Genial
Genial

10 Tradiciones que han cambiado en la familia real y hoy lucen muy distintas de como eran antes

Con más de 10 siglos desde su origen, la monarquía inglesa, encabezada por la reina Isabel II, es una institución que cuenta con una gran tradición. Hoy en día, muchos de los protocolos reales llaman la atención por mantenerse todavía en pie, aunque ya acumulen cientos de años de historia.

En Genial.guru decidimos investigar cuánto ha cambiado la vida real con el paso del tiempo. Por eso te traemos estos 10 puntos que demuestran que los años han traído consigo varias actualizaciones a las antiguas tradiciones de la corona.

1. La Reina asistía a los campeonatos de fútbol

En 1966, cuando Inglaterra ganó la copa del mundo, fue la mismísima reina Isabel quien le entregó el trofeo al capitán del equipo en el estadio de Wembley. Hoy en día, el príncipe William es el presidente honorario de la Football Association y asiste como cualquier otro aficionado a disfrutar de los encuentros más importantes de la selección inglesa.

2. Las vacaciones reales

Las vacaciones de la familia real tienen un destino por excelencia, y es el castillo de Balmoral. La tradición empezó con el príncipe Alberto en 1852, cuando lo adquirió para su esposa, la reina Victoria. Allí construyeron lo que se convertiría en el refugio vacacional de los royals. A la fecha, es el preferido de la reina Isabel, pero ahora sin toda la familia. Con el príncipe Felipe fallecido y los duques de Sussex, Meghan y Harry, apartados de la realeza, sus días de verano en Balmoral son cada vez más solitarios.

3. Transmisión de mensajes en vivo

La transmisión de mensajes televisados en vivo de la reina Isabel comenzó en 1997, a causa de la muerte de la princesa Diana. Esa fue la primera vez que se transmitió en televisión un mensaje en vivo de la Reina y fue para expresar su luto por esa pérdida. Hoy en día, la familia real tiene un canal de YouTube, y frecuentemente se ve a la Reina unirse a transmisiones en vivo en distintas plataformas digitales.

4. Tarjetas de Navidad sobrias

Las tarjetas de Navidad son una tradición familiar que se ha mantenido de generación en generación en la corona británica. Antes solían ser bastante sobrias y en blanco y negro. Con los avances de la fotografía, ahora esas postales son a todo color, las tarjetas son más festivas, las poses, más relajadas e incluso son compartidas por medios digitales.

5. El vestido de novia royal

Las bodas reales no son ahora lo que solían ser muchos años atrás, empezando por el vestido de la novia, que no era de color blanco. Lo normal era que los vestidos de novia fueran de colores vistosos, pero la reina Victoria, en 1840, se atrevió a vestir de blanco en su boda. Con ese legado, las novias actuales de la realeza también le dan el sí al blanco en sus vestidos.

6. Matrimonios prohibidos

En el 2017, el anuncio de boda del príncipe Harry y Meghan Markle causó revuelo. Un importante miembro de la realeza se casaría con una mujer que no pertenecía a la nobleza y que además era divorciada. La boda se llevó a cabo con pompa y un gran despliegue mediático, pero en otros tiempos esto no hubiera sido permitido. Así ocurrió con Wallis Simpson y el rey Eduardo VIII en 1937.
Ella era divorciada y él había subido al trono como rey de Inglaterra luego de la muerte de su padre, Jorge V. Para poder casarse, Eduardo tuvo que abdicar y juntos se fueron a Francia, donde contrajeron matrimonio y vivieron exiliados por orden de su hermano Alberto, quien asumió el reinado en su lugar.

7. Consentimiento para las bodas

Sin el consentimiento de la Reina, no hay matrimonio. Así reza la Ley de Matrimonios Reales de 1772, según la cual recién cuando el monarca reinante expida por escrito su consentimiento para la boda de cualquier descendiente del rey Jorge II, este podrá contraer matrimonio. Más de 200 años después, la ley sigue en pie, pero con un gran cambio. La norma ahora solo se aplica a las primeras seis personas en la línea de sucesión al trono.

8. El uso de la corona imperial

La majestuosa corona imperial del Estado es una joya que desde su coronación, acompaña a la reina Isabel en actos solemnes como la apertura del parlamento británico. En esta ceremonia anual, la imagen de la Reina con su cabeza adornada por la corona imperial era algo acostumbrado. Pero esa tradición ha variado durante los últimos años, en los que Isabel ya no porta esa lujosa joya como parte de su ajuar, sino que ha optado por usar diademas más sencillas o incluso sombreros.

9. La educación de los herederos

Hasta la reina Isabel y su hermana, la princesa Margarita, todos los herederos al trono habían recibido educación en casa, con una institutriz. A partir del príncipe Carlos, eso cambió. Él fue el primer sucesor en ser educado en una escuela, y marcó el camino para las siguientes generaciones. Harry, William y sus hijos han seguido la misma línea, recibiendo formación en escuelas privadas.

10. Nacimientos en casa

Hasta 1977, todos los descendientes reales habían nacido en su hogar, incluyendo a la Reina y sus hijos. Fue la princesa Ana, hija de la reina Isabel, quien rompió con la tradición y decidió dar a luz a su primogénito en un hospital: el Ala Lindo del Hospital St. Mary. Continuando con su iniciativa, los siguientes herederos también han venido al mundo en un hospital.

Sin duda, el paso de los años puede hacer que las costumbres vayan cambiando para adaptarse a la época. ¿Sabes de algunas otras tradiciones de la nobleza británica que se hayan modificado con el tiempo? Cuéntanos en los comentarios.

Genial/Famosos/10 Tradiciones que han cambiado en la familia real y hoy lucen muy distintas de como eran antes
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos