Genial
Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración
Genial

9 Señales que indican que estás empezando trabajo de parto

7-26
33k

Prepararse para la llegada de un nuevo bebé puede ser abrumador, pero las futuras madres deben saber que su cuerpo les enviará un par de señales para informarles que su bebé llegará muy pronto. Dicho esto, mucho de lo que crees que sucede, gracias a las escenas de películas y programas de televisión, no es exactamente así, y cada madre en realidad pasa por diferentes experiencias.

En Genial.guru, queremos ofrecer una mano amiga a todas las futuras madres con una lista de todas las cosas que podrían experimentar poco antes de que comience el parto.

1. El bebé “cae o desciende”

El descenso de tu bebé, también conocido como aligeramiento, es la señal de cuando la cabeza de tu bebé “cae” más abajo en la pelvis, moviéndose a través de los huesos púbicos de la madre. A menudo, las madres sentirán que su bebé “desciende”, pero esto también puede suceder sin que sientan nada. En general, un bebé caerá aproximadamente 2 semanas antes de dar a luz si es el primogénito, pero el tiempo de caída se vuelve más difícil de predecir con cada bebé que viene en adelante.

2. Calambres y aumento del dolor de espalda

Una futura madre puede sentir un aumento en el dolor de espalda y calambres a medida que el bebé crece dentro de ella. Si bien el peso agregado del bebé contribuye a esto, no es la única razón por la que sucede. Los cambios hormonales, la separación muscular e incluso el estrés también pueden aumentar estos dolores.

3. Articulaciones separadas

Como se mencionó anteriormente, las hormonas de la mujer pueden afectar sus músculos y articulaciones durante el embarazo. Dos hormonas, relaxina y progesterona, relajan los músculos que ayudan a aflojar ligamentos y articulaciones, especialmente en el área pélvica. Los músculos abdominales rectales también pueden separarse a lo largo de la costura central a medida que el útero se expande.

4. Diarrea

Una mujer puede experimentar diarrea a lo largo de su embarazo, tanto debido a las hormonas como a los cambios en la dieta para darle a su bebé los nutrientes que necesita. Sin embargo, durante el tercer trimestre, puede ser una señal de que el parto está cerca, ya que ayuda a preparar a la madre para dar a luz.

5. El aumento de peso se detiene

Una futura madre debe experimentar aumento de peso incluso en su tercer trimestre. Sin embargo, hacia el final, pueden notar que su peso se mantiene igual e incluso puede disminuir. Esto se debe a que las madres en este punto deberían estar perdiendo niveles de líquido amniótico y otros líquidos. A pesar de esto, el bebé aún debe aumentar de peso, por lo que el peso de la madre se regula.

6. Fatiga y un “instinto de anidación”

Hacia el final del embarazo de una mujer, podría experimentar algunos de los sentimientos que experimentó al principio: cansancio y ganas de anidar (rodearse mientras duermen). Esto no es un concepto universal, ya que algunas madres pueden sentir más energía a medida que avanza su embarazo.

7. El flujo vaginal cambia su color y consistencia

Una madre pronto puede perder el tapón mucoso que sella el útero, saliendo de una vez o en pedazos, aunque algunas mujeres no lo pierden en absoluto. Debido a esto, el flujo vaginal puede aumentar y volverse más espeso. También se espera que tome un color más rosado a medida que se acerca el parto.

8. Contracciones más fuertes y frecuentes

Las contracciones pueden predecir el parto prematuro, pero no siempre. Las madres pueden experimentar contracciones durante meses antes de que finalmente den a luz. Las contracciones más fuertes que no se detienen fácilmente suelen ser una señal de que el parto está muy pronto, especialmente si ocurren con más frecuencia y causan dolor. Las contracciones que se detienen solo cuando la madre cambia de posición generalmente son falsas.

9. Ruptura de fuente

Si bien las películas y los programas de televisión tratan la ruptura de la fuente como la primera señal de que una mujer sabe que está a punto de comenzar el trabajo de parto, realmente es una de las últimas que sucede y no todas las mujeres pasan por esto; de hecho, solo sucede en alrededor del 15 % de los nacimientos. A pesar del nombre, la sensación es en realidad la ruptura del saco membranoso, o el saco amniótico, que rodea el bebé y probablemente sea causado por una reacción química de las señales cerebrales del bebé.

¿Cuáles son algunas experiencias que has encontrado durante el embarazo, especialmente en el trabajo de parto, ya sea el tuyo o el de algún familiar? ¡Por favor comparte tus pensamientos e historias con nosotros en los comentarios!

Ilustrado por Leonid Khan para Genial.guru
7-26
33k
Compartir este artículo