Genial
Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración
Genial

“Puedo ser inteligente cuando es necesario, pero a los hombres no les gusta eso”. La verdadera historia de Marilyn Monroe

El 1 de junio de 2019 se cumplieron 93 años desde el nacimiento de la legendaria estrella del cine Marilyn Monroe. Su memorable imagen aún vive en la cinematografía, parodias y en los flagrantes comportamientos de la estrella. Pero solo pocas personas, tanto en vida como después de la muerte de la actriz, lograron ver a la persona talentosa y educada que se encontraba oculta detrás de la radiante sonrisa y la imagen de una rubia fatal.

Genial.guru aprecia a esta gran actriz. Por eso decidimos contarte sobre el abundante mundo interno que poseía esta talentosa mujer además de su hermosa apariencia. Al final del artículo encontrarás un bono de libros y películas documentales sobre la vida de Marilyn Monroe.

1. Marilyn trabajó en una fábrica de aviones durante la Segunda Guerra Mundial

En 1944, la aún no conocida Norma Jeane Baker (el verdadero nombre de la actriz) regresó a la ciudad de sus padres adoptivos después de su matrimonio fallido. Allí, ella aceptó trabajar en una fábrica de aviones, en donde se realizaba el montaje de drones y las aeronaves. Y aunque según las palabras de los biógrafos de Marilyn, sus deberes no estaban relacionados con el ensamblaje de partes técnicas, en esta foto, ella ensambla el primer dron en el mundo.

La fotografía fue realizada por el fotógrafo del ejército David Conover en el marco del proyecto de promoción de Ronald Reagan. Precisamente gracias a esta toma, la brillante chica se dio a notar y le ofrecieron un contrato en una agencia de modelos.

2. En su biblioteca había más de 400 libros

En su infancia, Marilyn no recibió una buena educación. Por eso, en su vida adulta se convirtió en una apasionada lectora. En su biblioteca había más de 400 libros, entre los cuales estaban presentes obras artísticas y científicas. La legendaria rubia tenía un especial favoritismo por autores como Hemingway, Flaubert, Camus y Freud.

Cuando uno de los directores la vio con el tomo Cartas a un joven poeta de Rilke, le preguntó por qué había elegido precisamente ese libro. Marilyn respondió: “Por la tarde, cuando no tengo nada que hacer, voy a la librería y simplemente selecciono un libro al azar. Al encontrar en ellos páginas o párrafos que me agradan, los compro. Así compré este”.

Aquí puedes consultar la lista completa de literatura preferida por la actriz.

3. Monroe intentaba perfeccionar su actuación, sin importar la opinión de los escépticos

Marilyn no quería conformarse con papeles de chicas encantadores que le ofrecían los estudios, por eso frecuentemente acudía a cursos de actuación. De acuerdo con uno de sus profesores, el legendario Lee Strasberg, Marilyn Monroe y Marlon Brando fueron sus mejores alumnos, dado que únicamente ellos podían sumergirse profundamente en la vida de su personaje. La dedicación de la actriz también fue destacada por sus compañeros y otros profesores.

Sin embargo, los cineastas no tenían prisa por darle a la actriz roles serios. Por eso Marilyn mejoraba en las condiciones existentes. Su estilo es resultado de su meticuloso trabajo en sí misma. Ella perfeccionaba cada gesto para que pareciera cinematográfico y convincente. Por ejemplo, para la película Torrente pasional, incluso inventó un caminar especial. Anteriormente, nadie caminaba en el cine de esa manera.

4. Ella manipulaba hábilmente la dirección de la industria cinematográfica y la opinión pública

Monroe sabía cómo alcanzar los objetivos establecidos. Esto lo confirma Anthony Summers en su libro biográfico Las Vidas secretas de Marilyn Monroe y una gran cantidad de otras creaciones sobre la vida de la estrella.

  1. En 1952, durante una entrevista, la actriz dijo que posó desnuda para un calendario. Los estudios intentaron evitar que reconociera que ella era la de la foto, pero la actriz no estuvo de acuerdo. Como resultado, Marilyn avergonzadamente le dijo a la sociedad que era demasiado pobre para renunciar a una remuneración, lo que le ganó un mayor amor del público.
  2. Monroe siempre tuvo relaciones tensas con los estudios 20th Century Fox. La actriz quería más libertad artística y los respectivos honorarios, pero debido a sus enemistades con la dirección, no recibió lo que quería. Entonces fundó su propia industria cinematográfica y comenzó activamente una campaña de promoción, obligando a 20th Century Fox a rendirse y ofrecerle un lucrativo contrato. A propósito, el estudio de Monroe filmó únicamente una película El príncipe y la corista con Laurence Olivier.

5. La actriz se desarrolló en todas las direcciones escenográficas

De acuerdo con la biografía de la actriz escrita por Donald Spoto, Marilyn no solo gastaba su tiempo en capacitación actoral. Ella practicaba baile, clases de canto, levantamiento de pesas y yoga. Un caso revelador fue el que describió en una entrevista el director de los estudios 20th Century Fox, Ben Lyon. Al conocer la cargada agenda de la actriz, él le preguntó para qué trabaja tanto en sí misma. Y esto fue lo que respondió Marilyn: “Algún día se me presentará una oportunidad y no quiero dejarla pasar”.

6. Activamente realizaba obras de caridad

Aquí hay una breve lista de las buenas obras de la famosa rubia:

  1. Realizó conciertos de caridad para los soldados estadounidenses en Corea.
  2. Apoyó financieramente organizaciones que ayudan a orfanatos y otras instituciones que se encargan de los problemas de los niños.
  3. Abogó por cancelar las armas nucleares.
  4. Donó un cheque por 10 mil USD durante una visita a un orfanato en México.
  5. Dejó el 25 por ciento de sus bienes a su psicóloga, quien debía patrocinar hospitales psiquiátricos.

7. Luchó por la igualdad de los derechos civiles

En una de sus últimas entrevistas, Marilyn le pidió a la periodista concentrarse en cosas importantes para ella y no en su sexualidad.

“Lo que el mundo realmente necesita es un sentimiento de hermandad. Todos: estrellas, trabajadores, negros, hebreos, árabes, todos somos hermanos. Por favor, tómame en serio. Termina la entrevista con mis ideologías”.

La famosa cantante Ella Fitzgerald, en 1950, sufrió de discriminación racial en el escenario. No se le permitió cantar en el famoso club de Hollywood “Mocambo”. Después de muchos años de la muerte de Marilyn, Fitzgerald admitió en una entrevista que estaba en deuda con ella.

Al parecer, la actriz se puso en contacto personalmente con el dueño del club, amenazándolo con la prensa y le exigió incluir a Fitzgerald en el programa de presentación. En caso de que aceptara, Monroe prometió sentarse en una mesa de la primera fila, atrayendo así al público. El dueño aceptó y Monroe cumplió su promesa, y Ella Fitzgerald nunca más volvió a actuar en pequeños clubes.

El legado de Marilyn Monroe

Muchos biógrafos coinciden en que la imagen con la que Marilyn conquistó al mundo le jugó una mala pasada: ella se convirtió en su rehén. Y al desear escapar, la actriz no encontró apoyo. La esencia de este pensamiento se refleja muy bien en las palabras de la escritora Sarah Churchwell, autora de la biografía de la actriz:

“El mito más grande es que ella era tonta. El segundo es que era débil. Y el tercero es que no podía actuar. Ella estaba muy lejos de ser tonta, aunque no tenía una educación formal, se preocupaba al respecto. Pero, en realidad, era muy inteligente y muy fuerte. Ella tuvo que derrotar al sistema del estudio de Hollywood en la década de 1950. Ella no era una rubia tonta, ¡ella era una actriz, por el amor de Dios! Una actriz tan buena que ahora nadie lo cree. Ella era todo, excepto lo que representaba en la pantalla”.

Y esto fue lo que la misma Marilyn dijo a través de su personaje Lorelei:

“Puedo ser inteligente cuando es necesario, pero a los hombres eso no les gusta”.

Bono: material que te ayudará a conocer mejor a la actriz

¿Alguna vez has visto alguna de las películas de Marilyn? ¿Qué piensas sobre esta famosa actriz?

Compartir este artículo