Genial
Genial

13 Errores que quizá cometemos inconscientemente a la hora de vestirnos y que pueden perjudicar nuestra imagen

Cuando se trata de moda, no debemos casarnos con un único estilo, ya que los estándares cambian de un momento al otro. Tal vez aquello que veías en todas las vidrieras ayer, hoy está en desuso. Sabemos que la moda es un asunto temporal. Sin embargo, sí hay cosas a las que hay que decirles que no de inmediato.

En Genial.guru te sugerimos 13 hábitos de vestimenta que deberías evitar a la hora de decidir tu atuendo.

1. No abuses de colores o estampados

Ya sabemos que vestirnos de negro de pies a cabeza no es lo ideal, pero mucho cuidado con irnos hacia el otro extremo. Debemos lograr una combinación armoniosa a la hora de elegir nuestro outfit tanto con los colores como con los estampados. Específicamente con el animal print, siempre recuerda que menos es más.

2. Nunca pierdas la moderación con las prendas retro

Es un hecho que las prendas vintage han vuelto a pisar fuerte. De pronto, aquella chaqueta que nuestra abuela usaba se convirtió en última moda. Esto no quiere decir que debas cargar tu atuendo de cosas retro. Sé moderada y confía en tu buen gusto. Así como con el consejo anterior, debes prestar atención para no estropear tu estilo.

3. Evita colores desfavorables

Tal vez no lo sabías, pero todos tenemos una tipología según estudios de colores. Puede ser cálida o fría, con base en los tonos que funcionan y resaltan en ti. Una vez que por medio de tus características físicas identifiques a qué estación de color perteneces, tendrás un haz bajo la manga. ¡Úsalo! Vístete con esos colores, ¡te iluminarán!

4. No te vistas con un estilo muy juvenil

Crecer es una condición biológica, nadie puede evitarlo. Lo importante es asimilarlo y vestirnos acorde con nuestra edad. Por supuesto que puedes usar jeans rotos, solo que tal vez no sea muy buena idea sumarles también una playera de Snoopy o Mickey Mouse. Adolescencia y adultez son etapas por las que todos pasamos y pasaremos, el secreto está en conocer en cuál estás y lucir un estilo que vaya de la mano.

5. Nunca uses complementos de más

Debemos ser muy cuidadosas con el exceso de brillo y accesorios grandes y llamativos. Una cosa es levantar tu look con una pieza de tamaño considerable, pero otra muy distinta es caer en la trampa del exceso. Puedes dotar tus outfits de personalidad sin necesidad de usar ese enorme medallón que solo terminará por perjudicarte.

6. Evita abusar de los leggings

Sabemos que la comodidad le gana a cualquier estándar que la moda pueda imponer. Los leggings resultan la combinación perfecta entre conveniencia y estilo, pero ten cuidado, no los uses con demasiada frecuencia o combinaciones. Por ejemplo, si usas unos estampados, asegúrate de que el top con el que los mezcles sea de un tono neutro y liso.

7. No combines negro con marrón

Para quienes aún no están enteradas, el color negro y el marrón no son la mejor opción para mezclar. Esto se debe a que se trata de tonalidades neutras muy similares, por lo que podrías lucir tu atuendo mucho más si los combinaras por separado. Por el contrario, podrías optar por usar el negro con colores intensos o hasta con otros neutros, como blanco o azul.

8. No uses calcetines negros y tenis blancos

Muchas veces pasa que sientes que tus zapatillas blancas desentonan con tu atuendo. Es muy probable que esto te suceda si tienes puestos unos calcetines negros. Resulta que hay una regla salvadora para respetar cuando se trata de tenis blancos (o negros): usa siempre el mismo color de calcetines que de zapatillas.

9. Evita las joyas en exceso

Ya lo hemos dicho, a veces menos es más. Con las joyas particularmente hay que prestar mucha atención. Sabemos que cuando se trata de accesorios, todos nos parecen bonitos y queremos usarlos al mismo tiempo. Pero ¡no lo hagas! Si tienes muchas piezas que destacan, elige una sola, combinada con otras más sutiles.

10. Evita los zapatos en punta

Modas son modas, y no podemos negar que esta pieza fue un fuerte must-have en el pasado. Pero el tiempo pasa y resulta inevitable que los gustos de la sociedad cambien. Con los zapatos en punta hay una realidad: ya no son tan elegidos. Si tienes unos, sugerimos que no los uses, pero cuidado, así como todo cambia, tal vez este par vuelva a permitirte ser última moda en el futuro.

11. No te excedas con el charol ni el tweed

Claramente, a estas instancias de la lectura ya debes saber que la clave está en no sobrepasarse. Ahora nos referimos específicamente al uso excesivo del charol y el tweed. Con respecto al primero, es normal que tengas un bolso y unos zapatos de este material, así que intenta no usarlos juntos. Sobre el segundo, también sugerimos que lo lleves en piezas pequeñas.

12. Cuidado con los pantalones demasiado largos o cortos

Nadie es perfecto y nadie tiene la altura justa para todos los pantalones. Es muy normal que, al ser demasiado alta, casi todos te queden cortos, y al ser bajita, resulten largos. Si perteneces al primer grupo, el secreto está en que no se note que te queda corto, pues los pantalones que no llegan a los talones también se han puesto de moda, pero no debes superar el límite. Si eres bajita, simplemente hazles un ruedo para no pisártelos o que te queden abultados abajo.

13. Evita cortes desfavorables para tu figura

Como cada cuerpo es único, resulta lógico que haya prendas que luzcan mejor en algunas personas que en otras. Es muy importante que conozcas tu físico para así saber qué tipo de ropa te favorece más. Como todo, se trata de prueba y error. Anímate a esos cortes que nunca te has puesto, tal vez te sorprendan.

Si bien es muy probable que todos hayamos cometido alguno de estos errores, ahora ya sabemos qué cosas debemos evitar a la hora de vestirnos. De todos modos, cuando se trata de lo que llevamos puesto, a veces elegimos romper las reglas para defender nuestro estilo. ¡Queremos saber de ti! ¿Tienes alguna prenda a la que no podrías renunciar? Te leemos en los comentarios.

Genial/Consejos/13 Errores que quizá cometemos inconscientemente a la hora de vestirnos y que pueden perjudicar nuestra imagen
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos