11 Fenómenos naturales misteriosos que solo verás si tienes suerte

Curiosidades
hace 7 meses

Estás en el desierto de Atacama, al norte de Chile, uno de los lugares más secos de la Tierra. Pero este desierto tiene un hermoso secreto. Cada 3 o 5 años... aparecen flores de la nada. Es tan famoso que también se lo conoce como el desierto florido. Las semillas se encuentran en el suelo, esperando que llueva. Cuando el desierto recibe suficiente agua, brotan unos 200 tipos de flores. ¡Las arenas amarillas de Atacama se vuelven moradas, blancas, verdes e incluso rosas! Otro fenómeno místico que puede verse en el desierto es la llamada cascada de arena. Cuando el viento lleva mucha arena al borde de un cañón, comienza a caer. Multiplica este efecto por 100 y obtendrás una cascada de arena en Arabia Saudita. Realmente parece las cataratas del Niágara, solo que no hay ni una gota de agua. Los lugareños afirman que este fenómeno es señal de que se acerca una tormenta de arena.

Los anillos de hadas, también conocidos como anillos de duendes o corros de brujas, son unos misteriosos círculos de hongos que aparecen en praderas y zonas boscosas. Hay un gran debate sobre por qué estos anillos forman círculos casi perfectos. Algunas supersticiones aseguran que las danzas de las hadas queman el suelo, provocando el crecimiento rápido de los hongos. En el sur de la India, entre julio y septiembre de 2001, las personas fueron testigos de uno de los fenómenos meteorológicos más extraños de la historia. ¡La lluvia era roja! Todos esperaban una tormenta típica, pero se quedaron boquiabiertos. El color era tan brillante que manchaba la ropa. También había otros colores, como el verde, el amarillo, el marrón e incluso el negro.

En medio de un monzón, la lluvia roja comenzó a caer y volvió a aparecer periódicamente durante varias semanas. Los investigadores han descubierto que esta inusual lluvia es teñida por el polvo o las algas, ¡así que no intentes atraparla con la lengua! ¡Los especialistas no están del todo seguros de cómo las algas llegan hasta allí! Esto hace que este tipo de eventos sean un poco inquietantes. Las personas que viven en la zona rural del centro de Noruega, sobre el valle de Hessdalen, suelen ser testigos de luces flotantes de color blanco, amarillo y rojo que cruzan el cielo. Las luces aparecen tanto de día como de noche, y una vez, en los años 80, se vieron entre 15 y 20 veces en una sola semana. Las luces de Hessdalen pueden durar solo unos segundos, pero a veces duran más de una hora. Se mueven y parecen flotar o hasta mecerse. Algunos científicos creen que la razón de estas luces se encuentra en el polvo de hierro ionizado; otros dicen que se trata de una combustión que incluye sodio, oxígeno e hidrógeno. Muchas personas afirman que solo son aviones mal identificados. ¡Cuánto misterio!

Las donas de nieve son uno de los espectáculos meteorológicos más inusuales, ya que hacen falta condiciones meteorológicas perfectas para crearlos. ¡En cualquier zona montañosa cubierta de nieve (como las Montañas Rocosas), el viento, la temperatura, la nieve, el hielo y la humedad deben trabajar juntos para que podamos ver estos preciosos anillos! Imagina una fina capa de nieve húmeda en el suelo. Bajo esa capa, hay hielo o nieve en polvo. Luego, se necesita una brisa lo suficientemente fuerte como para hacer rodar la dona colina abajo, ¡como una bola de nieve! Una vez que deja de rodar, puede ser del tamaño de una pelota de béisbol ¡o tan grande como un neumático! Todo depende de la fuerza del viento. Una dona de nieve recién formada no dura mucho tiempo, ¡así que toma la foto rápido! ¡Y cuidado con la cabeza!

¿Puedes creer que existe un lugar en la Tierra con su propio ecosistema y atmósfera, similar a otro planeta? ¡Pues empieza a creerlo! ¡La cueva de Movile, situada al sureste de Rumania, permaneció cerrada en completa oscuridad durante unos sorprendentes 5,5 millones de años! No fue hasta que unos trabajadores descubrieron la cueva, mientras buscaban un lugar para construir, que se supo de ella. ¡Los científicos accedieron al lugar y descubrieron que en su interior se desarrollaba un ecosistema completamente sustentable!

Al excavar un camino a través de la roca, pasando por numerosos túneles, encontraron un lago de agua sulfúrica que apestaba a huevos podridos. El aire estaba lleno de sulfuro de hidrógeno y tenía 100 veces más dióxido de carbono que la atmósfera de la Tierra. No hace falta mencionar que este aire es completamente tóxico. Lo que es aún más increíble es que en esta cueva existe todo un ecosistema, ¡con 33 especies que no se pueden encontrar en ningún otro lugar de la Tierra! Este lugar nos da una idea de lo que podría existir en otros planetas con atmósferas completamente diferentes. Que se las haya arreglado para existir en la Tierra todo este tiempo sin que nadie lo supiera es bastante increíble, ¿no?

Mira estos árboles. Se llaman árboles del caucho. Sus fuertes raíces no crecen bajo tierra, sino en la superficie. Con la ayuda de armazones y sujeciones especiales, la gente ha aprendido a controlar el crecimiento de las raíces. Imagina que hay un árbol junto a un pequeño pozo y que debes hacer un puente de un extremo a otro. Basta con dirigir las raíces del árbol en la dirección necesaria. Con el tiempo, las raíces penetran en el suelo y se fortalecen con lluvias interminables. Hacen falta unos 15 años para crear un puente.

Aquí hay otro espécimen asombroso, conocido como el árbol de la vida. Crece en el desierto de Bahrein y lleva más de 400 años en la cima de esta colina arenosa, rodeado de kilómetros de arena. Aquí hace mucho calor y no hay humedad. A pesar de ello, el árbol tiene hojas verdes y sigue creciendo. Hasta ahora, los científicos no han averiguado cómo obtiene la humedad y los nutrientes; solo hay lugares con depósitos de petróleo alrededor. Los lugareños creen que el árbol es sagrado. Al fin y al cabo, es prueba de la magia de la vida y el poder de la naturaleza. Algunos expertos están seguros de que todo se debe a las raíces: llegan tan profundo que pueden alcanzar fuentes subterráneas de agua.

Aquí estás. Llevas horas conduciendo durante la noche. No has podido dormir, se te cierran los ojos. Detienes el auto y sales a estirar las piernas. Miras al cielo y ves un hermoso amanecer. ¡Oigan, esperen! ¡Hay tres soles! Te frotas los ojos, pero no, sigue habiendo tres estrellas brillantes en el cielo. No, nuestra estrella no se ha roto en tres partes, tampoco ha sido visitada por otras dos estrellas. Esto se conoce como perro al sol, y ocurre sobre todo durante heladas severas. Los pequeños cristales de hielo en el cielo desvían la luz. Como resultado, se pueden ver tres puntos brillantes en el cielo en lugar de uno solo. Este fenómeno recibe el nombre oficial de halo. Normalmente, se trata de un círculo alrededor del sol. También puedes ver halos por la noche.

Basta con mirar un farol para ver un círculo brillante a su alrededor. A veces, el halo puede adoptar una forma más elegante. Si hay mucho hielo en el aire, la luz se altera aún más, como en una habitación con una docena de espejos. En ese caso, el halo puede adoptar la forma de un ojo humano. Debido a este fenómeno, también puede producirse un falso amanecer. Mientras miras hacia el horizonte, el amanecer comienza, y el borde del sol aparece. Un poco más, y... Espera, el Sol se disuelve en el cielo. Tras unos momentos, vuelve a oscurecer. Y solo un minuto después, el verdadero Sol muestra su cara. Era el mismo efecto de curvatura de la luz que viste antes con los tres soles, solo que ahora la luz se curva verticalmente, no horizontalmente. Y en lugar del Sol real, aparece su reflejo en cristales de hielo en el cielo.

El amanecer con tres estrellas en el horizonte es un fenómeno real, pero no en la Tierra, sino a 340 años luz de distancia. Existe un sistema solar en cuyo centro se esconde una estrella de casi el doble del tamaño del Sol. Y hay otras dos estrellas pequeñas orbitando alrededor de esta gigante. Este extraño lugar también tiene un planeta. Allí, las puestas de sol y los amaneceres realmente exhiben tres estrellas. Si llevaras a tu pareja a un parque para ver esa puesta de sol, su cita sería todo un éxito. Lo que sea que eso signifique.

¡Y ya que hablamos de los fenómenos naturales más desconcertantes, sería un crimen no mencionar la nieve en un desierto! Sí, en el invierno de 2018, los habitantes del desierto del Sahara, uno de los lugares más secos y calurosos del planeta, despertaron y encontraron un grueso manto de nieve sobre la arena. En algunos lugares, la capa de nieve que envolvía las dunas alcanzó la asombrosa cifra de ¡38 centímetros! Sin embargo, los meteorólogos tienen una explicación para este emocionante fenómeno. Afirmaron que los espacios de aire frío, combinados con las precipitaciones de la tormenta más reciente, dieron lugar a una nevada en lugar de lluvia. ¿Y qué se puede hacer en ese caso? ¿Construir camellos de nieve? ¿Una joroba o dos?

Comentarios

Recibir notificaciones
Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Lecturas relacionadas