Genial
Genial

10 Ocasiones en que la familia real británica expuso significados ocultos a través de sus atuendos

La familia real representa los valores culturales de la sociedad inglesa y participa en múltiples eventos sociales, en los que ayuda a forjar la imagen y la identidad británicas. Ya sea para un compromiso público o familiar, sus integrantes se caracterizan por seguir un código especial de vestimenta, elegante y conservador, que en ocasiones guarda historias que no imaginábamos.

En Genial.guru descubrimos algunos detalles en los atuendos y accesorios que usan los miembros de la casa de Windsor que suelen decir mucho más de lo que se ve a simple vista.

1. Los mantones de encaje para los bebés reales

Hace un par de años, Archie llegó al mundo y fue presentado en público envuelto en un fino mantón de lana de merino producido en Nottingham. Pero Archie no ha sido el único: el mismo tipo de mantón, distribuido por G.H. Hurt & Son, fue utilizado para presentar al príncipe Carlos, posteriormente a los príncipes Harry y William, y a los hijos de los duques de Cambridge, George, Charlotte y Louis.

Este gesto, además de convertirse en algo propio de la familia, es una muestra del impulso y el apoyo que la familia real ofrece a los productos hechos en su país, y en este caso, a la industria de Nottinghamshire, reconocida entre otras cosas por la confección de este tipo de encajes.

2. El broche del amor verdadero

La reina Isabel heredó de la reina María este broche llamado “True Lover’s Knot”, o “Nudo del amor verdadero”, el cual ha lucido simbólicamente en significativos acontecimientos, como la boda de los duques de Cambridge.

La monarca ha sabido darle a su joyería un uso que trasciende lo ornamental, y esta es una de esas piezas, junto con la elección del color amarillo, con las que muy probablemente haya expresado su agrado y su alegría por este evento.

3. Las flores de mirto en las bodas reales

Los ramos de novia son una tradición nupcial que simboliza, entre otras cosas, protección, pureza y lealtad. Y, por supuesto, la realiza británica tiene su sello propio: las flores de mirto. Quien inició esta costumbre, que nació en 1845 y ha continuado hasta los tiempos actuales, fue la hija de la reina Victoria. Ella destacó el uso de esta flor como insignia del amor sincero.

Kate Middleton, duquesa de Cambridge, en su boda combinó las flores de mirto con un arreglo de lirios blancos como una manera de conmemorar a la princesa Diana, ya que ella también los llevó en su propia boda.

4. La tela del vestido de novia de la princesa Eugenia

El diseño que este vestido posee en la tela es una narrativa simbólica que recoge historias o aspectos de la vida de los novios: el cardo representa el afecto que la pareja siente por el castillo Balmoral, de Escocia; el trébol simboliza Irlanda y el recuerdo de la familia materna de la novia; la rosa York y la hiedra, por su parte, hacen alusión al hogar de la pareja.

5. El pequeño George viste como su tío Harry

Convencional, evocador o informal. Lo cierto es que el príncipe George ha sido vestido en más de una ocasión con trajes que nos recuerdan al príncipe Harry. La familia real tiene un estilo de tradición tan sólido que esta práctica de repetir diseños es muy usual, probablemente como un modo de actualizar la imagen a través de lo esencial para mantener vigente el sello familiar.

6. Kate homenajea a la princesa Diana

Han sido varias las ocasiones en las que Kate Middleton le ha hecho homenajes a la princesa Diana vistiendo prendas de diseño semejantes a las usadas por ella. Kate se ha vuelto un referente de estilo y sabe reconocer el valor histórico del legado que ha dejado Lady Di, no solo como un ícono de la moda, sino también por su carisma y su labor social.

7. Los collares sentimentales en Wimbledon

Acontecimientos deportivos como el torneo de tenis de Wimbledon forman parte de las actividades de la familia real, y allí es común verlos con una apariencia tranquila y más casual. Sin embargo, no deja de ser una oportunidad para lucir piezas sencillas, pero que dicen mucho; así lo hizo Meghan Markle, quien usó esta fina pieza con la inicial de su pequeño Archie.

8. La tradición del vestido con encaje de Honiton

La creadora de esta costumbre fue la reina Victoria, quien según cuenta la historia, para la ceremonia de bautismo de su hija, a mediados del siglo XIX, ordenó confeccionar un traje con encaje de Honiton, basado en su propio vestido de boda. Pero esto no es todo, para replicar el tono de la tela, debieron teñirla con té de Yorkshire en agua fría.

Desde entonces, el uso de esta prenda se ha convertido en una tradición en esta ceremonia. Esto ha incluido tanto a los hijos del duque de Cambridge como a Archie, el primogénito del príncipe Harry y de su esposa Meghan, quienes hace poco recibieron también a la pequeña Lilibet. Seguramente pronto veremos a la niña luciendo el histórico traje.

9. La reina le presta sus joyas a Kate

El préstamo de piezas de joyería de la colección real es algo bastante común para las damas de la realeza, y algunas han adquirido un carácter emotivo, como el brazalete que le obsequió el duque de Edimburgo a la reina Isabel al pedir su mano en matrimonio. Esto convirtió a la joya en una de las más apreciadas por la Reina.

Sin duda, la duquesa de Cambridge ha sido muy afortunada, pues ha podido portar este brazalete en más de una ocasión, entre otras piezas, como la tiara Halo de Cartier y la tiara Flor de loto, una de sus favoritas. Esta última fue rediseñada a partir de un collar que recibió la Reina como obsequio de bodas.

10. El suéter más famoso de Lady Di

La princesa Diana es una de las figuras más amadas de la familia real, y es un ícono histórico de belleza y feminidad. Transgredió algunas normas del código de vestimenta real al usar prendas masculinas, entre otras cosas, y ha creado tendencias que siguen vigentes, como lo hizo con este suéter que trae un mensaje claro de empoderamiento sin decir una palabra.

Las diseñadoras del famoso suéter son Joanna Osborne y Sally Muir, con su marca Warm & Wonderful, quienes pasaron de vender en un pequeño puesto de Londres a ser una firma reconocida. El diseño fue relanzado con éxito el año pasado, en una colección de otoño-invierno inspirada en los atuendos de la princesa Diana, por la marca Rowing Blazers.

¿Qué tradiciones tiene tu familia en cuanto a la forma de vestir? ¿Qué otras formas tienes de recordar a tus seres queridos?

Genial/Mujer/10 Ocasiones en que la familia real británica expuso significados ocultos a través de sus atuendos
Compartir este artículo