Genial

6 Afecciones que solemos confundir con otras enfermedades

7-25
12k

A veces tratamos de curarnos a nosotros mismos y confundimos una enfermedad con otra. En realidad, el 20 % de las afecciones médicas graves son mal diagnosticadas. Nuestra salud no debe tomarse a la ligera: es una de las cosas más importantes en la vida, así que exploremos algunas de las enfermedades que pueden pasarse por alto o ser diagnosticadas erróneamente.

En Genial.guru deseamos que todo el mundo esté sano, por lo que hemos preparado una lista de afecciones que pueden ser mal diagnosticadas.

1. Ataque cardíaco vs. ataque de pánico

6 Afecciones que solemos confundir con otras enfermedades

A veces resulta muy difícil distinguir un ataque cardíaco de un ataque de pánico porque, a primera vista, sus síntomas tienen mucho en común. Un dolor punzante agudo a menudo indica un ataque cardíaco. En muchos casos, este dolor está presente solo en el brazo izquierdo.

Estas son algunas de las diferencias entre un ataque cardíaco y un ataque de pánico:

  • Las personas que sufren un ataque cardíaco presentan frecuencia respiratoria aumentada y no entran en pánico. Pero pueden sentirse muy asustados. Antes de eso, pueden sentir un dolor de cabeza y estar temblando. En los casos de ataques de pánico, una persona tiene la sensación de pérdida de control sobre sus nervios y sobre su mente
  • Si tienes un ataque de pánico, tu cuerpo se tensa, por lo que puedes sufrir dolores musculares.

2. Meningitis vs. resfriado común

La meningitis es la inflamación de las membranas blandas que rodean el cerebro y la médula espinal. Es muy peligrosa y puede causar daño cerebral. Por eso es muy importante obtener un diagnóstico temprano y correcto. Los síntomas comunes, como fiebre, manos frías, dolor muscular, dolores de cabeza y cansancio pueden engañarte.

Esta enfermedad se confunde a menudo con el resfriado común, ya que tiene síntomas muy similares. Cuidado con:

  • rigidez en el cuello;
  • convulsiones;
  • manchas y erupciones en la piel;
  • sensibilidad a la luz.

3. Tuberculosis vs. resfriado común

La tuberculosis sigue siendo una de las enfermedades mortales más comunes en el mundo. Las bacterias causantes de esta enfermedad suelen atacar los pulmones, pero también pueden dañar otras partes del cuerpo. La tuberculosis se propaga por el aire cuando una persona tose, estornuda o habla. La temperatura corporal de una persona con tuberculosis no sube más de 37 a 37,5 °C y se eleva principalmente en la noche.

Los síntomas como fatiga, fiebre, sudores nocturnos y escalofríos pueden hacerte pensar que tienes un resfriado común. Pero hay que tener en cuenta los síntomas específicos que indican que no es solo un resfriado:

  • tos que dura 3 semanas o más;
  • tos con sangre;
  • dolor en el pecho o dolor al respirar o toser;
  • pérdida de peso involuntaria.

4. Cáncer de mama vs. mastitis

Casi la mitad de los pacientes con cáncer son diagnosticados demasiado tarde. Alrededor de una cuarta parte de los pacientes con cáncer se enteraron de su enfermedad una vez que pasó a la etapa avanzada. Si algunos síntomas se repiten una y otra vez durante un largo período de tiempo, es posible que no se deba a una inmunidad baja. Intenta estar en sintonía con tu cuerpo y presta atención a cómo te sientes.

Los síntomas del cáncer son muy similares a los signos de otras enfermedades. Por ejemplo, el cáncer de mama inflamatorio se confunde fácilmente con la mastitis; y el tumor maligno del intestino grueso tiene síntomas similares a la colitis ulcerosa o al síndrome del intestino irritable. Es posible que tengas los mismos síntomas que la mastitis con irritación de la piel, enrojecimiento, dolor y calor en los senos.

Presta atención a los síntomas más específicos del cáncer, como:

  • irritación en la piel de la mama;
  • aumento del grosor o hinchazón de una parte de la mama;
  • bultos o nódulos en los senos;
  • hundimiento del pezón o dolor en esa zona.

Por favor, autoexamina periódicamente tus senos.

5. Apendicitis vs. quistes en el ovario derecho

Ambas afecciones son peligrosas y necesitan un diagnóstico adecuado. Ambas pueden causar un dolor fuerte y repentino en el lado derecho del abdomen inferior que realmente puede molestar y doler. Es mejor que no busques los síntomas en Internet, sino que llames a tu médico o una ambulancia de inmediato.

Hay algunos síntomas comunes como vómitos y fiebre. Pero hay algunos signos que pueden definir las afecciones. En el caso de los quistes, puedes tener trastorno del ciclo menstrual. Pero en casos de apendicitis, puedes presentar:

  • hinchazón abdominal;
  • estreñimiento o diarrea.

6. Lupus vs. otras enfermedades

Puedes tener lupus toda la vida y ni siquiera saberlo, ya que sus síntomas son muy variados. A menudo, puede parecer que tienes problemas con el sistema inmunitario que te está causando todo tipo de enfermedades. Los médicos tardan años en diagnosticar esta peligrosa enfermedad ya que simplemente pareces padecer varias enfermedades insignificantes.

Lo principal que debes saber es que, si tienes dolor en las articulaciones y los músculos, y a veces tienes fiebre que aparece de la nada, es mejor que pidas a tu médico que te examine más a fondo. Esta enfermedad autoinmune puede afectar cualquier parte del cuerpo, incluidos los órganos internos. En algunos casos, el lupus puede causar los trastornos de los sistemas cardiovascular y digestivo.

Por favor, presta atención a los siguientes signos de lupus:

  • articulaciones adoloridas (artralgia);
  • fiebre que aparece sin ninguna razón;
  • cansancio;
  • dolor en el pecho al respirar profundamente (pleuritis);
  • pérdida de cabello.

¿Alguna vez has sido mal diagnosticado? ¡Cuéntanos tus historias en la sección de comentarios!

Ilustrado por Oleg Guta para Genial.guru
7-25
12k