Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

16 Personas que no querían tener gatos, pero los mismos bigotudos hicieron que cambiaran de opinión

8-47
113k

Dicen que, para conseguir un gato, debes poner una caja abierta en el piso. En un par de minutos, en su interior aparecerá un amiguito esponjoso. De hecho, el proceso es más complicado, aunque algunos de nuestros protagonistas afirman que sus mascotas aparecieron casi de la nada.

En Genial.guru sabemos que no hay nada que nos aporte una carga positiva mejor que una porción de buenas historias o una selección de fotos de mascotas, y aún mejor, las dos cosas a la vez.

1. “Mi esposo me dejó. Hice lo que haría cualquier mujer: fui de compras. Casualmente me metí en una venta de gatos. Uno de ellos de repente comenzó a aullar y arañar el cristal. En unos 5 minutos íbamos a nuestra casa”

2. “Una vez regresé a mi casa del trabajo, tiré la toalla al suelo y vi una pata que apareció de debajo de la cama para robarla. Pues, el gato sigue viviendo conmigo”

3. “Una gata callejera dio a luz y se fue a vivir a otro lugar. Se llevó a todos los gatitos y perdió uno. Lo encontré casi sin vida en la calle”

4. “Estaba en el balcón y un gato saltó hacia mí. Lo acaricié y lo llevé a mis vecinos para buscar a sus dueños. Nadie lo reconoció. Ahora se llama Borís”

5. “Cuando elegía a un gatito, quería uno británico, un maine coon, o un esfinge. Pero luego vino a mi trabajo uno con las orejas manchadas de aceite y comió mi comida”

6. “Una noche, al hotel donde estaba trabajando, 2 mujeres trajeron un gatito y me rogaron que encontrara un hogar para él. Llamé a todos mis conocidos. Al final, se quedó en mi casa”

7. “Este es Darth Vader. Me lo trajeron con las palabras: ‘Si no lo tomas, lo comerán los perros’. Lo tomé”

8. “Compré un gatito por 25 USD. Estaba enfermo y apenas comía. Su dueña lo emborrachaba con cerveza y solía llevarlo en el maletero de su auto para sorprender a los amigos en las fiestas”

9. “Después del trabajo, encontramos un gatito debajo de un auto. Ahora él es el nuevo mecánico en nuestro equipo”

10. “Este gato no se llevaba bien con la familia, por lo que decidieron sacrificarlo. La historia fue contada en la radio, ¡enseguida, me llamaron 3 de mis amigos! No pude ignorar esta señal”

11. “Recogimos un gato sin castrar. Comía mucho y maullaba todo el tiempo en la puerta para salir y entrar. Decidimos que tenía parásitos. Empecé a seguirlo y encontré detrás de la cortina tres gatos más exactamente iguales”

12. “Fuimos a hacer kayak. Por la noche escuchamos el maullido de los gatitos. Solo queríamos alimentarlos, pero al final los llevamos a casa”

13. “Recogimos un gatito en la calle. Luego lo vimos en la escalera: ¡se escapó! Volvimos a llevarlo a la casa. Pero resultó que el nuestro estaba allí. Bueno, también dejamos el segundo”

14. “Por la mañana me despertaron los maullidos de un gato que no tenía. El sonido provenía del sofá. Corté el sofá y lo saqué. ¡No sé cómo se metió allí, pero ahora es mío!”

15. “Durante el día pasé de largo tres veces. Pero la cuarta vez no pude soportarlo y lo recogí”

16. “Hace un año y medio, un gatito entró corriendo en mi departamento. Lo dejé. Otro año después entró corriendo el otro, lo dejé otra vez. Resultó que no era un gatito, sino una gata preñada que me trajo cuatro gatitos más”

Comparte tu historia de la aparición de una mascota en tu casa. No olvides adjuntar una foto para que reciba su porción de me gusta.

Imagen de portada depositphotos
8-47
113k