7 Formas de matar bacterias en la boca y detener el mal aliento

¿Recuerdas la icónica escena del beso entre Jack y Rose en la película ganadora de un Óscar en 1998, Titanic? Imagina a Jack teniendo mal aliento. Desagradable, ¿verdad? Seguramente nadie desearía estar en tal situación. Sin embargo, según una encuesta, entre el 35% y el 45% de las personas en el mundo sufren de mal aliento en algún momento del día. Los estadounidenses gastan alrededor de 10 mil millones de dólares en productos de higiene oral (por ejemplo, mentas, chicles, enjuagues bucales, pasta de dientes, etc.) para combatir el mal aliento cada año.

Genial.guru te ofrece 7 maneras fáciles de combatir el mal aliento como un ninja, usando cosas que probablemente ya tengas en tu hogar.

Y hablando de Rose de la película Titanic, ¿sabes cuál es su nombre completo en realidad? ¡Lee hasta el final del artículo para descubrirlo!

Usa enjuagues bucales naturales y refrescadores de aliento

  • Las hojas de menta ayudan a combatir el mal aliento y refrescan la boca.
  • Las especies como el clavo, el cardamomo y las semillas de hinojo son excelentes para combatir el mal aliento.
  • El bicarbonato de sodio es otro enjuague bucal natural que está disponible. Simplemente disuelve una cucharadita de bicarbonato de sodio en una taza de agua y úsala para enjuagarte la boca. Alternativamente, también puedes sumergir tu cepillo de dientes mojado en bicarbonato de sodio y usarlo para limpiar tus dientes.
  • El té hecho con hojas de fenogreco es un gran refrescador de aliento antibacterial. Comienza el día bebiendo una taza de esta bebida.

Bebe al menos de 2 litros de agua diariamente

Mantenerse hidratado tiene muchos beneficios para la salud, y evitar el mal aliento es solo uno de ellos. La saliva previene el crecimiento bacteriano y se necesita agua para mantener las glándulas salivales funcionando de manera eficiente. El agua potable es primordial cuando se trata de prevenir el crecimiento bacteriano y el mal aliento causado por la humedad y la saliva inadecuada en la boca. Evita los jugos azucarados por la noche, ya que pueden ayudar a la acumulación de bacterias mientras duermes.

¡Ten cuidado con lo que comes!

Se sabe que algunos alimentos causan mal aliento, por lo que es mejor evitarlos si deseas que tu boca no huela mal y que mejor huela a menta fresca. Las cebollas y el ajo son los culpables más comunes cuando se trata de causar mal aliento. Pero también recuerda no eliminar por completo las cebollas, ya que las investigaciones muestran que comer cebollas con moderación mata a 4 diferentes tipos de bacterias que pueden causar caries y enfermedades de las encías. Además, evita los alimentos con alto contenido de fructosa o ácido acídico, ya que fomentan el crecimiento bacteriano.

Si tienes hambre, intenta comer manzanas o yogur. Las manzanas contienen pectina heteropolisacárida, la cual estimula la producción de saliva, mientras que los cultivos en el yogur ayudan a reducir las bacterias en la boca.

Raspa tu lengua

Tu lengua puede ser un caldero de cultivo para bacterias malolientes. Después de cepillarte los dientes, usa tu cepillo de dientes para raspar tu lengua de cualquier bacteria, subproductos de la bacteria o placa. También puedes usar un raspador de lengua para esto.

Cepíllate dos veces al día y usa hilo dental al menos una vez

Cepíllate los dientes durante 2 minutos, dos veces al día y usa hilo dental por lo menos una vez al día. Un estudio mostró que solo un poco más de 55% de las mujeres se cepillan dos veces al día y el porcentaje de hombres que lo hacían era incluso menor, con solo un 49%. El cepillado y el uso del hilo dental ayudan a eliminar de la boca los alimentos atrapados y las bacterias que provocan los malos olores.

Mantén tus encías saludables

Las bacterias se acumulan en las bolsas en la base de los dientes creando un mal olor. Se sabe que las enfermedades de las encías causan mal aliento. Para mantener tus encías saludables, elige una pasta de dientes que contenga flúor. Además, deja de fumar, ya que fumar debilita tu sistema inmunológico y se asocia fuertemente con la aparición de problemas relacionados con las encías.

Además, fumar hace que sea más difícil para las encías sanar una vez que han sido dañadas.

Mastica una cáscara de fruta

Enjuaga una cáscara de un cítrico, como un limón o una naranja, antes de meterlo en la boca para después masticarla. No solo le dará a tu aliento un estallido de frescura, sino que el ácido cítrico en él también alentará a las glándulas salivales a producir más saliva, que es la defensa natural de la boca contra el mal aliento y los ácidos de placa que causan caries.

Ahora que conoces estas increíbles formas de mantener a raya el mal aliento, corre la voz entre tus amigos. ¿Conoces otras maneras para combatir el mal aliento? Haznos saber en los comentarios a continuación.

Compartir este artículo