Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Cómo cuidar a tu mascota anciana para asegurarle una mejor calidad de vida

A partir de los 10 años, los perros y gatos se consideran ancianos. Pero gracias a los avances médicos y los mejoramientos en la comida para animales, hoy en día es común que nuestras mascotas lleguen a vivir entre 16 y 18 años. Sin embargo, entre más viejitos se ponen los peludos, más cuidados especiales requieren; por eso es importante conocer y prepararse para darles todas las atenciones necesarias para que los últimos años de tu can o felino sean lo más placenteros posible.

Genial.guru ama a las mascotas, por eso ha recopilado los mejores consejos para ayudar a que tu mascota tenga una mejor calidad de vida en su vejez.

1. Crear una nueva rutina de ejercicios

A medida que van envejeciendo, va disminuyendo la cantidad de actividades físicas que debe realizar. Es normal que tu mascota quiera pasar la mayor parte del tiempo durmiendo, sin embargo, es importante que continúen las caminatas (en casos de los perros) juegos y que socialicen con otras mascotas. Hacer ejercicios regularmente evitará que sufra de lesiones en las articulaciones o en los huesos.

Los paseos no deben ser de más de 20 minutos, trata de que sea en horario cuando no haya mucho sol o calor, para evitar que le de fatiga a tu perrito.

2. Cuidar el pelaje de la mascota

Al momento de bañar a tu peludo, hazlo con agua tibia y luego sécalo rápidamente, no dejes que el pelaje le quede húmedo, pues puede provocarle una neumonía o que le salgan hongos en la piel. También es recomendable usar champús especiales para evitar las garrapatas y pulgas, ya de viejos es más fácil que le ocasionen enfermedades como anemia.

3. No descuidar la salud bucal

La salud bucal de tu mascota es sumamente importante. Si no se limpian los dientes con frecuencia, es probable que se le forme sarro y esto le puede provocar diferentes enfermedades en la encía o que pierdan parte de la dentadura.

4. Mostrar afecto

Solo porque el peludo está viejito y no tiene la misma agilidad de antes para jugar o moverse no significa que debemos ser apáticos con ellos. A esa edad, ellos todavía requieren de muestras de afecto y jugar con sus dueños. Puedes darle un largo masaje en su espalda para ayudarlo a relajarse. No dejes de mostrarle afecto a tu mascota, para ellos tu amor es lo más importante y se pueden deprimir si siente que no son amados.

5. Comodidades en el hogar

Mientras más vieja se pone tu mascota, mayores son las probabilidades que le de ceguerasordera, lo que puede ocasionar que se sienta desorientado dentro del hogar. Para evitar que esto suceda trata no hacer cambios en la casa, coloca su plato de comida en el mismo lugar, y en el caso de los gaticos, la caja de arena debe estar en un puesto accesible.

6. Cuidados higiénicos que no pueden faltar

El área donde duerme tu sabueso o felino debe mantenerse siempre limpia, ya que la suciedad puede provocar que sufran de incontinencia. El exceso de cera en los oídos puede causar otitis, lo cual les puede producir mucho dolor e incluso perder temporalmente la audición. Puedes llevarlo cada seis meses al veterinario para que le limpien las orejas o incluso puedes hacerlo tú mismo con productos para el hogar.

7. La nutrición en la vejez

Durante la vejez, las mascotas no necesitan ingerir tantas calorías, por eso puedes cambiar su dieta para incluir menor aporte calórico y mayor en vitaminas y evitar el sobrepeso o problemas de digestión. En caso de prepararle comida casera, puedes hervir carne con poca grasa y agregarle pasta o arroz. Si notas que no está tomando suficiente agua, puedes darle caldos de pollo o pescado, si no es suficiente intenta darle comida húmeda.

Es probable que mientras más viejo se ponga, menos dientes tenga, no le des huesos o alimentos que tenga que triturar. En cambio, puedes darle una manzana.

8. Enfermedades que pueden afectar a los perros y gatos ancianos

Las enfermedades más comunes que desarrollan los perros y gatos son artritis o problemas renales. Es recomendable prestar atención al modo como está respirando el peludo y si tiene ataques de tos También debes estar pendiente por si notas bultos en su cuerpo, ya que pueden ser tumores. Además, pueden padecer de cáncer o anemia.

9. Visitar más frecuentemente el veterinario

Con el paso de la edad, las visitas al veterinario deben ser más frecuentes. De este modo, el médico puede detectar a tiempo enfermedades o algún deterioro que pueda tener la mascota y aplicar el tratamiento adecuado y hacer mejorar la calidad de vida del animal. Por lo general, debería realizar chequeos cada seis meses para corroborar que todo esté en orden.

¿Tienes o has tenido una mascota que ha llegado a la vejez? Cuéntanos, ¿qué cuidados especiales requiere tu peludo, qué otra recomendación darías para que tengan la mejor calidad de vida posible?