Genial
Genial

9 Formas de elegir un perfume para que huela como si costara una fortuna

Cada día creamos nuestra imagen no solo a través de nuestro estilo y ropa, sino también a través de nuestro aroma. Si usas perfume, probablemente te hayas enfrentado con el problema de elegir uno. Sí, puedes comprar uno que te guste y ya está. Pero el perfume, al igual que los relojes y los bolsos, puede decir mucho sobre una persona.

En Genial.guru nos preguntamos cómo elegir un perfume que huela caro. Decidimos resolverlo por nosotros mismos y ayudar a los que tienen problemas con tal elección.

1. El aroma del perfume es más noble que el del agua de tocador

En una tienda con cientos de frascos, es fácil confundirse si no eres un experto. Ni siquiera está claro del todo cuáles son las diferencias entre los distintos tipos de perfume. Resulta que la diferencia está en el contenido de aceite, que es donde está el aroma. En el agua de tocador es del 5-15 %, por lo que un perfume de este tipo durará unas 3 horas. El agua de perfume emitirá una fragancia durante unas 8 horas, ya que contiene más aceite — 15-20 %. Un perfume, en cambio, mantendrá su fragancia hasta 24 horas, ya que contiene hasta un 30 % de concentrado.

A la hora de elegir entre el perfume y el agua de tocador, es mejor comprar lo primero o el agua perfumada, que es más común en los estantes de las tiendas. Suelen tener tres capas, también llamadas notas. Las notas de salida permanecerán durante unos 15 minutos, luego la fragancia desarrollará las notas de corazón y después las de fondo, que durarán hasta el final del día. Estos últimos suelen ser los más caros, por lo que darán un detalle aristocrático.

Por cierto, resulta que hay muchas “familias” olfativas, que suelen ser divididas en 2 grupos: cálidas y frías. Pero una clasificación tan complicada no nos ayuda a elegir la fragancia adecuada, así que hemos encontrado consejos más sencillos.

2. Cómo evitar el aroma de perfume de “abuelita”

Si quieres tener un aroma aristocrático y moderno, y no como si hubieras sacado un frasco del armario de tu abuela, olvídate de las fragancias florales dulces. El caso es que son irrelevantes y, desde luego, no parecen caras.

Las notas florales pueden aportar un detalle aristocrático si se trata de aromas frescos, como las violetas y el iris. También son apropiadas las combinaciones de flores, como el jazmín o la mimosa, con sándalo y otros aromas.

3. Cuanto menos dulce, mejor

Las fragancias dulces y afrutadas se asocian con la adolescencia. En general, hay que evitar el exceso de dulzor en un perfume. No es raro que los productos baratos contengan grandes cantidades de aromas dulces. Si asocias el aroma con una tienda de dulces, una chocolatería o una panadería, es poco probable que se sienta aristocrático. Tal vez deberías considerar un olor más ligero y limpio. O uno amaderado con notas de cedro, ámbar, bergamota o sándalo.

Pero no todos los aromas dulces están prohibidos. Por ejemplo, la vainilla puede ser a la vez demasiado dulce y añadir encanto.

4. Qué aromas huelen caro

Analizamos lo que se añade a los perfumes más populares hoy en día, y estos suelen contener los siguientes ingredientes: sándalo, vainilla, jazmín, violeta, papaya, bergamota, nuez moscada, cardamomo, mandarina, bayas silvestres y pachulí. Por cierto, este último aroma se consideraba antaño un distintivo de los hippies.

5. Utiliza páginas web para la selección de perfumes

Entonces, si encontraste una fragancia o nota que te gustaría utilizar como punto de partida para tu búsqueda, utiliza los recursos en línea como fragrantica.com. Aquí puedes encontrar una fragancia específica o ver cuáles se consideran elegantes. Después de elegir algunas variantes, puedes ir a la tienda.

6. No tengas prisa

Si vas a comprar un nuevo perfume, no te apliques ningún producto perfumado para que los olores no se mezclen. Conviene decidir si es mejor aplicarlo en tiras (papel secante), sobre la piel o simplemente oliendo. Por supuesto, puedes utilizar las tres opciones, pero es mejor evitar los secantes y aplicarte el perfume. Tampoco basta con oler el frasco.

No dudes en probar la fragancia en tu piel, ya que necesitas entender cómo se desenvuelve en ti y cuáles son las notas de fondo. Y lo más importante, los expertos no recomiendan oler más de 3-4 perfumes diferentes al mismo tiempo.

7. Considera la temporada

Puede valer la pena elegir varios frascos a la vez. Después de todo, hay fragancias que se usan mejor solo en invierno o en verano. Por ejemplo, las notas orientales especiadas no son adecuadas para la estación cálida. Para otoño e invierno, los perfumes con notas de ante serán los apropiados. Este es el olor de, por ejemplo, los bolsos o muebles caros. En estas temporadas, los aromas cálidos son buenos. Parecen calentar y recuerdan el confort del hogar.

Por cierto, el almizcle natural se utilizó ampliamente en la perfumería hasta finales del siglo XIX. Lo producen las glándulas de algunos animales, como el ciervo almizclero, el buey almizclero y el pato almizclero. Pero más tarde, debido al peligro que suponía para la población animal, los perfumistas cambiaron a un componente sintético, que se sigue utilizando en la actualidad.

8. Las fragancias también pueden estar de moda

Por ejemplo, el aroma de las violetas antes no solo estaba de moda, sino que era realmente caro. Antes se necesitaba un gran número de flores para producir 1 kg de aceite esencial de violeta.

No era barato crear una fragancia así, por lo que era realmente costosa. Por ejemplo, en la novela Nana, de Émile Zola, de 1880, se describe que cuando la protagonista se hace muy rica, perfuma toda su casa con violetas para demostrar cuánto dinero tiene.

Hoy en día, las violetas ya no huelen tan “costoso”. Se debe al invento de las fragancias sintéticas en el siglo XX (hoy en día, la mayoría lo son).

9. Escúchate a ti mismo

Evita rociarte sin cesar con perfume. Esto te provocará dolor de cabeza en lugar de un codiciado frasco con el aroma adecuado. Si la búsqueda por ingredientes no es conveniente, puedes confiar en tus sentimientos y emociones. Los expertos dicen que lo mejor es pensar en el aroma que te gusta. Si te agrada el de las flores recién cortadas, puedes considerar las notas de flores blancas.

Si prefieres algo cálido, considera más de cerca el ámbar. Aunque es difícil entender cómo huele. Por lo tanto, a veces vale la pena utilizar ayudantes de Internet.

Los expertos en perfumería aconsejan recordar que un determinado aroma también se desplegará de forma diferente en distintos tipos de piel. Puede cambiar de forma única en todos nosotros a lo largo del día. Así que es una buena idea dejarse aconsejar por los expertos, encontrar un aroma que se adapte a ti y luego escucharte a ti mismo y poder sentir el olor perfecto.

¿Cómo eliges un perfume? ¿Qué consejo puedes dar?

Genial/Gente/9 Formas de elegir un perfume para que huela como si costara una fortuna
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos