Lo que nos enseña Mark Zuckerberg al ocultar las caras de sus hijos

Crianza
hace 7 meses

Las redes sociales se han apoderado de la privacidad que cada individuo debería tener. Está normalizado grabar a nuestros familiares sin su consentimiento y subirlo a nuestras redes porque nos parece “chistoso”. Incluso, algunos padres toman la decisión de crearles perfiles a sus hijos menores de edad, para que ellos también sean parte de esta movida y poder “divertir” a otros usuarios de internet con sus ocurrencias. Pero nos preguntamos si realmente somos conscientes del daño que podemos estar causando a nuestros niños.

En esta era digital, donde las redes sociales han transformado la manera en que compartimos nuestras vidas y conectamos con los demás, surge una cuestión de suma importancia: la protección de la privacidad de los niños. En un mundo donde las imágenes se comparten en segundos y se difunden rápidamente, es fundamental reflexionar sobre los riesgos de mostrar la cara de los niños en internet y la necesidad de cuidar su seguridad y bienestar.

Mostrar la cara de los niños en los medios sociales puede tener consecuencias imprevistas y potencialmente dañinas. La exposición excesiva puede poner en riesgo su seguridad, tanto física como emocional, ya que las imágenes pueden ser utilizadas de manera inapropiada o malintencionada. Además, al publicar fotos de niños, se está creando un archivo digital permanente que puede afectar su privacidad en el futuro.

Mark Zuckerberg, el director ejecutivo de Meta, compartió una foto en Instagram junto a su familia que llamó la atención por un aspecto en particular. Las caras de sus hijos fueron ocultadas por emojis de caras felices.

Esta publicación generó críticas hacia Zuckerberg, ya que algunos interpretaron su decisión de ocultar las caras como una muestra de preocupación por la privacidad al compartir fotos de sus hijos en internet, a pesar de ser el creador de plataformas masivas que permiten a otros padres hacer lo mismo.

Meta, la compañía principal detrás de Instagram, ha sido sometida a revisión debido a la forma en que administra la privacidad de los usuarios y al posible riesgo que representan sus algoritmos, particularmente para los usuarios más jóvenes.

Sin embargo, esta tendencia de ser más cautelosos al compartir fotos identificables de los hijos en las redes sociales no es exclusiva de las personas famosas como Zuckerberg. Incluso los usuarios comunes están adoptando enfoques similares para proteger la privacidad de sus hijos.

Algunos padres eligen restringir lo que comparten sobre sus hijos o limitarlo a plataformas menos públicas, mientras que otros optan por ocultar las caras de sus niños mediante técnicas como el uso de emojis.

Expertos argumentan que esta precaución refleja la responsabilidad de los usuarios de protegerse en internet y cuidar la privacidad y seguridad de sus hijos. Compartir en línea fotos de los niños conlleva riesgos como el robo de identidad, la tecnología de reconocimiento facial y la creación de un historial digital que podría afectar su vida adulta.

La abogada Leah Plunkett, cuyo trabajo se centra en los derechos de privacidad de los niños y las familias, sostiene que se debería mantener a los niños fuera de las fotos y vídeos para proteger su intimidad, seguridad, oportunidades futuras y actuales, y su capacidad para construir su propia historia sobre sí mismos y para sí mismos.

Si bien algunos famosos optan por ocultar las caras de sus hijos en las redes sociales, como Zuckerberg, existe un debate sobre el papel de estas plataformas en proporcionar ajustes automáticos para difuminar los rostros de los niños o evitar el uso de fotos con fines de marketing.

La responsabilidad de proteger la privacidad de los hijos en internet recae en los padres y otros adultos responsables. No se trata solo de los progenitores, sino también de los abuelos, entrenadores, profesores y otros adultos de confianza, quienes deben mantener a los niños fuera de las fotos y videos para salvaguardar su privacidad, seguridad y oportunidades futuras.

Comentarios

Recibir notificaciones
Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Lecturas relacionadas