Genial
Genial

15+ Pruebas de que ni jefes ni empleados son inmunes a las injusticias en el trabajo

Por supuesto, todo el mundo quiere que su trabajo sea respetado y valorado, y que además esté bien pagado. Si se pierde uno de estos puntos, algunos se quedan paralizados por la injusticia y se rinden; otros, en cambio, siguen adelante y buscan un nuevo lugar bajo el sol.

En Genial.guru analizamos las historias de usuarios de Internet que fueron testigos de injusticias en el trabajo y no pudieron guardar silencio al respecto. Y en el bono te daremos un ejemplo de cómo la gente, en su afán de lucro, deja completamente de darse cuenta de que está haciendo algo malo.

  • Yo, que tengo mucha experiencia trabajando en una gran cadena de tiendas, te diré cómo funcionan las cosas allí. Los horarios son una locura y los sueldos son bajos. Además, a los cajeros les descontaban por los artículos robados. Como resultado, en algunas tiendas, la plantilla estaba llena al 50 %, en ningún lugar superaba el 80 %, incluso en las más rentables. La calidad del servicio y el estado de ánimo del personal eran acordes. © Anna / Genial.guru
  • Acumulé un montón de días de vacaciones porque no me había tomado ningún tiempo libre. Durante los últimos 3 meses he trabajado desde casa, de vez en cuando había algunas tareas, pero la mayor parte del tiempo lo pasaba en Internet. Luego los jefes me dijeron que me había tomado todo el tiempo libre en esos 3 meses y se negaron a pagarme una indemnización. Me dijeron: “No hay dinero, pero tú aguanta”. Hice como que entendía y luego me quejé a la inspección de trabajo. © Oídoporahí / VK
  • Decidí renunciar después de 5 años de trabajo. Me harté de faltantes inventados. Hacíamos recuentos hasta 4 veces para demostrar que no era cierto. Cuando renuncié, exigí que me pagaran las vacaciones de los 5 años. Empezaron a amenazarme. Entonces les dije que los denunciaría a la policía y a las autoridades fiscales. Negociamos durante mucho tiempo... Fue la única manera de recuperar el dinero. © Tatiana Zhernakova / Facebook
  • Un empleado pasó 3 días tratando de revivir una máquina y el proceso de producción fue restablecido. Entró a la oficina del director general y le informó sobre su éxito. Esperaba elogios y una recompensa económica por el dinero que había ahorrado a la empresa. En respuesta, escuchó: “¿Por qué tardaste tanto en encontrar una solución al problema? Descontaremos de tu premio parte del costo del tiempo de inactividad”. © Perevalka / Pikabu
  • En 2008, conseguí un trabajo con un sueldo de 300 USD y un suplemento por almuerzo de unos 30 USD. Seis meses después, la empresa retiró el dinero del almuerzo: crisis, apriétate el cinturón. ¿Cuánto aumentó el salario? Nada en absoluto. © geya / Pikabu
  • La empresa no nos paga las horas extras para nada, siempre nos mencionan una cláusula en el contrato sobre la jornada irregular y 3 días extras de vacaciones. Y salir del trabajo una hora tarde es casi una obligación. © Marina Ivanenko / Facebook
  • Cuando tenía poco más de 20 años, trabajé en una tienda de calzado y cintas de correr. El jefe seguía prometiéndome un ascenso para motivarme a hacer trabajos extra. Decidí dejarlo, recibí un pago que me alcanzó para 3 meses de una vida tranquila. Habría sido más prudente ahorrar el dinero, pero esos días de libertad fueron algunos de los mejores de mi vida. © Thunderous_pr0phet / Reddit
  • Trabajé en un supermercado. Teníamos que estar allí a las 7, abría a las 8, estaba abierto hasta las 22, pero los empleados se iban a las 2 o 3 de la mañana. Hasta que la jefa no terminaba de contar algo, nadie se podía ir a casa, ni siquiera los que tenían niños pequeños. © AngelOK / Genial.guru
  • Trabajé en una empresa como director de departamento. El esfuerzo era grande, pero el salario no aumentaba. Sin embargo, yo era muy trabajador. Si tenía que quedarme hasta tarde, ¡no había problema! Si tenía que hacer el trabajo a mano, lo hacía. Al mismo tiempo, se suprimían todas las conversaciones sobre aumentos salariales: “Los tiempos son difíciles ahora, solo hay que esperar un mes”. Luego, la retórica cambió por completo: “Solo estás haciendo un buen trabajo. ¿Por qué deberías recibir un aumento?”. © Auton / Pikabu
  • Trabajé en una empresa de construcción durante 1 año y medio con un salario de 300 USD. La jornada laboral era de 10 horas, incluida una hora para comer. Había mucho trabajo, comía en 10 minutos y volvía corriendo. Cuando regresaba por la mañana, mi mesa ya estaba llena de papeles. A menudo me quedaba hasta tarde. En todo ese tiempo solo tuve una semana de vacaciones. Al cabo de un año, pedí un aumento de 50 USD. El jefe dijo que yo no era una empleada lo suficientemente buena. Me fui. © Yadviga Günther / Facebook
  • Trabajé en una tienda durante mi época universitaria. Yo era el cajero principal, pero también me encargaba de pedir y almacenar cosméticos, champús, jabones, bastoncillos de algodón, etc. Nos faltaba personal, así que durante tres sábados seguidos no tuve tiempo de hacer los pedidos y almacenar la mercancía. Me volvía loco y me reprendían constantemente por no hacer mi trabajo. Todo por 6,50 USD la hora. © _VIVIV_ / Reddit
  • Empecé a trabajar apenas salí de la universidad. De hecho, fui ayudante de 5 jefes, me ocupaba de todo. Tenía tantas funciones que se maravillaban de lo multitarea que era. Ganaba 170 USD. Decidí renunciar, pero me pregunté si me ofrecerían algo para motivarme a quedarme. No, me dejaron ir sin una sola oferta. Por curiosidad, fui allí seis meses después. Dijeron que todavía no había nadie capaz de hacer frente a mi carga de trabajo. © Anna Kalinnikova / Genial.guru
  • A mi marido le ofrecieron un trabajo en la administración local. Acordaron que trabajaría a tiempo parcial, yendo 4 horas en sus días libres. Se puso manos a la obra: trabajó con la maquinaria que se había dado de baja, puso en orden la sala de servidores, incluso arregló la puerta del baño, reparó un grifo y movió los armarios. Pero a los jefes no les gustó. Decían que no se ganaba el sueldo, que fuera más horas o que se quedara todo el día. Mi marido renunció. © Iodid / Pikabu
  • Le pasó a mi marido: dirigía un proyecto enorme y muy importante. Pero una empleada de las acomodadas salió de la licencia de maternidad y le quitaron el proyecto para dárselo a ella. Había estado 3 años sin trabajar y no tenía ni idea de lo que pasaba ahora. Mi marido era un empleado increíblemente leal, y también un buen profesional con un montón de proyectos complejos exitosos. Se ofendió mucho. Y finalmente renunció por otro trabajo y un sueldo completamente diferente. © Konfuz / Genial.guru
  • Durante la escuela secundaria, trabajé como lavaplatos en un pequeño restaurante. El local luchaba por mantenerse a flote y el propietario siempre andaba escaso de dinero. Un día nos dio un pago incompleto. Cuando nos indignamos, preguntó: “¿Ustedes necesitan un trabajo o un salario?”. © 5k3k73k / Reddit
  • Los pagos fuera de tiempo, la carga de trabajo extra que no formaba parte de mis responsabilidades laborales e incluso el salario mínimo no me hicieron dejar mi trabajo. La gota que colmó el vaso fue la semana laboral de 6 días durante 6 meses. Fue un infierno. © AnthraxPrime6 / Reddit
  • Trabajé en una pequeña fábrica de refrescos. Fui representante de ventas: me encargaba de la búsqueda de clientes mayoristas, establecimiento de una base de clientes, manejo de la documentación. Un año después, mi jefa contrató a su sobrino, ¡y mi sueldo se redujo 3 veces! Resultó que 2/3 de mis clientes fueron entregados al nuevo empleado. Tras descubrirlo, renuncié. © Airat Fazliev / Facebook
  • En un lugar donde trabajé, los premios se retrasaban constantemente, y cuando se daban, eran siempre inferiores a los prometidos. Al renunciar, me enteré de que mi jefe había recibido un aumento de 25 000 USD al año en el presupuesto del departamento. Solo 1000 USD de esa cantidad fueron destinados al aumento de sueldo de su equipo de 4 personas. Y luego simplemente aumentó su salario en 24 000 USD. © no_this_is_God / Reddit

Bono:

  • Una vecina nuestra trabajaba en la policlínica como gerente. Un día antes de Año Nuevo se jactó de que le habían dado dinero para premios y le dijeron que decidiera por sí misma qué cantidad le daría a cada empleado. Bueno, ella le dio al personal 20 USD a cada uno y tomó el resto del considerable dinero para ella. Dijo que los empleados no se enterarían de todos modos. Ella nunca me gustó como persona, pero ahora cayó en lo más bajo para mí. © DrDonna / Genial.guru

¿Alguna vez tuviste una situación en el trabajo que te hizo querer decir “Esto es todo, ya tuve suficiente”?

Imagen de portada DrDonna / Genial.guru
Genial/Gente/15+ Pruebas de que ni jefes ni empleados son inmunes a las injusticias en el trabajo
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos