Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

19 Personas que se portan tan mal que da la sensación de que tomaron cursos de maldad con el mismísimo Joker

Si no te molestan el egoísmo, el humor despiadado y la negligencia de otras personas, sin duda eres el Dalai Lama o vives en una isla desierta. Es igual de difícil soportar cualquiera de estas tres cualidades, pero, curiosamente, los egoístas a veces merecen simpatía: muy a menudo resultan ser solo personas con baja autoestima.

Si hoy te enfrentaste a la irresponsabilidad o a la frivolidad de quienes te rodean, Genial.guru te aconseja respirar profundamente, calmarte y, después de leer nuestra selección, darte cuenta de que son muchos los que se cruzan con estas cosas a cada paso. Y el bono te demostrará que a veces, bajo la aparente maldad, se esconden motivos de lo más favorables.

“Mi jefe se fue por un par de días, y yo aproveché el momento y escondí su teclado. El lunes no será un día fácil para él”

“Solo soy un padre de 2021. Le aconsejé a mi hija que se duchara en lugar de enjuagarse el cabello justo después de teñirse”

“Mi hija y yo llegamos al parque y descubrimos que alguien había demolido todo el patio de juegos”

“Le presté mi auto a mi novio para que fuera a visitar a su madre. Hay una herramienta para romper vidrios en las llaves de mi auto. Y así es como se ve la mesa de su mamá ahora”

“Pedí prestados 19 000 USD para estudiar en la universidad y mira cómo me enviaron mi diploma hoy”

“Mi esposo odia cuando quedan platos con una pequeña cantidad de comida en el refrigerador. Mi hijo decidió hacerle una broma y puso un espagueti en cada uno de estos 22 recipientes”

“Mi viejo aire acondicionado fue trasladado a una nueva casa por ’profesionales’. Según ellos era imposible instalarlo de otra manera”

Cuando hay salvajes en la familia

“La persona que decidió hacer que el recipiente de los cubiertos fuera extraíble arderá en el infierno para siempre”

“Pagué por visitar una exposición de arte escolar. Pero resultó que el dibujo de mi hija estaba escondido detrás de una columna que no se podía mover”

“Me gusta tener fotos únicas, así que le pedí a mi novia que me sacara una con el fondo de las montañas con una cámara de rollo. Era la última toma que quedaba en el rollo”

“Esto fue lo que pedí, y esto fue lo que me enviaron”

“Así fue como instalaron dos ventanas en mi oficina. Tenemos que abrirlas de a una a la vez”

“Mi jefe dijo que estaba nervioso porque yo tenía que instalar la nueva computadora de un cliente en el piso. Decidí jugarle una pequeña broma”

Cuando deciden terminar rápidamente las reparaciones de las aceras antes de las fiestas

“Un paseo sobre una tabla en lo alto de un rascacielos. Mi amigo odia las alturas. Pero estábamos en el sótano”

“Compré una taza que el ’amable’ vendedor envió en un paquete común”

“Publiqué un libro para niños y convencí a los comerciantes locales para que organizaran un evento de firma de autógrafos. Varios autores siguieron mi ejemplo”

“Luego les recomendé instalar un bastidor separado en la tienda con los escritores locales. Lo instalaron. Con todos los autores excepto yo”.

“La Navidad pasada, le compré a mi sobrino unas herramientas para su auto. Él justo estaba cumpliendo 16 años. Y esta Navidad me dijo que no las usaría”

“Y me pidió que le regalara dinero. Bueno, como digas, amigo”.

Bono: “Durante un mes, le dije a una amiga, quien quería un bolso hasta las lágrimas, que era una basura y no valía la pena comprarlo. Y luego le regalé ese mismo bolso”

¿Qué incidente o acción de otra persona te sacó realmente de quicio? ¿Qué comportamiento crees que es simplemente imperdonable?

Imagen de portada AnastasiaFrost / Twitter
Compartir este artículo