Genial
Genial

Cuáles son los cuidados fundamentales para que el sol no lastime a nuestras mascotas

Decirle adiós al invierno significa más horas de luz y un clima cálido. Es ideal para salir a pasear y, si somos dueños de mascotas, también podemos aprovechar para salir con ellos y pasar un buen rato. Pero, no olvidemos estar alerta. Es recomendable tener los conocimientos y cuidados necesarios para que el sol no se convierta en algo negativo.

En Genial.guru, investigamos algunos de estos cuidados para que tus mascotas vivan una vida saludable y feliz junto a ti.

Cómo afectan los rayos solares a nuestras mascotas

Hay algunos factores que hacen que nuestras mascotas sean más sensibles a los rayos solares, por ejemplo, la raza y el color y longitud de su pelaje. Si nuestro perro o gato es blanco, puede tener más problemas si está muy expuesto al sol debido a la fotosensibilización.

La fotosensibilización es ser sensible a la luz ultravioleta. Si esta llega a la piel, y teniendo en cuenta que las mascotas pueden tener genes que contribuyan a enfermedades generadas por la misma, podrían tener una reacción potencialmente seria a futuro.

Características que hacen a tus mascotas más sensibles al sol

Los perros más afectados son los dogos argentinos, bulldogs blancos, dálmatas, bóxeres, labradores y beagles, entre otros. Y en los gatos, los que son blancos o tienen manchas blancas (especialmente en su cabeza) son los más susceptibles.

Cada mascota es diferente, pero tenemos algunos consejos para cuidarlos del sol según su caso.

1. No sacarla al sol en ciertos horarios

Ahora bien, ya vimos que hay un problema, pero también podemos atacarlo y remediarlo. Una de las maneras en las que podemos proteger a nuestros animalitos es controlar sus salidas al sol y observar que no se expongan demasiado, incluso dentro de la casa. Si los sacamos a pasear, sería bueno procurar que sea en un horario en el que el sol no sea tan potente.

Si queremos que tomen un poco de sol en sus paseos, las mejores horas para hacerlo son por las mañanas y en la tarde, cuando está atardeciendo. Generalmente, el peor horario para salir es entre 11 a. m. y 3 p. m., ya que los rayos de sol son más intensos.

2. Ponerle ropita para mascotas

Mientras algunas personas creen que vestir a las mascotas puede verse ridículo, otras creen que es divertido. La realidad es que, a veces, es una necesidad. Es por eso que ponerles una playerita o algo que los cubra cuando estarán expuestos muchas horas al sol es otro cuidado que se recomienda.

Hoy en día, hay muchas marcas de ropa para animales, y esto es genial para nosotros porque nos facilita y ayuda a proteger la piel de nuestros amigos de cuatro patas. No solo se pueden ver muy cool, sino que también estarán resguardados.

3. Colocar filtros solares en ventanas

No es necesario salir de la casa para exponerse al sol. Los rayos solares pueden atravesar la ventana, y esto podría ser dañino para nuestras mascotas. Muchos gatos y perros aman estar bajo el sol, pero las recomendaciones son, especialmente si son de color claro, limitar su tiempo frente a la ventana o, bien, poner un filtro solar a la misma.

Estos filtros solares también aplican si viajamos en auto con la mascota por mucho tiempo. De ser necesario, podemos instalar esta tecnología para protegerlos de los rayos ultravioleta.

4. Evitar raparlos

Tal vez podríamos pensar que, cuando hace mucho calor, una solución para que las mascotas estén más frescas es raparlas, pero lo mejor es dejar su pelaje tal cual. De hecho, es recomendable evitar raparlos. Su pelaje los protege tanto del frío como del calor. Al raparlos, su piel estará más expuesta a los rayos solares y podría quemarse.

Podemos recortar su pelaje, pero no quitárselo por completo.

5. Aplicarles protector solar

El protector solar es superimportante para los humanos. Pues tenemos noticias, si nuestras mascotas son delicadas de la piel, el uso de protector solar también aplica a ellas.

Si nuestro perro o gato no puede estar fuera del sol, no puede vestir algo que los cubra o iremos a un lugar donde estarán expuestos a la luz por mucho tiempo, podríamos pensar en usar protector solar y aplicarlo en sus orejas, su nariz y en áreas sensibles a quemaduras de sol. Lo mejor es hablar con un veterinario para que nos recomiende el protector solar que sea mejor para nuestra mascota.

6. Cuidar su higiene y alimentación

Otra medida importante es mantener la buena higiene y alimentación de nuestras mascotas. Hay que mantener su piel limpia y bañarlas con la frecuencia necesaria. También es esencial darles una buena alimentación, sin muchos cambios para evitar provocar que su cuerpo tenga una respuesta negativa ante dicho tipo de alimentación.

7. Ponerle crema hidratante, si es necesario

Si tenemos mascotas que no tienen pelaje, es recomendable, aparte del protector solar, la aplicación de crema hidratante después del baño para que su piel esté bien cuidada.

8. Monitorear cambios en la mascota

Otra medida importante es estar al pendiente de cualquier cambio en la mascota. Hay que revisarla de vez en cuando, ver si tiene resequedad, enrojecimiento, si está perdiendo pelo más de lo normal, estar alerta a cualquier indicio que veamos extraño y llevarla con el veterinario de confianza.

¿Qué medidas has tomado para proteger a tus mascotas de la exposición solar?

Genial/Consejos/Cuáles son los cuidados fundamentales para que el sol no lastime a nuestras mascotas
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos