Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Qué beneficios insustituibles tiene la presencia de los abuelos en la vida de sus nietos

7-52
324

Los abuelos pueden ser considerados como esas figuras entrañables que de alguna manera han sido enviados a la vida de los niños para cuidarles y darles amor a raudales. Ellos ya fueron padres anteriormente, cometieron sus errores y aprendieron, también tuvieron muchos aciertos, crecieron, sufrieron y aprendieron con nosotros. Ahora, es su turno de ver cómo sus hijos se convierten en padres y pasan por el mismo proceso, mientras ellos reviven y experimentan otra vez lo que es amar a alguien más que a uno mismo.

Genial.guru reconoce y sabe la importancia que los abuelos tienen en la vida de sus nietos y, por ello, quiere compartir contigo los beneficios que su presencia tiene en la vida de nuestros hijos.

La relación de abuelidad

Los abuelos ya pasaron por la experiencia de criar y educar a sus pequeños y, ahora que son sus hijos los encargados de esas tareas, su labor se vuelve mucho más relajada, aunque no menos importante.

Si bien no les corresponde y no deben (salvo circunstancias especiales y excepcionales) hacerse cargo de la crianza de sus nietos, ellos son figuras indispensables en el desarrollo de los pequeños. Desde el momento en el que nacen sus nietos, los abuelos se convierten en figuras insustituibles e imprescindibles que se encargarán de proporcionar experiencia, conocimientos, valores y amor incondicional a los niños.

Qué corresponde a los padres y qué a los abuelos

Existe la creencia de que mientras la función de los padres es corregir y, en ocasiones, regañar, la de los abuelos es consentir e incluso malcriar, sin embargo, esto no debe ser así necesariamente. Es cierto que es a los padres a los que les corresponde educar a sus hijos y guiarles en el camino a seguir, y también es cierto que los abuelos tienen un papel más relajado, pero eso no significa que no aporten y contribuyan al nivel educativo.

Sabemos, por tanto, que mientras a los padres les toca la dura labor de la crianza y de la enseñanza, a los abuelos les toca aportar desde una relación más fluida, divertida y comprensiva.

Para que la actuación de unos y otros sea complementaria y beneficiosa es recomendable seguir algunos consejos:

  • Para los padres: es fundamental valorar la tarea de los abuelos, sus consejos y enseñanzas, aunque es recomendable que las funciones queden delimitadas con antelación para evitar conflictos. Trata de escucharles y ofrécele a tus hijos una imagen cercana y positiva de sus abuelos, de modo que aprendan el respeto a los mayores.

  • Para los abuelos: es de vital importancia que respeten la forma de crianza y la educación que los hijos han decidido darle a los nietos, evitando en todo momento comentarios negativos frente a los pequeños. Ellos pueden colaborar en las tareas de cuidado de los niños, sin consentir o permitir todo, y además pueden contarles sus vivencias e historias.

Los roles de los abuelos

Como personas que están presentes en la vida de los niños y que interactúan con ellos, los abuelitos desempeñan una serie de roles:

  • Historiadores: los abuelos son personas mayores que saben y conocen mucho de lo que sucedió en el mundo y en la propia familia en tiempos pasados, por lo que pueden compartir con los nietos fotos, historias, recuerdos o tradiciones entre otras cosas.

  • Cuidadores: brindan y proporcionan seguridad, dan amor y apoyo incondicional a los niños, de modo que los pequeños crecen sabiendo que cuentan con ellos y eso, a su vez, puede ayudarles a reducir los niveles de estrés.

  • Mentores: los años de experiencia a sus espaldas puede ser de ayuda a la hora de proporcionar orientación a los nietos, ayudando a fortalecer su autoestima y preparándoles para afrontar diferentes desafíos.

  • Compañeros de juego: muchos abuelos dedican tiempo a jugar con sus nietos y se convierten así en sus mejores compañeros de aventuras, lo que a su vez ayuda a establecer una relación de confianza.

  • Modelos: los pequeños muchas veces ven a sus abuelos como modelos a imitar, como un ejemplo de cómo vivir la vida, por lo que es importante que se les muestren e inculquen valores positivos.

  • Guías: en tanto que se convierten en modelos, muchas veces también son guías, por lo que es fundamental que enseñen con el ejemplo y muestren la valía y la importancia de determinadas cualidades como la tolerancia, la bondad, el amor o la compasión, entre otros.

Los beneficios de esta relación

La presencia de los abuelos como figuras de apoyo y desempeñando todos los roles que mencionamos anteriormente, cobra una gran relevancia y trae consigo una serie de ventajas y beneficios para todas las partes implicadas en la relación.

1. Beneficios para los niños

El mantenimiento de una relación continuada con los abuelos contribuye a instaurar o mejorar el equilibrio emocional del pequeño. Tener a estas figuras de forma permanente supone una fuente inagotable e interminable de amor, lo que conlleva a la creación de un fuerte vínculo afectivo. Este vínculo no solo ayuda a aumentar la autoestima del niño y su sensación de seguridad, si no que también le enseña a crear y mantener relaciones positivas y saludables con personas de diferentes edades o generaciones.

La abuelidad influye en el bienestar psicológico de los nietos cuando estos crecen y reduce las posibilidades de sufrir de depresión.

2. Beneficios para los abuelos

El contacto y relación habitual con los nietos mejora las capacidades cognitivas de los mayores, así como reduce considerablemente las probabilidades de que sufran depresión. Los abuelos se mantienen activos, por lo que son y se sienten útiles, al mismo tiempo que aumenta su esperanza de vida.

3. Beneficios para los padres

Los padres de los niños también obtienen beneficios de la relación que sus hijos mantienen con los abuelos. En este caso, los papás reciben, de ser necesario, el apoyo y la guía de sus propios padres para la educación y enseñanza de sus pequeños. Además, saben que cuentan con la ayuda de los abuelos para el cuidado de los niños (de ser necesario) y mantienen una relación familiar fuerte y cercana que les favorece emocional y psicológicamente.

¿Cómo es la relación entre tus hijos y sus abuelos? ¿Cuál es la anécdota más divertida que has vivido con tus abuelos?

7-52
324
Compartir este artículo