Genial
Genial

10 Animales que no entendemos cómo pueden dormir tan poco

Para los humanos, dormir es una de las actividades más esperadas en nuestra jornada, pues, gracias a ello, recargamos la energía que utilizamos a lo largo de nuestras actividades rutinarias. Al descansar, tenemos la posibilidad de tener el mejor rendimiento y es fundamental para el buen funcionamiento de nuestro cerebro. ¿Te imaginas dormir solo un par de horas al día? Existen animales que solamente gozan de un pequeño periodo para descansar.

Genial.guru comparte contigo algunos de los animales que, sorprendentemente, logran estar de pie todo el día con tan solo unas horas de sueño, y algunos, a pesar de ser muy poco el tiempo, lo dividen en cortos periodos.

10. Delfín (8 horas en periodos de 4 horas)

Al igual que las ballenas, los delfines duermen a la mitad de su cerebro. El ojo izquierdo se cierra cuando duerme la mitad del cerebro y viceversa. Esta acción es para monitorear su respiración. Algunos flotan inmóviles en la superficie del agua y otros nadan lentamente. En un periodo de 24 horas, cada hemisferio descansa 4 horas.

9. Elefante (2 a 6 horas)

Los elefantes, quienes pueden ingerir hasta 200 kg de comida en un día y son los animales terrestres más grandes que existen en la actualidad, los que viven en zoológicos, duermen de 4 a 6 horas en un día, mientras que los que viven en su hábitat natural, suelen descansar solo 2 horas. Con un gran tamaño como el de estos animales, sigue siendo un misterio saber cómo sobreviven con tan pocas horas de sueño.

8. Hormiga (de 4 a 5 horas / 250 siestas de 1 minuto)

Aquí, la reina manda y duerme 9 horas. Las hormigas obreras solo duermen de 4 a 5 horas en el día, pero no lo hacen corrido, sino que su tiempo de descanso lo dividen en aproximadamente 250 siestas pequeñas de máximo 1 minuto. Esto podría explicar por qué las reinas viven varios años y el resto solo un par de meses.

7. Vaca (4 horas)

Este mamífero puede alcanzar hasta los 800 kg. Podría asumirse que comen y duermen todo el día, sin embargo, la mayor parte del tiempo, puedes encontrarlas alimentándose de hierbas y pastizales. Hasta que se encuentran muy cansadas, hace mucho calor o completaron un ciclo de digestión (que puede durar hasta 8 horas), la vaca se tumba por 4 horas para descansar, especialmente en la noche.

6. Oveja (poco menos de 4 horas)

Las ovejas se la pasan comiendo prácticamente todo el día al igual que las vacas y, por ello, probablemente no tienen mucho tiempo de sobra para descansar. Gracias a sus pupilas horizontales en forma de ranura, su visión periférica es muy buena, con un campo visual entre los 270° y 320°, así que pueden ver detrás de ellas sin girar la cabeza.

5. Impala (3 horas)

El impala es una especie de antílope. Los machos tienen cuernos que pueden llegar a medir hasta 90 cm y son los que menos duermen debido al cuidado que deben brindarle a su manada. Su descanso dura 3 horas y, curiosamente, parece como si este animal tuviera una alarma integrada que lo alerta cuando es momento de despertar.

4. Burro (3 horas / siestas de 15 minutos)

Este animal doméstico casi nunca alcanza a entrar en un sueño profundo. Puede descansar estando de pie o recostado. Sus siestas alcanzan hasta 15 minutos como máximo, debido a su estado de alerta, estando dentro de un grupo o por su cuenta. Su ventaja es que, gracias a sus fuertes rebuznos, pueden pedir auxilio a otros de su especie aun estando a una distancia de 3 kilómetros.

3. Caballo (3 horas / siestas de 15 minutos)

Estos animales pasan la mayor parte de su día de pie, pues están preparados para huir en caso de que otro animal quiera cazarlos. Cuentan con un sistema anatómico conocido como “aparato recíproco de sostén”, el cual les permite mantener extendida una pierna sin hacer mucho esfuerzo muscular. Por eso pueden dormir sin ningún problema estando de pie y también pueden hacerlo recostados. Los caballos duermen cerca de 3 horas al día divididas en siestas de, regularmente, 15 minutos.

2. Jirafa (1 a 2 horas / siestas de 5 a 7 minutos)

Las jirafas pueden sobrevivir sin dormir mucho. Su periodo de descanso es de 1 a 2 horas y ni siquiera son corridas. Su descanso está dividido en siestas de entre 5 y 7 minutos. La posición que acostumbran a tener es estando de pie, pues su gran altura les ayuda en su defensa contra depredadores. Cuando es mucho su cansancio, se recuestan y, haciendo un arco con su cuello, recargan la cabeza en su lomo. Pero esta no es la mejor posición para dormir, ya que la elevación de la cabeza, que puede pesar hasta 11 kg y medir hasta 61 cm de largo, podría estar por debajo de su corazón y ocasionar que la sangre bombeada se acumule en ella, provocando un accidente cerebrovascular.

1. Ballena (media hora / siestas de 10 a 12 minutos)

El cerebro humano, cuando duerme, está enfocado en solamente en eso: dormir. Las ballenas no pueden darse el lujo de caer en un sueño profundo, ya que podrían hundirse. Así que duermen únicamente la mitad de su cerebro. La parte que permanece despierta se asegura de que respire y esté alerta en caso de que exista algún peligro. Este fenómeno les permite seguir en movimiento para mantener su temperatura corporal. En total, se les puede ver 30 minutos descansando. Algunas lo hacen en la superficie y otras prefieren colocarse en posición vertical para descansar. Este periodo puede estar dividido en siestas de entre 10 y 12 minutos.

Bono: un caso curioso y los que sí se dedican a dormir

7. ¿Los tiburones duermen?

Los tiburones necesitan estar en movimiento para adquirir oxígeno, el cual entra por su boca y escapa por sus branquias. Algunos se esconden en cuevas para descansar ya que la corriente de estas les puede aportar el oxígeno que necesitan. Existió el mito de que los tiburones nunca dormían porque esto los privaría del oxígeno, sin embargo, en el Caribe mexicano, justamente en Isla Mujeres, se descubrió una cueva donde varios tiburones parecían estar completamente dormidos. Aún se desconoce cuánto duran sus periodos de sueño, pero al menos ya sabemos que estos fascinantes animales sí duermen.

6. Perro (14 horas)

Un perro adulto puede dormir 9 horas corridas por la noche y otras 5 a lo largo del día. En el caso de los que se consideran ancianos o cachorros, suelen dormir el 70% de del día. En este caso, su actividad física y su entorno influyen en la cantidad de horas que le dedican a descansar.

5. Gato (14 a 16 horas)

Como en el caso de los perros, los felinos duermen dependiendo de su edad, entorno y actividad física. Se consideran animales crepusculares, así que suelen estar más alertas cuando amanece y cuando anochece. Un gato adulto puede dormir entre 14 y 16 horas, en promedio. Aun si son domésticos, tienen un instinto de cazador, y para ellos, jugar con algún peluche es como cazarlo y esto produce niveles de adrenalina y un desgaste calórico. Es por eso que tienen que recompensarlo durmiendo la mayor parte del día.

4. Lémur (16 horas)

Esta especie requiere un descanso de 16 horas para poder tener un rendimiento efectivo y mantenerse activo el resto del día. Cuando no está durmiendo, el lémur sale a buscar comida y hace otras actividades. Son originarios de Madagascar y el calor tropical podría ser una de las razones que los incita a dormir tanto, además de que ser un animal arborícola, así que pasar de un árbol a otro puede consumir su energía.

3. Armadillo (18 horas)

El caparazón de un armadillo puede llegar a pesar hasta tres veces más que su propio cuerpo. Quizá sea por esto que requiere tantas horas de sueño. Termina la jornada sin energías y completamente agotado después de cargar con tanto peso durante el día. Para dormir, se entierran en su madriguera.

2. Perezoso (20 horas)

El perezoso vive en el mismo árbol y solo baja a hacer sus necesidades cada semana para enterrarlas. Después de esto, busca otro árbol para quedarse en él. Estos animales son muy lentos debido a su poca masa corporal, y la lentitud en sus movimientos es para ahorrar y administrar su energía para cuando se requiera utilizarla, como en el caso de un ataque o huida para protegerse. Es por eso que su periodo de descanso alcanza hasta 20 horas.

1. Koala (18 a 22 horas)

Muchos querrían ser un koala, pues es el rey del sueño, durmiendo de 18 a 22 horas al día, sujeto en las horquetas o rincones de los árboles. Su larga jornada de sueño se debe su dieta basada en hojas de eucalipto, las cuales contienen toxinas, son altas en materia fibrosa y muy bajas en nutrición, por lo que pagan con mucha energía para digerirlas. Por esta razón necesitan reponerse y dormir casi todo el día.

Y tú, ¿eres de los que duermen mucho o poco? De acuerdo a sus horas de sueño, ¿qué animal te gustaría ser? Cuéntanos tus respuestas en los comentarios.

Genial/Animales/10 Animales que no entendemos cómo pueden dormir tan poco
Compartir este artículo