11 Historias sobre un simple malentendido que casi lleva a una catástrofe

Ninguno de nosotros es inmune a las situaciones incómodas y absurdas. Pero para algunos pueden convertirse en una fuente de autoflagelación sin fin durante años, mientras que otros, por el contrario, estallan en carcajadas cada vez que las recuerdan, e incluso las convierten en la mejor anécdota de su vida.

Genial.guru entiende a las personas de la primera categoría y, sin embargo, admira inmensamente a los de la última, que toman los limones que les da la vida y hacen limonada con ellos. Por lo tanto, no pudimos resistirnos y decidimos compartir contigo sus bocetos humorísticos sobre un malentendido completo, para inspirarte la misma actitud liviana ante cualquier tontería o infortunio que sucedan en tu vida.

  • Estaba volviendo en auto a la universidad de la casa de mi abuela. En un par de días debía actuar en un coro, así que decidí ensayar y me llevé la mano al oído para escucharme mejor. Después de un rato, un policía me detuvo y me pidió que le enseñara mi teléfono. Se sorprendió mucho cuando me estiré para alcanzarlo en el asiento trasero. Preguntó qué demonios estaba haciendo entonces. Comencé a explicárselo confusamente. Como resultado, reinó una pausa incómoda, entré en pánico y no pude pensar en nada mejor que decir: “¡Es verdad, pruébalo!”, y comencé a cantar al costado de una carretera de dos carriles. Me dejó ir con una advertencia. © SynchronizedCalamity / Reddit
  • A mi primo y a mí nos encargaron la tarea de tirar una alfombra vieja. Debido a que estaba muy polvorienta y sucia, la envolvimos previamente en bolsas de basura negras para no ensuciarnos. Y bueno, solo digamos que luego tuvimos una conversación muy larga con la policía. © Conscious-Operation2 / Reddit
  • Llevé un martillo a la oficina para colgar un tablero, pero me olvidé de sacarlo de mi bolso en casa por la noche. Unos días después, mi jefe se acercó y preguntó si teníamos un martillo en nuestra oficina. Sin dudarlo, metí la mano en mi bolso y se lo entregué, sin dejar de mirar la pantalla de la computadora. Unos segundos más tarde, me di cuenta de que todavía estaba de pie junto a mí. Me di vuelta y él dijo, mirando el martillo: “¿En serio? ¿Llevas un martillo en el bolso de tu laptop? ¿Eres una especie de criminal o qué?”. © tinkrman / Reddit
  • Encontré un cráneo de cabra durante una excursión a España, que fue organizada por la universidad, y decidí llevármelo a casa. En el aeropuerto, el personal que estaba escaneando el equipaje llamó a los de seguridad y comenzaron a charlar sobre algo. Le dije a nuestro organizador que debía ser por el cráneo. Luego él entabló un diálogo con ellos, todos comenzaron a reír y finalmente se dispersaron y nos dejaron pasar. Al final resultó que habían pensado que yo estaba tratando de sacar el cráneo de una cabra española en peligro de extinción. © Rexygirl20 / Reddit
  • En una época salía con una chica en silla de ruedas cuyas piernas estaban paralizadas. La ayudaba constantemente a subir y bajar de ella y a menudo fingía salir corriendo con su silla (eso siempre le divertía). Un día, fuimos a un evento de cosplay y decidimos pasar por la sala de conferencias para tomar un par de fotos del disfraz. La bajé de la silla y, una vez más, comencé a alejarme con la silla con las palabras “suerte con moverte sin tus ruedas”, y unos guardias de seguridad me arrojaron al suelo de inmediato. Al final aclaramos todo, y no les guardé rencor, porque demostraron que tienen un corazón de oro si decidieron interceder por una chica a la que le estaban “robando” a pesar de tener prohibido tocar a los visitantes. © AmpedEnding / Reddit
  • Una vez, decidí ayudar a una colega que estaba pasando por un divorcio, y todos los días la llevaba a casa. Un día me pidió que revisara su dormitorio porque un ratón se había metido allí. Por supuesto que accedí, subí, me puse en cuatro patas y busqué un hueco cerca del suelo, mientras me quité los lentes y los puse en la mesita de noche. Encontré el agujero, lo bloqueé, pero, naturalmente, olvidé mis lentes. Después de 2 horas, ella me llamó y me dijo que su casi exmarido los había visto y había hecho un escándalo. © ripmerle / Reddit
  • En la escuela secundaria, estaba en un grupo de teatro, y en una de las funciones había una escena en la que tenía que atar a una chica a una silla con un nudo especial que se viera real, pero que al mismo tiempo fuera fácil de desatar tirando de un extremo. En pocas palabras, nos quedamos en el aula durante el recreo. Estaba aprendiendo a atar ese nudo, y entonces entró en el aula el profesor de educación física, que vio a una chica con una mordaza en la boca en un aula vacía, a quien yo estaba atando con diligencia a una silla. Sí, qué linda época. © tiggers08 / Reddit
  • Una noche, un oficial de policía me detuvo y me dijo que tenía una mancha de sangre en la cara. Sin tiempo para pensar, dije: “¡Todo está bien, oficial, esta no es mi sangre!”. No, claramente no era la mejor respuesta. Luego me pidió que abriera la puerta trasera y vio varias bolsas de basura negras con manchas de sangre en el asiento trasero. En resumen, logré salvarme solo por el hecho de que tenía a mi halcón conmigo. Trabajo como cetrero: había un suministro de alimento congelado para aves para varios meses en las bolsas, y la sangre de mi cara se debía a que al halcón le gustaba “embellecerme” después de comer. Como resultado, el oficial me tomó varias fotos con el halcón y me dejó ir. © wolfgirl2345 / Reddit
  • Estaba con un amigo en una caminata por la naturaleza y tuve que abrir el maletero para sacar una botella de agua, pero olvidé por completo que un tiempo antes había transportado algunos materiales de dibujo. La expresión de su rostro cuando me vio, vestido con un chándal, abrir el maletero lleno de bolsas plásticas negras y sacar un hacha, mientras estábamos en medio de un bosque, no tenía precio. © NoMickeyMouseBusines / Reddit
  • Un día, un conocido pasó por una gasolinera. Aprovechó para abrir el maletero para buscar algo, cuando de repente notó a dos ancianos que parecían alterados por algo. No les dio importancia y siguió conduciendo. Después de un tiempo en la autopista, vio un coche de policía y también se olvidó de él rápidamente. Pero entonces otro auto, sin marcas de la policía, apareció frente a él y aceleró, tratando de empujarlo a un lado de la carretera. Se detuvo, de inmediato fue sacado del auto por agentes armados, y varios de ellos se dirigieron al maletero, lo abrieron e inmediatamente comenzaron a reírse. Al final resultó que esa pareja de ancianos de la gasolinera había pensado que él tenía a un niño en el maletero, pero en realidad era un muñeco de entrenamiento. Trabajaba como instructor de primeros auxilios y seguridad. © bozom / Reddit
  • Una noche, estaba caminando con mi esposa y accidentalmente chocamos las caderas. La empujé de nuevo, ella me empujó con más fuerza y comenzamos a jugar. En algún momento, la empujé justo al lado de una farola, chocó contra ella, se quedó sentada en el suelo y se echó a reír. Y entonces, de repente, un coche de la policía se acercó a nosotros. Pero todo se complicó por el hecho de que mi esposa se había reído tanto de lo absurdo de la situación que se le salieron las lágrimas. Al ver eso, los oficiales, sin pensarlo dos veces, me aferraron para que ya no la tocara (aunque solo quería ayudarla a levantarse). Tuvimos que dedicar bastante tiempo para calmarnos y explicarles adecuadamente la situación a los oficiales. © anomalous_cowherd / Reddit

Probablemente también hayas tenido malentendidos más de una vez en tu vida. Cuéntanos cuál fue el caso más llamativo, que podría haber conducido a consecuencias graves.

Imagen de portada bozom / Reddit
Compartir este artículo