Genial
Genial

10 Errores que podemos evitar para conservar las prendas en nuestro clóset por más tiempo

La ropa y nuestro estilo son formas de expresar nuestra personalidad y gustos al mundo. Todos tenemos algunas prendas que cuidamos con especial atención; sin embargo, probablemente alguna vez hayamos cometido un error lavando o colgando nuestra ropa. Aprender a cuidar las piezas de nuestro armario no es difícil, y alargar su vida permite gastar menos y ayuda a ser más amigable con el medioambiente.

En Genial.guru recopilamos algunos de los mejores consejos para conservar en buen estado y más tiempo nuestra selección de ropa.

1. Aunque suene extraño, lava menos

Muchas prendas se benefician de lavarlas con menos frecuencia, ya que las fibras se mantienen en mejores condiciones y conservan el color. A veces, los jeans o playeras no están sucios, solo necesitan refrescarse. Así que puedes tenderlos un rato o meter la prenda en el baño cuando tomes una ducha caliente para que respire.

2. Deja secar la ropa al aire

El olor de la ropa limpia colgada en un tendedero es muy satisfactorio, además de que ayuda a que las prendas conserven mejor su forma. Es preferible tenderla, en lugar de utilizar una secadora, porque esto no daña las fibras, no estira y no encoge la ropa. Si una prenda se tiende correctamente, incluso se puede evitar plancharla.

3. No tiendas la ropa oscura al sol directo

Tender la ropa es beneficioso para las prendas, pero en el caso de las de color negro, lo mejor es evitar colgarlas a horas en que el sol esté muy fuerte. ¿Por qué? El sol directo puede causar decoloración en las piezas muy oscuras.

4. Pon la ropa al revés en la lavadora

Una buena forma de mantener en buen estado los tejidos y el color de nuestras prendas es lavar la ropa al revés. De esta forma se mantendrá el color original y las piezas no se dañarán por la fricción. En el caso de los jeans, en especial los oscuros, también viene bien lavarlos volteados: esto ayuda a que el color se conserve mejor.

5. Repara daños pequeños

A veces, a una blusa se le cae un botón, aparece un agujero en alguna prenda, se deshila un hilo o el color se deteriora. Todos estos daños son pequeños, pero logran que las prendas se vean viejas. En cambio, si se arreglan, estas pequeñas reparaciones harán que la prenda se vea mucho mejor y alargaremos su vida útil. Para esto solo necesitas hilos, botones y algunas agujas. Si una pieza pierde color, puedes comprar algún colorante en polvo para ropa.

6. Lava a mano tus piezas más especiales

Utilizar la lavadora con sabiduría puede alargar la vida de nuestra ropa. Si tienes prendas delicadas o que te parezcan muy especiales, entonces procura lavarlas a mano. Usar la pileta para lavar y exprimir la ropa con cuidado es una buena forma de limpiar nuestras prendas más especiales. También puedes juntar algunas del mismo color, ponerlas en un cuenco con jabón y agua tibia. Después solo debes imitar el movimiento circular de la lavadora con tu mano.

7. Siempre dobla o cuelga tu ropa con cuidado

No toda la ropa puede colgarse ni doblarse, por lo que es difícil confundirse: ¿en gancho o doblada? Aprender a guardarla no debe ser complicado. Hay algunas piezas como las tejidas o de punto que no deben colgarse en ganchos, sino doblarse para conservar el tejido. Si la prenda se estira en un gancho, entonces es mejor cambiar este último. Si colgamos un abrigo o chamarra, es importante que no quede colgando en la parte de los hombros. Las prendas delicadas pueden doblarse con algo de papel para que mantengan la forma.

8. No laves tu ropa con agua a temperatura muy alta

No toda la ropa necesita lavarse a temperaturas altas. Lavar con agua tibia puede ayudar a conservar las fibras y la intensidad del color en algunas piezas. Sin embargo, la ropa interior, las sábanas y las toallas necesitan un lavado más intenso, por lo que pueden precisar agua caliente.

9. Guarda tus prendas más importantes en bolsas para ropa

Tus prendas más delicadas o que están hechas de materiales muy particulares pueden guardarse en bolsas especiales para almacenar ropa. Esto hará que se conserven siempre en perfecto estado.

10. Tiende la ropa en ganchos

Tender la ropa para que se seque con el aire es un excelente recurso. Otra cosa que puedes agregar para que esta pase de la línea al armario en mejor estado es colgarla en el tendedero con ganchos. Estos deben ser de un buen tamaño para que no estiren la ropa.

¿Qué consejos le darías a alguien que está aprendiendo a cuidar su ropa? ¿Cómo conservas tus prendas más especiales?

Imagen de portada Ivan Babydov / Pexels
Genial/Consejos/10 Errores que podemos evitar para conservar las prendas en nuestro clóset por más tiempo
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos