Por qué las botellas necesitan cuellos y otros 10 datos secretos

Curiosidades
hace 7 meses

Si lo piensas, la mayoría de las botellas tienen algo en común: cuellos largos. ¿Alguna vez te has preguntado por qué? Bueno, hay varias razones, y ninguna de ellas tiene que ver con esos otros cuellos largos, como los de jirafas y avestruces. En primer lugar, ¿alguna vez intentaste llenar un vaso desde un frasco ancho? Puede ser muy difícil, el agua suele pegarse a la superficie ancha y derramarse. La razón se encuentra en la física: el aire y el líquido tienden a fluir a lo largo de una superficie. Este fenómeno se conoce como efecto Coandă. Por esta razón, es difícil verter líquido: sus moléculas son atraídas a la superficie del envase. Otra razón es la tensión superficial: las moléculas de un líquido tienden a pegarse entre sí en lugar de al aire.

Por eso, el agua se mantiene unida y fluye por la superficie en lugar de ir adonde tú quieras. Un cuello estrecho hace que sea más fácil servir y beber de la botella, ya que hay una superficie más pequeña para que el líquido se extienda. La otra razón es práctica: un cuello más pequeño exige menos material y una tapa más pequeña. De este modo, pueden reducir el costo de la botella. Y una razón más: los cuellos evitan que la bebida se caliente. Si no hay cuello, lo más probable es que sujetes la botella por el centro, justo donde está el líquido, y que el calor de tus manos caliente la bebida. Si tiene cuello, sujetarás la botella por el cuello y minimizarás la cantidad de calor que se transfiere a la botella, por lo que tu bebida se mantendrá fría por más tiempo.

Si usas botellas reutilizables, probablemente sepas que a veces huelen mal, incluso si solo la llenas con agua. Pero no es el agua la que huele mal, sino los microorganismos que contiene. Si bebes agua de una botella, las partículas de tu saliva y tu sudor se quedan allí. Esas bacterias comienzan a acumularse en la botella y generan el olor. Por eso, si eliges botellas reutilizables, asegúrate de lavarlas todos los días para evitar que las bacterias se acumulen. Después de lavarlas, deja que se sequen completamente antes de volver a usarlas.

Algunas personas reutilizan las botellas de plástico, pero no siempre es seguro, ya que la mayoría están pensadas para un solo uso. La principal preocupación en este caso es la lixiviación: los productos químicos que se usan para fabricar una botella de plástico pueden mezclarse con el líquido. Si la reutilizas, el desgaste puede crear pequeños arañazos imperceptibles en el interior de la botella, donde pueden crecer más bacterias. Por eso, si necesitas una botella para usarla durante un tiempo, invierte en una que esté hecha para ser reutilizada. Pero no olvides lavarla todos los días.

Los jeans aparecieron por primera vez en 1873, fueron inventados por Jacob Davis y Levi Strauss. Davis era un sastre que fabricaba fundas y tiendas de campamento, y Strauss era un empresario que, entre otras cosas, vendía telas. Los primeros jeans fueron fabricados por Davis con mezclilla que compró a Levi Strauss & Co., y patentaron el diseño juntos. El azul era un color típico para la mezclilla, que se teñía con un tinte índigo. Se trata de una tradición que se sigue hasta el día de hoy para reproducir el aspecto original de los jeans. Los remaches metálicos también están ahí desde el comienzo. Jacob Davis añadió remaches de cobre en los lugares donde los pantalones son más propensos a romperse (como las cremalleras y los bolsillos) para hacerlos más resistentes. Hoy en día, tienen una función más decorativa, ya que son distintivos y tradicionales para los jeans.

Otra cosa especial de los jeans son esos pequeños bolsillos que tienen y que aparentemente no sirven para nada. Bueno, tal vez sea cierto ahora. Pero hace años, cuando muchos vaqueros usaban estos pantalones, el bolsillo se fabricaba específicamente para guardar un reloj de bolsillo. Además, por aquel entonces, los jeans solo tenían cuatro bolsillos: ese bolsillo diminuto (el del reloj), dos grandes bolsillos adelante y solo uno en la parte trasera. Muchas cremalleras tienen grabadas las letras YKK, una abreviatura del nombre de la empresa que puede traducirse como “Compañía de Producción de Yoshida”. Esta empresa japonesa es el mayor fabricante de cremalleras del mundo y ponen sus iniciales en todas las cremalleras que producen, cerca de la mitad de todas las cremalleras del mundo. Por eso sueles ver sus productos más a menudo que cualquier otro.

No solo los jeans son azules, también los uniformes de los policías. Los primeros policías oficiales aparecieron en el siglo XIX en Londres. Les dieron un uniforme azul para que contrastara con el uniforme rojo y blanco que ya llevaban los militares. Dos décadas después, la fuerza de policía fue adoptada por los EE. UU., y el color fue respetado. El uniforme sigue siendo azul hoy en día porque ha demostrado ser un buen color: no es tan visible en la oscuridad, así que los policías pueden observar a los demás y pasar desapercibidos. Además, las manchas no son tan visibles en el material oscuro. Y, bueno, todo el mundo sabe que los policías usan azul y son fácilmente reconocibles gracias a ello. Así que ¿por qué cambiarlo?

Las pelotas de golf blancas tienen hoyuelos por todas partes. Resulta que no es una elección azarosa. Al principio, los golfistas jugaban con una pelota lisa. Con el tiempo, se iba golpeando y dañando, pero también... comenzaba a viajar mucho más lejos. La razón es la aerodinámica. Los hoyuelos permiten que el aire fluya más suavemente alrededor de la pelota, lo que la lleva más lejos. La idea fue adoptada, y las pelotas obtuvieron sus hoyuelos, lo que les permitió viajar más. A veces, cuando los pájaros viajan a algún lugar lejano a través del océano, pueden pasar días volando. Siempre me he preguntado cómo duermen en el camino. Resulta que hay varias formas. Algunas aves están siempre medio dormidas: la mitad de su cerebro trabaja y la otra duerme. Como el mío. Después cambian, y la otra mitad duerme. Otros pájaros solo toman siestas cortas a lo largo del día. Y cuando digo “cortas”, lo digo en serio: una siesta dura un promedio de 9 segundos. Durante ese tiempo, el pájaro simplemente planea. Esas siestas se van acumulando a lo largo del día, y el ave obtiene su tiempo de descanso.

Las herraduras son como zapatos para caballos. Se ponen en los cascos para protegerlos en entornos especialmente duros y dañinos, como los pavimentos resistentes hechos con materiales no naturales a los que los caballos no están adaptados. Las herraduras tienen esa forma extraña porque se adhieren al casco con clavos. El centro del casco de un caballo es sensible, y sentirían el dolor si alguien intentara clavar la herradura desde ahí. Pero los costados no sienten dolor; por esta razón, las herraduras son redondas y tienen un centro vacío. Es algo así como ponerse uñas falsas.

A veces, leer te lleva a quedarte dormido. Las personas con problemas para dormir suelen aprovechar esto y leen por la noche para conciliar el sueño. Pero, si no quieres quedarte dormido, ¿por qué pasa esto? Bueno, normalmente leemos en un ambiente tranquilo y relajado, en la cama o en un sillón cómodo, y puede que hasta envueltos en mantas. No solo es un clima perfecto para leer, sino también para quedarse dormido. Tu mente deja de pensar en todos los problemas que tuviste a lo largo del día y se centra en una sola cosa. Esto genera el estado de ánimo ideal para dormir, y el resto es historia. La mayoría de los champús dicen que hay que lavarse el pelo dos veces, pero ¿acaso es cierto, o es solo una forma de hacer que uses más y lo compres más a menudo? Bueno, depende de la frecuencia con que te laves el cabello. Normalmente, el primer lavado elimina toda la suciedad y las células muertas, y el segundo hidrata el cabello y el cuero cabelludo. Así que sí, dos veces está bien, pero solo si te lavas una vez cada varios días. Si te lo lavas todos los días o cada dos días, no hay tanta suciedad acumulada, así que bastará con un solo lavado.

Las zanahorias bebé son diminutas y, a diferencia de las zanahorias normales, húmedas. No son un tipo especial de zanahorias, se hacen a partir de zanahorias normales. Les cortan la piel y las capas exteriores y las pulen para que tengan ese aspecto tan bonito. El problema es que no pueden retener la humedad. Una zanahoria normal retiene algo de agua en su interior gracias a las capas que la protegen. Una vez cortadas, las zanahorias bebé pueden secarse fácilmente; por eso suelen venderlas en bolsas con algo de agua en su interior. Las jugueterías están llenas de peluches Beanie Babies. Un detalle aún más icónico que sus enormes ojos son sus etiquetas que dicen “Ty”. Se trata de una pequeña empresa de la que no muchos han oído hablar. Los Beanie Babies aparecieron en 1993 y se volvieron muy populares. “Ty” es el nombre de la empresa, pero no es una abreviatura: es el nombre del fundador, H. Ty Warner.

Comentarios

Recibir notificaciones
Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Lecturas relacionadas