Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

10 Famosos cuyos inesperados talentos muestran una cara de ellos que las cámaras no habían captado antes

6--5
477

Conocemos una infinidad de datos sobre las personas famosas. Sabemos qué películas han filmado, si han ganado un Óscar, si han tenido hijos o incluso nos enteramos de algún nuevo amor. Pero sabemos muy poco sobre sus pasatiempos. ¿A qué se dedican cuando no están siendo enfocados por las luces del éxito? Sería fácil pensar que estos están relacionados con el cine y los escenarios, sin embargo, muchas veces sus aficiones están muy lejos de los reflectores de Hollywood y nos muestran una cara que, a menudo, ellos mismos eligen ocultar de las cámaras.

Genial.guru recopiló los pasatiempos que más nos sorprendieron de estas celebridades. Descubrirás más sobre ellas cuando los leas, y puede que muchos verdaderamente te sorprendan.

1. Justin Bieber, el maestro del cubo mágico

La estrella no solo tiene talento para la música, también tiene un cerebro privilegiado que le permite armar este rompecabezas fácilmente. Cuando era muy joven y ya sus fans aullaban por él, se presentó en el programa madrileño El Hormigueromostró que podía tomar el cubo y dejar una cara de cada color en menos de dos minutos. Y el espectáculo no quedó confinado a ese programa.

En 2011, volvió a hacerlo frente al asombrado presentador de televisión Thomas Gottschalk y el cantante alemán Herbert Groenemeyer en el programa alemán Wetten, dass ...?, por aquel entonces, uno de los más populares de los sábados por la noche en Alemania y Austria. Aún hoy, según se muestra en las fotos, Justin lleva su cubo mágico hasta al gimnasio.

2. Meryl Streep teje

Es indiscutible (y bien sabido) que Meryl Streep es una actriz consagrada que probablemente esté en la lista de las mejores del mundo. Sin embargo, es posible que no muchos estén al tanto de que tejer es uno de sus pasatiempos favoritos. Incluso se dice que insta a sus compañeras de set a que hagan lo mismo entre escenas o en los descansos de las grabaciones de las películas en las que participa.

Admite que lo hace con fines terapéuticos, que la práctica le ayuda a enfocarse y a aclarar sus pensamientos, a mantener la calma y los pies en la tierra. De hecho, le ha resultado muy productivo: se dice que ella misma tejió a mano el chal que usa en la película La duda.

3. Quentin Tarantino colecciona juegos de mesa

Cintas de VHS, carteles de películas, fanzines y múltiples cajas de botellas de Pepsi junto a una completísima colección de juegos de mesa relacionada con el mundo del cine y la televisión. Así describía la revista Rolling Stone la casa de Beverly Hills del famosísimo cineasta: desordenada y repleta de tesoros típicos de un artista (y muy lejos de la opulencia de una tradicional mansión de Hollywood).

Fue en esta entrevista, realizada cuando había llegado a la gloria luego de filmar la disruptiva Tiempos violentos, que Tarantino puso en palabras su original afición. Allí contó que los había comenzado a coleccionar desde hacía años y que se había abocado a clasificar cada juego por género. Los Dukes de Hazzard, Dawn of the DeadUniverse son sus adquisiciones más impresionantes.

4. Claudia Schiffer colecciona insectos

La bella alemana fue catalogada por la revista Forbes como una de las más cotizadas; formó junto a Naomi Campbell y Cindy Crawford el trío de las más famosas supermodelos de los años noventa y, desde entonces, no ha dejado de protagonizar portadas. ¿Alguien podría imaginar que la obsesión de este rostro angelical tendría que ver con los insectos? En una entrevista que concedió a The Guardian en el año 2005, la rubia aseguró que le gusta atesorar insectos (arañas, mariposas, escarabajos) y, además, pintarlos, y que esto era parte de su afán de precisión y su cuidado por los detalles.

En 2011, llevó esta afición personal a su trabajo: lanzó una colección de ropa de lana con estampados de arañas y mariposas. En una entrevista que le concedió a la sección de modas de The Telegraph para promocionar esta línea, aseguró estar fascinada con las arañas desde que era muy pequeña. Quizás por eso el atractivo insecto haya sido el logotipo de su primera marca de moda, cuyo nombre fue, simplemente, Claudia Schiffer.

En su página, se anticipa una nueva colección de piezas de cerámica decorativas e inspiradas en la naturaleza. ¿El nombre? “Mariposas nubladas”. Aquí, las mariposas azules prometen ser las protagonistas.

5. Rod Stewart ha construido una ciudad en miniatura

Es una estrella de rock. Conciertos, viajes, giras, entrevistas y las luces del éxito acompañan la vida del músico británico desde hace décadas. Por sus aportes a la música, ha ganado decenas de premios y condecoraciones y es considerado uno de los grandes cantantes de la historia. Con este perfil, es difícil imaginar lo que esta indiscutible estrella atesora en el ático de su casa: una impresionante ciudad en miniatura.

Una ciudad de verdad, con rascacielos, fábricas, puentes, barcos, carreteras y calles repletas de autos antiguos y taxis, montañas, puentes, autos y vías de tren. Mide casi 38 metros de largo y siete de ancho. Su nombre es Grand Street and Three Rivers City y le llevó casi tres décadas construirla. Él mismo lo escribe en su Instagram, donde presenta con mucho orgullo esta réplica exacta de un rincón del mundo.

Hizo pública su creación, y algunos detalles sobre ella, en noviembre de 2019 a la revista Railway Modeller. La ciudad representa escenarios urbanos de la década de 1940. Durante el tiempo que le llevó la maqueta, el músico participó de 19 giras y lanzó 13 álbumes. Pero lejos de atrasarse o simplemente distraerse, a donde iba pedía que le separaran un espacio, una habitación aparte para no interrumpir la construcción. Cuando comenzó a armarla en 1993, recién había terminado de construir su hogar en Los Ángeles, y este incluía un área especialmente reservada para la maqueta.

6. Geena Davis, una profesional del arco y flecha

La audacia de esta actriz va más allá de los papeles que encarna en el cine (difícil olvidar al atrevido personaje que interpretó en la película Thelma y Louise), también es una profesional del arco y flecha. Comenzó a los 41 años y pronto se volvió una práctica adictiva, no podía dejar de hacerlo. Practicó durante unos años y llegó a entrenar para la competencia internacional de tiro con arco de Sídney, en 1999. No le fue nada mal: llegó a ser semifinalista para las pruebas olímpicas.

Aún hoy, Geena recuerda los nervios que sintió en aquel momento. Claro, es que todas las cámaras apuntaban a la consagrada artista. Cincuenta equipos de noticias llegaron a cubrir un hecho que no se veía todos los días: una estrella de cine compitiendo por un puesto en las Olimpíadas. No necesitaba más que tocar el arco para escuchar el clic de las cámaras mientras apuntaba su flecha hacia el blanco.

7. Margot Robbie es tatuadora amateur

Tuvo su papel decisivo en El lobo de Wall Street y es famosa por haber interpretado a Harley Quinn, la inestable y eterna enamorada del Guasón. En este caso, su otra pasión encaja bien con la figura de la actriz. Robbie es una tatuadora aficionada. En una entrevista con The Cut, la australiana contó que tiene una pistola de tatuajes y la usa sin miedo. Los elegidos: primero comenzó con sus compañeros de cuarto y después volcó su pasión en el trabajo, tatuando a sus compañeros de Escuadrón Suicida durante el rodaje de la película e, incluso, hasta al director del filme, David Ayer.

Pero los tatuajes de la actriz estarían muy lejos de la perfección. Vestida de Harley Quinn, tatuó a varios de sus compañeros la palabra “SKWAD”, intencionalmente mal escrita. Pero hubo alguien a quien le tocó ser el primero. El “conejillo de Indias”, como suele decirse, fue un asistente de reparto que se sometió seguramente encantado a las manos de su bella compañera. Y ocurre que la alocada Harley cometió un error (esta vez involuntario) y le tatuó “SWAD”. Y aquí, la ausencia de una letra claramente hacía la diferencia.

8. Anna Kendrick, aficionada a Angry Birds (y otros juegos en línea)

Desde su papel como Jessica en la saga Crepúsculo, la actriz parece no haber vuelto a descansar jamás. Incursionó en los más diversos géneros, desde el musical hasta la comedia negra, y hasta le dio voz a Poppy, la princesa de Trolls. También supo lucir su veta musical en el videoclip “Cups” y escribió un libro autobiográfico titulado Scrappy Little Nobody. Actualmente, protagoniza la serie Love Life.

Imaginarla en todas estas actividades parece dejarla completamente sin tiempo libre, aquel que muy a menudo nos suele llevar a revisar las redes, incursionar en los juegos en línea y dejarnos atrapar por las pantallas. Sin embargo, la prolífica artista ha reconocido dedicar gran parte de su tiempo a los juegos en línea (al parecer, mucho más de lo que ella misma creería conveniente).

Al parecer, Anna ha ocupado gran parte de su tiempo libre jugando Angry Birds y usando otras aplicaciones en línea: Snapchat, videojuegos, foros, mensajería. Basta espiar su cuenta de Instagram para comprobar que la actriz sabe utilizar las redes y que ni las selfis se escapan de su inclinación por tener entre sus manos el aparentemente imprescindible celular.

9. Neil Patrick Harris es mago

Interpretó a Barney Stinson en Cómo conocí a tu madre. A lo largo de su carrera como actor, ha desempeñado decenas de papeles, muchos de los cuales han requerido de cierta transformación física. Harris desaparece detrás de una máscara y un disfraz, como ocurre con el conde Olaf en Una serie de eventos desafortunados.

Su gusto por desafiarse físicamente y desaparecer tras otras “fachadas” quizás se deba a su amor por la magia. El propio actor lo reconoce al relacionar su afición con la actuación. Harris es mago, hace malabares, camina en la cuerda floja, se balancea en trapecios... El pintoresco y peligroso mundo del circo le fascina.

Descubrió su fascinación por la magia cuando era niño y vivía en un pequeño pueblo de Nuevo México. Cuando visitaba a sus abuelos en Albuquerque, a unas tres horas de su casa, se iba a una tienda en el centro comercial a comprar juegos de magia. Al llegar a casa, no podía esperar: se sentaba a averiguar dónde estaba el secreto, cuál era el truco que se escondía detrás de la ilusión.

10. Nikki Reed, pasión por la vida sostenible

La actriz hizo el papel de Rosalie Hale, la hija adoptiva de Carlisle y Esme Cullen, en la saga Crepúsculo. También ha trabajado como guionista, ha compuesto música, dirigido videos musicales y lanzado discos. Pero, indudablemente, lo que más sobresale de la vida de esta exvampira es su compromiso con un estilo de vida sostenible.

No quedan dudas de que Nikki ha adoptado esta filosofía como una genuina forma de vivir. Quien visite su cuenta de Instagram podrá observarla rodeada de naturaleza, consumiendo alimentos naturales y practicando yoga. En los últimos años, su ideología la ha llevado incluso a fundar su propia marca de joyas sostenibles llamada BaYou With Love.

Se trata de una firma de joyería con conciencia ambiental. El proyecto, que sin dudas se ajusta al estilo de la actriz, incluye una colección de anillos nupciales para “novias respetuosas del medio ambiente”. Las joyas son piezas sencillas, sobrias y elegantes. Una colección hecha a mano con diamantes cultivados en California y oro reciclado de desechos tecnológicos que se fabrican en plantas dedicadas a reducir el impacto ambiental. Hace unos años, su valor oscilaba entre los 580 y los 5 500 euros. Definitivamente, Nikki ha logrado demostrar que el lujo y la vida natural no son mutuamente excluyentes.

¿Compartes alguna de las aficiones de estos famosos? ¿Cuál es tu pasatiempo favorito?

Imagen de portada Jon Furniss / Getty Images
6--5
477