarlo y así quitar los pequeños restos que pudiesen haber quedado. Si son demasiados, no es muy buena idea volver a cocinar algo en él, así como tampoco lo es si es el sobrante tras haber freído carne.

3. Mide cuánta comida vas a preparar para usar la cantidad correcta de aceite

Antes de poner aceite en el sartén toma en cuenta la comida que cocinarás con este. De ese modo no pondrás aceite de más, sino el adecuado para la cantidad de alimentos que freirás.

4. Usa un sartén adecuado para evitar que la comida se pegue aunque pongas poco aceite

Usar los utensilios de cocina correctos también puede sumar al ahorro del aceite, pues eligiendo un sartén en donde no se peguen los alimentos sin importar la cantidad de este producto, hará que lo coloquemos solo para ponerle el sabor y la textura que deseamos, sin que sea una necesidad el poner demasiado.

5. Mide la cantidad con cucharas

Utilizar la botella para poner chorritos de aceite por todo el sartén es algo práctico, pero esto no nos permite tener el control sobre la cantidad que estamos usando, lo que podría ocasionar que tengamos mucho más del necesario a la hora de cocinar.

6. Cambia la botella de aceite por un atomizador

Cambiar la botella común por un atomizador es una opción que nos ayudará a distribuir mejor el aceite por todo el recipiente en el que lo utilizaremos, y de ese modo, además, estaremos utilizando menos cantidad del producto.

7. Evita ponerlo a temperaturas demasiado elevadas

Es recomendable regular la temperatura de la cocción con aceite para así evitar que se queme demasiado rápido y podamos usarlo por más tiempo. También podemos optar por aceites que tengan un punto de humo, que se refiere a la temperatura en la que comienzan a ahumar y descomponerse, que sea alto. Entre estos se encuentran el aceite de cacahuate, de ajonjolí y soya.

Esto es relevante debido a que, dependiendo del aceite, arriba de cierta temperatura comienzan a generar radicales libres y compuestos que pueden afectar el organismo.

8. No esperes a que el aceite se enfríe mientras sigues cocinando

Si freirás una cantidad de alimentos grande que no cabe de una sola vez en el sartén, una buena opción es, tras retirar la primera parte de la comida luego de que esté lista, inmediatamente agregar la segunda para evitar que el aceite se enfríe y tengas que recalentarlo.

9. Evita que los ingredientes absorban demasiado aceite

Para evitar que nuestra comida quede con un exceso de aceite y se gaste de más este producto, es importante utilizar una temperatura adecuada. Se recomienda que el aceite esté a no menos de 180 grados, pues así la cocción será uniforme.

Además, los alimentos como verduras o carnes deben estar secos, incluso se pueden empanizar para lograr esto, pues cuando si están húmedos es probable que absorban una cantidad mayor de aceite.

10. No pongas a freír grandes cantidades

Para conseguir que nuestros alimentos tengan esa textura crujiente sin tener que dejarlos demasiado tiempo absorbiendo el aceite, debe quedar un espacio entre uno y otro elemento en el sartén. También es preferible que se cubran completamente con el producto y así saldrán rápidamente de la cocción.

11. No tapes el sartén

Al freír alimentos es mejor no utilizar la tapa del sartén, pues de esa manera el agua evaporada se concentrará, no se conseguirá la textura adecuada y la comida quedará más aceitosa.

¿Qué otro consejo conoces con el que se puede ahorrar aceite a la hora de cocinar? Compártenoslo en los comentarios.

Imagen de portada Emojipedia
Genial/Consejos/11 Trucos para ahorrar aceite al momento de cocinar
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos