Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

La historia de una pareja de Hollywood que lleva más de 60 años casada y su amor sigue creciendo con el tiempo

En estos tiempos en que las tasas de divorcio se disparan, las verdaderas historias de amor parecen extinguirse. Pero hay casos raros en los que todavía existe el amor verdadero y eterno. Y una de esas historias es la que existe entre Kirk y Anne Douglas. Su amor es realmente inspirador, ya que han estado juntos en las buenas y en las malas durante su matrimonio de 65 años, e incluso después de tanto tiempo, su romance aún no se ha desvanecido.

En Genial.guru nos sorprendió esta larga historia de amor de 6 décadas y queríamos compartirla contigo.

La historia de amor entre Kirk Douglas y Anne Buydens no siempre fue perfecta. De hecho, su primer encuentro fue bastante incómodo. Cuando se conocieron en 1953, Kirk ya era una estrella de cine conocida y popular, acostumbrado a tener a las mujeres a sus pies con su encanto y carisma.

En ese momento, Buydens trabajaba como publicista de cine. Ella vivía en París cuando un amigo fotógrafo le presentó a Kirk en el set de su película Act of Love. A Kirk le gustaba Anne, y le pidió una cita en el restaurante más romántico y caro de todo París, La Tour d’Argent. Fue entonces cuando Anne lo rechazó y dijo: “no gracias, creo que iré a casa y me prepararé unos huevos revueltos”.

Kirk se sorprendió de que lo hubiera rechazado, pero de todos modos contrató a Anne. Sin romance en la cabeza, Kirk simplemente dejó de querer impresionar a Anne. Kirk quería dejarle ver que él era diferente a la típica estrella de Hollywood, pero sus esfuerzos por cortejar a la chica fueron en vano, o eso parecía. Semanas después, Kirk y Anne asistieron a una gala benéfica en un circo, donde Kirk ayudó a recoger las heces de los elefantes mientras vestía un esmoquin.

Anne dijo que fue ese acto el que la “conquistó” y le mostró que a Kirk no le importaba su elegante esmoquin y que era una celebridad con los pies en la tierra. Fue durante esa noche que su relación alcanzó un nivel completamente nuevo. Más tarde, trabajaron largas horas juntos y se hicieron más cercanos cuando Anne le contó sobre su doloroso pasado de haber nacido en Alemania y tener que mudarse a Bélgica justo antes de la ocupación nazi.

A pesar de que la pareja comenzó a pasar fines de semana románticos, la situación era complicada porque Kirk estaba comprometido con su compañera de filmación, Pier Angeli, y Anne se había casado con un amigo belga durante la Segunda Guerra Mundial, por razones de seguridad. Kirk le dejó muy claro a Anne que tenía la intención de casarse con Pier e incluso llevó a Anne para que lo ayudara a elegir un anillo de compromiso para Pier.

No fue sino hasta que Anne le dijo a Kirk que se mudaría a París que él se dio cuenta de que no quería perderla y su corazón le pertenecía. Así que decidió romper su compromiso con Pier. A partir de ese momento, el futuro de su relación era claro.

Después de un tiempo, el amor de Kirk y Anne se volvió más profundo. Finalmente, se casaron en 1954 en Las Vegas y tuvieron dos hijos, Peter y Eric. En una entrevista, Kirk declaró que tuvo que pasar por muchos problemas para demostrarle a Anne que su relación con ella era seria y que ella era la mujer más difícil que había conocido en su vida.

Aunque su historia de amor es inspiradora, está lejos de ser perfecta. Kirk y Anne tuvieron que superar muchos obstáculos, como la trágica pérdida de su hijo menor a la edad de 46 años, la batalla de Anne contra el cáncer de mama, y la depresión de Kirk después de sufrir un derrame cerebral. Su matrimonio también fue turbulento, y tuvieron muchas razones para no estar juntos, pero es su devoción de persistir y superar esos obstáculos lo que hace que su amor sea tan especial.

Incluso renovaron sus votos para su 50 aniversario de boda y tuvieron una gran ceremonia con alrededor de 300 invitados. Fue la boda que siempre quisieron tener, porque la pareja se apresuró en su primera boda en 1954, cuando Kirk estaba en medio de la filmación de una película. Anne incluso sorprendió a Kirk al aceptar su religión, el judaísmo, justo antes de la ceremonia.

En el libro que publicaron en 2017, Kirk y Anne: Cartas de amor, risas y toda una vida en Hollywood, la pareja compartió una recopilación de cartas que se habían enviado durante su matrimonio. Las cartas en sí mismas, así como las vívidas descripciones de Kirk y Anne sobre cuando estaban separados, revelan una visión increíble sobre su verdadero amor que ha resistido el paso del tiempo.

En una de sus cartas, cuando Kirk estaba fuera de su casa filmando una película, le dijo a Anne, “Si vivo hasta los 100 años, todavía habrá muchas cosas por decir”. Y en la celebración de su cumpleaños número 100, el 9 de diciembre de 2016, él dijo, “Como ahora he alcanzado ese hito, puedo dar fe de que todavía es cierto”.

Al final, lo que hace esta historia tan perfecta no es el hecho de que no tuvieran problemas, porque sí los tuvieron, sino el hecho de que se mantuvieron uno al lado del otro a pesar todos los obstáculos que se les presentaron. Prometieron permanecer juntos y ese el secreto que ayudó a su matrimonio a resistir el paso del tiempo.

Kirk ahora tiene 102 años y Anne tiene 100, y su amor sigue más fuerte que nunca.

¿Qué te impresionó más de la historia de Kirk y Anne? ¿Estás de acuerdo en que su historia de amor es verdaderamente única? Comparte tus pensamientos en los comentarios a continuación.