Universidad en Londres dejará de ofrecer alimentos con carne de res en su menú y tomará otras medidas para combatir el cambio climático

La Universidad Goldsmiths, en Inglaterra, dejará de vender carne de res en su menú, todo para luchar contra el cambio climático. Esta acción no es extraña, ya que recientemente el Grupo Intergubernamental del Cambio Climático (IPCC) brindó algunas recomendaciones para que la población comience a adoptar dietas más equilibradas con alimentos de origen vegetal y animal sostenible, los cuales limiten los efectos de la situación. Anteriormente destacamos a un equipo de fútbol del mismo país que dejó de vender este producto en su estadio y tomó otras medidas para ayudar al medio ambiente, por lo que pasó a ser considerado la agrupación más ecológica del mundo.

Genial.guru investigó más acerca de las medidas que la universidad tomará para hacer de su campus un lugar más amigable con el planeta.

Los estudiantes no encontrarán más hamburguesas, lasaña y otras comidas con carne de res en el menú estudiantil

A partir de septiembre de este año, los estudiantes de la Universidad Goldsmiths no encontrarán en el menú del comedor hamburguesas, lasaña o cualquier otro platillo que contenga carne de res. Así lo informó la institución a través de un comunicado, explicando que esto se hará para luchar contra el cambio climático y para cumplir la meta de convertirse en una institución libre de emisiones de carbono en 2025.

Se han planteado otras medidas para lograr que el lugar esté libre de emisiones de carbono

Además, la nueva directora de la universidad, Frances Corner, anunció una serie de medidas que se tomarán para lograr los objetivos propuestos:

  • Retirar de la venta todos los productos con carne de res que estén a disposición dentro del campus para el inicio del año escolar académico 2019.
  • Multa de 10 peniques para quien lleve agua embotellada en envases o vasos de plástico. Lo recaudado se destinará a un fondo verde de iniciativas estudiantiles.
  • Instalación de más paneles solares en el campus de la universidad.
  • Encontrar un proveedor de energía 100 % limpia.
  • Inversión e identificación de áreas donde la plantación ayudaría a absorber el dióxido de carbono.
  • Oportunidades extracurriculares para que los propios estudiantes realicen investigaciones sobre el cambio climático y el rol de los ciudadanos en la reducción de las emisiones de carbono.

Limpiar, reciclar y donar

En ese sentido, las autoridades del lugar ya están trabajando para que exista un plan de acción en consulta con el personal, sindicatos y estudiantes, para que la universidad logre lo propuesto en los próximos 6 años.

Lo anterior se hará basándose en iniciativas existentes, como un programa de reciclaje, limpieza trimestral de alimentos no perecederos, así como donación de ropa y calzado de buena calidad para organizaciones benéficas locales.

Este trabajo progresivo les ha permitido ahorrar energía

La casa de estudios es miembro de una alianza de liderazgo en sostenibilidad educativa (EAUC), donde se comprometen a realizar mejores prácticas respecto al tema. De hecho, la propia universidad informó que, durante el período 2017-2018, redujo en un 10 % sus emisiones de carbono, y logró generar cerca de 107 kWh de energía renovable por año.

Los alumnos quieren participar en las iniciativas y ayudar al planeta

Frances Corner (derecha) y la coordinadora escolar, Ros Gray (izquierda).

Esta noticia se acompaña de otros gestos, como el de que la universidad no hará más tratos con empresas que generen más del 10 % de sus ganancias desde la extracción de combustibles fósiles, por ejemplo. Ante esto, su directora ha dicho que no se puede ignorar el llamado para tomar acción respecto al cambio climático, y resaltó que muchos estudiantes están preocupados por el futuro y es por eso que todos han decidido colaborar con el porvenir de la universidad.

¿Qué piensas de las medidas de esta universidad? ¿Conoces otro centro educativo que esté trabajando para evitar el cambio climático? ¡Cuéntanos en la sección de comentarios!

Compartir este artículo