Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Descubre por qué los gatos orinan fuera de su caja de arena y cómo corregirlo

Hay algo que todos los dueños de gatos aprecian, y es el hecho de que estos animalitos sean tan limpios. En la mayoría de los casos, es muy sencillo enseñar a un minino a usar una caja de arena para hacer sus necesidades. Sin embargo, de vez en cuando puede presentarse un problema que suele desconcertarnos: nuestro precioso amiguito peludo deja charquitos de orina por toda la casa, la cual rápidamente comienza a oler mal. ¿Por qué lo hace?

Genial.guru investigó sobre este problema para contarte las razones por las cuales los gatos orinan fuera de su caja de arena. También quiere compartir contigo algunos métodos sencillos para corregirlo y eliminar el olor.

Que es la micción inadecuada felina

Se llama micción o eliminación inadecuada felina a un trastorno muy común padecido por los gatos domésticos. Aparece cuando el animal en cuestión deja de hacer sus necesidades en la caja de arena que usaba habitualmente. Entonces, es posible que los dueños encuentren orina en diferentes partes de la casa.

Este trastorno puede deberse a diferentes factores, ya sean conductuales o médicos. El problema tiene solución, siempre y cuando se establezca bien qué lo ocasiona para poder actuar en consecuencia.

Razones médicas de la micción inadecuada felina

En primer lugar, es importante consultar con un veterinario de confianza para que evalúe al gato y descarte un problema físico. Existen diversas afecciones del tracto urinario que pueden ser la causa de que el animalito sienta urgencia para orinar y no llegue a su caja de arena, ensuciando lugares inadecuados. Algunos de estos problemas son:

  • Cálculos en la vejiga.

  • Infecciones urinarias.

  • Enfermedades inflamatorias.

  • Enfermedades hepáticas o renales.

Razones conductuales de la micción inadecuada felina

Una vez descartado un padecimiento médico que provoque al gato orinar fuera de su caja de arena, hay que pensar qué trastornos de conducta pueden estar ocasionando el problema. Estos pueden estar relacionados con el tipo y la ubicación de la caja o deberse a un instinto puramente felino:

  • Caja de arena inapropiada: puede que al gato le desagrade la arena que hay dentro de la caja, el tipo de recipiente o incluso su ubicación.

  • Inclinación por lugares inapropiados: si algo de su caja de arena no le gusta al gato, puede que elija lugares para orinar donde se sienta cómodo. La elección depende del tipo de superficie, ya sea blanda o dura (alfombras o baldosas, por ejemplo), y su ubicación.

  • Marcación: en este caso, el comportamiento se debe al instinto felino de establecer su presencia y su territorio, indicar que está en celo o para calmar la ansiedad ante un cambio importante (mudanza, la llegada de un nuevo miembro a la familia o un nuevo gato al vecindario). En general, la marcación se diferencia del resto porque el gato rocía su orina en superficies verticales, sin dejar charcos.

Cómo corregir la micción inadecuada felina

Si el gato está sano y se determinó que el problema se debe a factores externos, es posible revertir esta condición siguiendo algunas pautas sencillas:

  • Cambiar la caja de arena: a muchos gatos les desagrada el perfume o la textura que tienen ciertos tipos de arena. Para saber si ese es el problema, será necesario probar productos de otras marcas. También puede cambiarse la caja por otra con diferente profundidad, adecuada al tamaño del animal.

  • Cambiar la ubicación de la caja: colocar la caja de arena donde el gato haya orinado puede persuadirlo de utilizarla.

  • Mantener limpia la caja: hay que remover la arena sucia a diario y por completo cada semana, pues el gato puede rechazarla si esta se encuentra demasiado impregnada en orina.

  • Feromonas sintéticas: las feromonas son sustancias químicas que los gatos liberan para comunicarse con otros miembros de su misma especie. Si el animal orina fuera de su arenero debido al estrés, existen en el mercado versiones sintéticas de estas sustancias que pueden ayudar a revertir el problema. Estos productos vienen en forma de pulverizador o difusor.

  • Castración: la esterilización felina reduce la motivación del gato para rociar la casa con su orina, además de tener otros beneficios. De todas maneras, un mínimo porcentaje de animales esterilizados vuelve a marcar con orina, aunque el olor de esta es más suave.

Cómo eliminar el olor a orina de gato de la casa

Sabiendo cuáles son las causas por las que el minino orina fuera de su arenero y tomadas las medidas para corregir este comportamiento, ahora surge otro problema que no es menor: el olor. Es posible eliminarlo teniendo en cuenta lo siguiente:

  • Utiliza agua fría: una vez localizada la fuente del olor, vierte agua fría y seca con un paño o toallas de papel sin frotar.

  • Neutraliza el olor: hay varias opciones para contrarrestar el fuerte olor que deja la orina del gato. Por ejemplo, puede rociarse el sitio con una solución de una parte de vinagre y una de agua, y luego espolvorear la zona con bicarbonato de sodio. Los limpiadores enzimáticos son adecuados para eliminar el olor de los sofás, alfombras u otras telas.

  • Evita el amoniaco: para limpiar los lugares que el gato haya orinado hay que evitar utilizar productos que contengan amoniaco. Eso solo hará que el minino vuelva a ensuciar ese sitio, pues la orina contiene esta sustancia, por lo que su olor podría atraerlo.

¿Tu gato tiene o tuvo este problema? ¿Qué medidas tomaste para corregirlo?

Compartir este artículo