Genial
Genial

20 Animales salvajes que pueden llegar fácilmente al corazón de cualquiera

Resulta que se puede domesticar a un lagarto en sólo 9 días, para que se quede tranquilo en la palma de tu mano. Y algunos animales no necesitan ser domesticados: están encantados de acudir a ti por un puñado de frutos secos, por tu amabilidad y tus cuidados, y simplemente para holgazanear en tu sofá.

En esta selección de Genial.guru, en lugar de los habituales perros y gatos, habrá animales salvajes y pájaros que conquistaron tanto a los usuarios de redes sociales como a nosotros, por su espontaneidad y naturaleza curiosa, y como bono, te mostramos algunas mascotas que saben cómo pasar un buen rato.

“Mi madre salvó a este bebé, y ahora vuelve cada mañana a acurrucarse con ella”

“Dimos de comer a la ardilla en el jardín solo una vez... Conoce a Frankie, esperando otro lote de nueces”

“Descubrí que un zorro había decidido descansar en el patio trasero”

“Durante nueve días domestiqué a un curioso lagarto llamado Billy. Al sexto día, me vio desde atrás de una roca y se acercó. Y al noveno día, me dejó levantarlo de la roca con la palma de mi mano”

“Un ganso salvaje se hizo amigo del ganso doméstico de mi abuela. No dejó la granja durante más de un año después de eso”

“Este ’puñado’ apareció en mi patio”

“Un amigo encontró un mapache bebé en su garaje. ¡Es una hermosura!”

“Papá vio a un bebé con camuflaje en el jardín”

“Esto es lo que había en el patio trasero de la casa de la abuela durante el fin de semana”

“El colibrí se dio cuenta de que le estaba haciendo una foto”

“Esta ardilla siempre espía a través de nuestra ventana”

“Un pequeño zorro viene a nuestro jardín todos los días y quiere ser nuestro amigo”

“Dos ardillas bebés se cayeron de un árbol. Una no sobrevivió, a la otra la cuidé como pude. Después llamé al servicio de rescate de animales y juntos llevamos a la ardilla bebé sana de vuelta al lugar donde había caído”

“¡Oh, milagro! Sus padres vieron cuando la trajimos. ¡Las dos ardillas bajaron corriendo del árbol y se la llevaron!”

“Se acercó sigilosamente a mí porque quería un tomate. Esta anciana ha venido a nuestra casa durante varios años para conseguir su parte de las ’golosinas’”

“Un herrerillo bicolor se posó en mi brazo”

“Después de un huracán, el hermano de mi marido encontró una pequeña cierva cerca del bosque. Mi suegra la llevó a su granja. Aproximadamente un año más tarde nos dimos cuenta de que un joven ciervo andaba cerca de la granja. Al final, la joven cierva lo siguió al bosque”

“Y hace poco vino de visita y trajo a dos pequeños con ella”

“Un polluelo de halcón en el patio trasero de la casa de mi abuela”

“Papá encontró a este joven paseándose por el patio, masticando dientes de león y ‘peleando’ con los perros”

“Hoy me hice amigo de una zarigüeya”

“El momento en que me convertí en madre en la Antártida”

Bono: “Mi amigo el burro está disfrutando de su baño de sol”

¿Ha tenido algún encuentro curioso con animales salvajes? ¡Esperamos tus fotos y relatos al respecto en la sección de comentarios!

Imagen de portada Unknown / Imgur
Compartir este artículo