Scott necesita un tratamiento médico, y, para pagarlo, “vende” productos escolares en Facebook

Scott es un hermoso perro que nació con un problema de salud bastante complicado: tiene displasia de cadera, una enfermedad canina degenerativa que le impide caminar con normalidad. Por eso, su familia humana lo apodó cariñosamente “chueco”. Él necesita una cirugía y muchos medicamentos para poder soportar el dolor que le ocasiona su enfermedad. Así que, para poder costear el tratamiento, su familia tuvo una genial idea.

Genial.guru quiere compartir contigo la valiente historia de Scott y de su familia, y contarte qué están haciendo para recuperar la salud del adorable perrito.

La historia de un tierno cachorro

Una familia de Campeche, México, adoptó a Scott cuando era un adorable cachorro. Desde pequeño se dieron cuenta de que caminaba diferente a los demás perros, y hasta resultaba cómico verlo andar chueco. Sin embargo, el veterinario confirmó lo peor: el animal padecía una enfermedad canina degenerativa llamada displasia de cadera.

Comenzó una batalla por su vida

Desde el momento en el que le diagnosticaron la enfermedad, la familia humana de Scott no escatimó esfuerzos para que se sintiera bien. La displasia canina es dolorosa, y el tratamiento no es para nada económico. Aun así, estas personas decidieron hacer hasta lo imposible para poder costear las terapias y medicinas que necesita su preciosa mascota.

Una idea genial para salvar a un perro muy especial

La enfermedad de Scott no tiene cura y puede llegar a incapacitarlo. Por eso, mantener el tratamiento es fundamental para aliviar el dolor y ayudarlo a tener una vida lo más parecida a la de cualquier perro. Sus “hermanos” gemelos humanos se las ingeniaron para que no le faltaran nunca sus medicinas, y le crearon una cuenta en Facebook. Allí, el “perro chueco” cuenta detalles de su historia y vende útiles escolares.

Por fortuna, la cuenta se volvió muy popular. Muchos usuarios se conmovieron al conocer el padecimiento de Scott y decidieron ayudarlo a costear su tratamiento. Algunos incluso fueron a conocerlo junto con sus mascotas.

Solidaridad que sana

Cientos de personas aportaron su granito de arena y compraron los plumones y otros elementos escolares que Scott ofrecía en la página. Las ventas fueron tantas que nuestro amigo peludo tiene cubiertas todas sus medicinas por un largo tiempo.

La familia de Scott está sumamente agradecida por todas las muestras de cariño que continúan llegando a casa. En cada paquete que estas personas envían, incluyen una tarjeta con un mensaje personalizado. Gracias a su genial idea y a la solidaridad de los usuarios, este hermoso perro puede seguir disfrutando de la vida junto a sus seres queridos.

¿Conocías esta enfermedad canina? ¿Harías algo parecido si tu mascota lo necesitara? Cuéntanos lo que opinas en los comentarios.

Imagen de portada Perro Chueco / Facebook
Compartir este artículo