Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Mamá decora los aparatos auditivos de su hijo para que él se sienta más a gusto usándolos

Por muy difíciles que sean las circunstancias, las madres siempre estarán ahí para apoyar a sus hijos. Freddie nació con una infección congénita por citomegalovirus (CMV), lo que le causó una pérdida auditiva total en el oído derecho y una parcial en el izquierdo. Usar aparatos auditivos puede resultar incómodo para algunos niños debido a las críticas o a los comentarios que pueden recibir de otros pequeños; sin embargo, la mamá de este pequeño se las ingenió para transformarlos en algo genial, personalizándolos con superhéroes, dibujos animados y otros diseños. Su intención al hacer esto es la de apoyar a su hijo y a otros niños que deben pasar por esta situación tan compleja.

Sarah Ivermee, la madre de Freddie, le contó a Genial.guru la historia de su hijo y cómo surgió la idea de transformar los dispositivos. Acciones como esta deben ser reconocidas y aplaudidas. Tal vez sea algo irrelevante para muchos, pero, para algunos niños, implica un cambio muy significativo en sus vidas.

Una noticia inesperada

El mundo de Sarah cambió cuando Freddie nació. Teniendo solo 5 días de vida, los médicos descubrieron que el niño tenía CMV, y, a partir de ese momento, era muy probable que el pequeño padeciera sordera. Después de 3 meses, fue evaluado nuevamente y se detectó que en su oído derecho había una pérdida total de la audición, y, en el izquierdo, había una moderada, pero que podía aumentar y volverse más grave con el tiempo.

A los 4 meses, Freddie ya usaba un aparato auditivo, y, a los 2 años, le colocaron un implante coclear para estimular el nervio auditivo. Al principio, enterarse de que su hijo sería diferente de los demás no fue algo sencillo, pero, a pesar de la situación, Sarah supo afrontar y manejar todo lo que estaba ocurriendo. “Tuve problemas cuando descubrimos la sordera de Freddie, pero fue algo que llegué a comprender muy rápidamente. Supe que eso no definiría a mi hijo y entendí que él tenía exactamente las mismas posibilidades y futuro que otros niños”, comentó.

Una idea que roba sonrisas

Aunque para muchos niños puede resultar muy extraño o complicado tener que usar aparatos auditivos, Freddie está encantado de presumir los suyos. Todo gracias a su mamá, quien pensó en personalizar estos dispositivos para transformarlos en algo divertido y agradable para los niños. La idea surgió cuando la hija de su amiga comenzó a tener problemas con algunos compañeros de su escuela, pues la molestaban por usar uno de estos aparatos.

Aunque su hijo nunca recibió comentarios negativos al respecto, Sarah no perdió el tiempo y comenzó a investigar si existía alguna manera de decorarlos. Después de indagar un poco, notó que ninguna compañía ofrecía todo lo necesario para personalizar estos dispositivos, así que buscó cómo hacer pegatinas y kits completos. Luego les pidió algunos consejos a sus amigos y surgió “Lugs”, una compañía que cambiaría la vida de su hijo, pero también la de muchos otros niños alrededor del mundo.

“Lugs” para hacer felices a los niños

En 2014, Sarah creó “Lugs” para inspirar a otros niños a sentirse cómodos y orgullosos usando estos aparatos. El nombre surgió gracias al abuelo de la mujer, pues él siempre les decía “sujeto sus orejas (‘lugs’, en inglés)”, cuando quería un poco de atención y que lo escucharan. Por ello, Sarah eligió esa palabra, porque, además de amar cómo suena, es muy sencillo pronunciarla. Al inicio, los aparatos que Freddie usaba solo tenían algunas pegatinas rojas, pero él realmente estaba fascinado. Posteriormente, cuando los diseños progresaron, comenzó a usar unos dispositivos decorados con Power Rangers.

La inspiración para nuevos diseños proviene de las ideas que Freddie y su hermano le comparten a su madre. Los pequeños también se encargan de decirle qué es lo que más les gusta a sus amigos, y los clientes de “Lugs” también son una parte importante de este proyecto, pues ellos sugieren kits distintos de acuerdo a sus gustos.

Detrás de todo el trabajo que esta mujer hace se percibe una satisfacción muy grande al ver cómo la vida de muchos niños cambia al usar sus productos. “Saber que a los pequeños les encantan sus dispositivos y están orgullosos de presumirlos con sus amigos, cuando antes no lo estaban, esa es la razón por la que hago todo esto”, dijo Sarah.

Por su parte, Freddie está muy feliz de ayudar a su madre en todo lo que puede, especialmente participando en todo el proceso que implica hacer moldes nuevos. Está contento con el proyecto, y le gusta mucho ver a otros usando los aparatos que hace su mamá, pues se siente orgulloso de toda la ayuda que los niños reciben gracias al esfuerzo de esta gran mujer.

Buscando expandir la felicidad

Cortesía de Sarah Ivermee para Genial.guru

La respuesta de los niños ha sido muy positiva, y muchos de los que no querían usar aparatos auditivos empezaron a querer uno de los que Sarah hace. La dueña de esta idea revolucionaria quiere abarcar tantos dispositivos como sea posible, y, además, le encantaría progresar a otros productos que las personas con alguna discapacidad requieren.

Con toda su dedicación y esfuerzo, Sarah ha logrado cosas increíbles que han transformado la vida de muchos niños como su hijo, y se ha convertido en una gran inspiración para muchas personas que tienen que lidiar con la misma situación. “Ninguna mamá o papá debería sentirse culpable por algún sentimiento o emoción que haya conectado con lo que está pasando su hijo. Sí, hay momentos en los que todo será difícil, pero, eventualmente, todo estará bien”.

Cortesía de Sarah Ivermee para Genial.guru

Después de todo, esta supermamá demostró que los pequeños cambios pueden hacer una gran diferencia y que, sin importar las circunstancias, siempre hay que buscar una manera de solucionar las cosas y ver el lado bueno de lo que se nos cruza en el camino. Al final, ser diferente puede ser genial. Cualquier persona interesada en comprar sus productos puede obtener más información aquí.

¿Qué opinas de esta idea? ¿Qué mensaje le enviarías a Freddie y a su madre? Cuéntanos en los comentarios.