Genial
Genial

Luis Suárez: cómo el amor de su esposa Sofía lo impulsó a convertirse en un estrella del fútbol mundial

Las razones que motivan a un deportista a empezar su carrera profesional pueden ser muy variadas: desde la pasión por la actividad física, hasta el sueño de ganar un campeonato en su disciplina. Pero entre todas esas motivaciones, hay una que puede llegar a ser una muy poderosa, y es el amor. Así lo prueba el futbolista Luis Suárez, quien por amor a la mujer de su vida, se propuso convertirse en un delantero de talla mundial y formar una familia con ella, para toda la vida.

En Genial.guru celebramos las historias como la de Luis y su esposa Sofia, que nos hacen creer que el amor puede lograr que los sueños se vuelvan realidad.

Luis nació en Uruguay, es hijo de una familia de escasos recursos, y desde muy niño se interesó por la pelota. Pero también a muy temprana edad tuvo que trabajar para llevar algunas monedas a casa y así ayudar a sostener su hogar, donde habían 6 hermanos más.

A pesar de las circunstancias, se hizo destacar por su talento y a la edad de 7 años fue fichado por un pequeño equipo en la capital del país, para formar parte de su división infantil.

A los 14 años, el Nacional de Uruguay, uno de los mayores equipos de ese país, se fijó en su habilidad futbolística y lo reclutó como jugador. Parecía que el momento de Suárez había llegado, pero siendo tan joven se dejó llevar por el brillo que lo rodeaba en ese entonces y empezó a tomar algunas decisiones equivocadas. “Cometí el error de juntarme con gente con la que no debía, y de salir por la noche”, reconoció en una entrevista.

En medio de los traspiés de ese comienzo, cuando apenas tenía 15 años, el futbolista conoció a Sofía Balbi y empezaron a salir. Ella, a diferencia de Luis, vivía con su familia en una buena zona de Montevideo, en medio de las comodidades que su padre, funcionario de un banco, podía proveerles.

Pero la diferencia de clases no fue impedimento para que la joven pareja se enamorara. “Cambié casi todo cuando me puse de novio”, confesó Suárez. “La conocí en la edad perfecta. Era un adolescente, pero la conocí en el momento justo, porque ella me ayudó a corregirme”.

Tal era el apoyo que representaba Sofía para Luis, que él estaba dispuesto a hacer lo que fuera por el amor de su novia. Incluso, en una ocasión, no le importó caminar 24 kilómetros para ir a verla. Pero su incipiente relación se vería truncada por una distancia muchísimo mayor.

Tan solo un año después, sobrevino una crisis económica en el país, que obligó a la familia de Sofía a mudarse a Barcelona, en busca de mejores horizontes. El futbolista sentía que ese podía ser el final definitivo de su historia, pues sus condiciones económicas no le permitían viajar hasta Europa a reunirse con su amor. Apareció así una importante meta en su vida y no era precisamente el fútbol, sino reunirse nuevamente con esa mujer.

La lejanía de su novia lo hizo volver a su vida indisciplinada y su rendimiento deportivo bajó. Entonces, se aferró a su deseo de volver a encontrarse con Sofía y se propuso convertirse en un gran futbolista profesional y viajar a buscarla en Europa, para formar una familia con ella.

A medida que se recomponía dentro del Nacional de Uruguay, consiguió hacer su primer viaje a Barcelona, para visitar a su novia, con el dinero que su representante del momento le prestó. De esa forma, Luis parecía tomar más fuerzas y empezó a brillar en su equipo, hasta que un club holandés le dio la oportunidad que lo apalancaría para finalmente estar al lado de Sofía.

Contratado por el Groningen de Holanda, ahora el par de novios podía verse más fácilmente, pero seguía habiendo distancia entre ellos, y fue cuando Suárez se atrevió a pedirle a Balbi que se quedara con él en Holanda, haciéndole una promesa: “Vente conmigo y estaremos siempre juntos”. Él tenía 19 años y ella apenas había cumplido 17, pero no lo dudaron, y desde entonces, se han mantenido unidos.

Estar cerca de su amor impulsó al delantero a destacarse aún más, llamando la atención del Ajax, un equipo aún más grande en Holanda y con el que ganó varios torneos y llegó a ser el máximo goleador de su liga.

Dos años más tarde, en el 2009, Suárez y Balbi se casaron. Tiempo después le dieron la bienvenida a su primera hija y en los años sucesivos llegaron más éxitos futbolísticos para la familia. El uruguayo fue contratado por el Liverpool de Inglaterra y posteriormente pasó a ser parte del Barcelona, equipo al que soñó pertenecer cuando ni siquiera podía comprar los souvenirs que vendían en la boutique del club.

Hoy en día, Luis y Sofía tienen tres hijos y su historia sigue estando llena de momentos especiales, pues en el 2019, tras 10 años casados, renovaron sus votos matrimoniales, jurándose amor eterno, como la primera vez. Sofía, por su parte, sigue siendo su mayor hincha en el nuevo plantel del futbolista, el Atlético de Madrid, y se lo hace saber públicamente con mensajes como: “El mejor maestro de vida para mis hijos y obviamente para mí. Acá vamos a estar siempre”.

¿Cuáles crees que son los obstáculos más grandes que enfrenta una relación, para mantenerse firme a lo largo del tiempo?

Genial/Historias/Luis Suárez: cómo el amor de su esposa Sofía lo impulsó a convertirse en un estrella del fútbol mundial
Compartir este artículo