Genial
Genial

La historia de Maggie Smith, quien superó el cáncer y continúa trabajando a sus 87 años

Hay actores que se han ganado el corazón del público por su interpretación o su forma de ser, y Maggie Smith es una de ellos. Aunque cobró más reconocimiento internacional por su participación en Harry Potter, la actriz ya contaba con una extensa trayectoria y una vida de varios tropiezos: tuvo cáncer y una enfermedad autoinmune, pero nuca se dio por vencida y hoy, a sus 87 años, continúa en pantalla.

En Genial.guru nos gustan las historias inspiradoras, por eso te contamos la de esta actriz que enfrentó los momentos duros con fortaleza y demostró que, cuando amas algo, lo puedes seguir haciendo sin importar las circunstancias.

Decidida de su camino desde joven

Nació el 28 de diciembre de 1934 y ya desde su adolescencia sabía que su destino era la actuación. Después de la secundaria, asistió a la Oxford Playhouse School en donde fue asistente de escenario y se formó como actriz. Debutó como extra de una película en 1956 y lo hizo teatralmente en 1959 en la obra de Broadway “New Faces ’56”. Entonces, una leyenda nacería.

Participó en alrededor de 60 películas y series de televisión y a lo largo de su extensa carrera, se hizo de dos premios Óscar (y seis nominaciones), varios Emmy, BAFTA, SAG y un premio Tony, entre otros.

La profesora favorita de toda una generación

Aunque ya había interpretado a muchos personajes, cuando se vistió de la profesora Minerva McGonagall en Harry Potter y la Piedra Filosofal, los jóvenes fanáticos de la historia del niño mago la comenzaron a descubrir y admirar.

Este y su papel en Downton Abbey fueron los más recordados por el público, aunque para ella no fueron lo suficientemente gratos ya que siempre prefirió desafíos a la hora de actuar: “Estoy profundamente agradecida por el trabajo en ’Potter’ y, de hecho, en ’Downton’, pero no fue lo que llamaría satisfactorio. Realmente no sentía que estaba actuando en esas papeles”, contó en una entrevista.

Detrás del estrellato, el dolor

A pesar del reconocimiento y fama que su participación en la saga de Harry Potter le estaba dando, personalmente Maggie estaba viviendo uno de los peores momentos de su vida: le diagnosticaron cáncer de mama. Sin dejar atrás sus obligaciones, la actriz continúo su trabajo en Harry Potter y el Príncipe Mestizo, mientras afrontaba su tratamiento de quimioterapia: “No tenía pelo. No tenía problemas para ponerme la peluca. Era como un huevo hervido [...] la quimioterapia me hizo sentir terriblemente enferma”, confesó.

Lamentablemente, esa no era la primera vez que su salud se vio gravemente afectada, en 1988, a sus 54 años fue diagnosticada con la enfermedad de Graves, un desorden del sistema inmunológico relacionado con la tiroides que afectaba sus ojos. Según relató, estuvo en casi 12 meses en aislamiento mientras se trataba con radioterapia y cirugía ocular para detener la hinchazón y dolor de sus ojos.

Después de la tormenta siempre sale el sol

“No sé lo que depara el futuro, si es que hay algo. No creo que haya mucho, debido a mi edad, simplemente no lo hay”, dijo en relación a su enfermedad, pero afortunadamente estuvo errada y la vida le tenía preparada muchos años más de salud y vitalidad para hacer lo que ama.

Después de finalizar con el rodaje de Downton Abbey, participó en las nuevas entregas cinematográficas de la serie y en una película. También le puso la voz a su personaje de la profesora McGonagall en un videojuego de Harry Potter e hizo lo mismo en el de Sherlock Gnomes. Además, se la espera ver en las películas A German LifeThe Miracle Club, que se estrenarán próximamente.

Una leyenda viviente

Maggie le ha dado (y sigue dando) al mundo fílmico y teatral a una de sus mejores intérpretes, incluso la Reina Isabel II la reconoció dos veces por su contribución a las artes: en 1989 fue nombrada Dama y en 2014 la hizo miembro de la Order of the Companions of Honor por sus 60 años en el teatro, cine y TV.

A sus 87 años, sin dudas es una de las actrices más legendarias y una mujer que le hizo frente a todas sus batallas para demostrarnos que rendirse nunca es una opción.

¿Por qué papel la recuerdas más? ¿Cuál es la persona que más te inspira a seguir adelante?

Genial/Historias/La historia de Maggie Smith, quien superó el cáncer y continúa trabajando a sus 87 años
Compartir este artículo