Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración
Genial

El frío en el lugar más frío del mundo, Oimiakón, rompió el termómetro y puso de moda el maquillaje nevado

A pesar de lo que podríamos pensar, Oimiakón, el lugar más frío del planeta, está habitado por algunos valientes, cuya resistencia es verdaderamente sorprendente.

En los últimos días, el frío en Oimiakón, Rusia, no solo hizo que las marcas del termómetro cayeran por debajo de los 60 grados centígrados, sino que también rompió el termómetro electrónico de la estación meteorológica local; el aparato no lograba registrar la temperatura por debajo de −62 °C. Aparentemente, sucumbió ante su compañero, un termómetro de alcohol que registró la temperatura de 67 °C.

Por cierto, a esta marca le faltó muy poco para llegar al récord de 1933, cuando la temperatura en Oimiakón bajó a 67.7 °C, la marca más baja registrada en el hemisferio norte del planeta.

Ella es Nastya, tiene 24 años, trabaja en un salón de bodas y vive en la república Sajá-Yakutia, Rusia. Así es cómo se veía la chica después de 15 minutos de caminata de casa al trabajo. En su página de Instagram, ella resalta que para un maquillaje invernal de cuento de hadas no tuvo que hacer nada especial; la helada resultó ser un maquillador habilidoso.

Nastya también compartió una foto de figuras congeladas de mamuts y la acompañó con unas reflexiones sobre la vida en uno de los lugares más bellos y duros del planeta.

La chica adora el hecho de que, gracias al Internet, las personas que viven a miles de kilómetros de Oimiakón pueden conocer este lugar y descubrir que...

"...aquí la gente vive, nace, estudia, se enamora, construye casas y viaja; hace todo lo que hacen los otros 7 mil millones de personas en el mundo, solo que, durante medio año, estas personas viven en el frío, pero viven, no 'sobreviven'".

"...Decoran su ciudad para las fiestas navideñas, construyen unas figuras de hielo y nieve fantásticas, decoran los árboles de Navidad y colocan deslizadores para los niños en las plazas, y hasta cuando la temperatura está a 50 °C puedes ver niños jugando, y por la noche los adultos también se suben a estos deslizadores (cuando nadie los ve)".

"Lo acepto, — continua Nastya en su post, — creí que de verdad 'sobrevivíamos' aquí, pero cuando empiezo a contar todo esto, me doy cuenta de que esta es la vida, nuestra vida".

El tesoro de Yakutia no solo son las personas increíblemente resistentes, sino también los paisajes de ensueño.

¡Hasta puedes ver la Aurora boreal aquí!

O vistas totalmente surreales: esta es una creación de un fotógrafo local que no tiene ni una pizca de Photoshop.

Aquí hasta los caballos tienen pestañas de nieve.

Parece que pronto este "maquillaje" se convertirá en una nueva tendencia mundial. Pero solo las chicas de este lugar del planeta pueden aplicárselo de forma natural. ¿Te atreverías a viajar al lugar más frío del mundo para experimentar cómo se siente?

Tu recompensa no solo serían las pestañas de nieve (y hasta una uniceja tal vez), sino unas vistas espectaculares. Lo importante es moverse rápidamente y lograr tomar las fotos.

También puedes conocer a otros turistas. Por ejemplo, estos chicos de China, que a −65 grados de frío decidieron bañarse en una fuente termal de Oimiakón, lo cual dejó a todos los locales perplejos.

Queridos lectores, ¿ya se han animado? ¿O mejor viajamos allá cuando el clima esté más cálido?

Compartir este artículo