Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

10 Estiramientos para quemar grasa que puedes hacer en casa

Hacer ejercicio puede parecer aterrador, especialmente cuando se trata de encontrar tiempo para hacerlo, pero existen diferentes maneras de conseguir que nos resulte más fácil y divertido. Muchos estiramientos sencillos que cualquiera podría hacer en su propia casa y cómodamente, incluso sobre una silla o en la cama, pueden ayudar a quemar grasa o acelerar el metabolismo.

Genial.guru quiere compartir contigo múltiples estiramientos simples que pueden ayudarte a mantenerte activo durante todo el día.

1. Doblarte hacia adelante de pie

Ponte con los pies separados y con las rodillas ligeramente dobladas. Inclínate hacia delante, hacia tus caderas, de tal modo que la parte superior del cuerpo se coloque encima de las piernas mientras mantienes tus rodillas rectas. Después, extiende los brazos, llevando las manos por detrás de tus pies. Tras mantener la postura durante cuatro respiraciones, presiona hacia dentro tu abdomen y redondea tu espalda al mismo tiempo. Repite el ejercicio 3 veces.

2. Giro tumbado

Túmbate boca arriba y extiende los brazos lateralmente. Levanta las piernas usando las rodillas y luego bájalas hacia un lado hasta que el muslo toque el suelo. Vuelve a subir las piernas y repite hacia el otro lado.

3. La postura del barco

En primer lugar, siéntate con las rodillas dobladas y los pies apoyados en el suelo, con las manos posadas sobre la cadera. Manteniendo la espalda recta, levanta los pies y extiende los brazos hacia adelante. Mantén el equilibrio sobre tus isquiones y alarga la parte delantera de tu cuerpo. Respira y estira hacia afuera las piernas, de tal modo que tu cuerpo adquiera la forma de la letra “V”. Permanece en esta postura durante aproximadamente cinco respiraciones, mientras extiendes los omóplatos.

4. La postura de la silla

A pesar de su nombre, realmente, no necesitas de una silla para practicar este ejercicio. Ponte de pie, con los pies separados, y respira y levanta tus brazos por encima de la cabeza. Baja tu cuerpo como si estuvieras sentándote sobre una silla y mantén la espalda recta. Junta las palmas de tus manos e inclina el torso hacia adelante, girando tu cuerpo y apoyando tu codo derecho sobre el muslo izquierdo. Permanece en esta posición durante cinco respiraciones. Repite con el otro lado.

5. Estiramiento lateral de pie

Entrelaza los dedos de tus manos, estirando los índices, y sube los brazos. Estos deben estar estirados por encima de la cabeza. Inspira y expira mientras doblas tu cuerpo hacia la derecha. Respira lentamente 5 veces y repite el ejercicio en la dirección opuesta.

6. El gato y la vaca

Coloca tus rodillas y las palmas de tus manos apoyadas en el suelo debajo de las caderas y los hombros, respectivamente. Aprieta hacia adentro los músculos de tu abdomen mientras respiras y arquea tu espalda imitando al estiramiento de un gato. Vuelve a la posición inicial y dobla la parte superior de tu columna vertebral. Endereza tu cuello y regresa a la postura del principio. Repite este ejercicio cuatro veces más.

7. Torsión abdominal

Siéntate en el suelo o en una esterilla con las piernas estiradas. Coloca tu pierna izquierda de tal modo que el talón toque los glúteos. También puedes mantener las piernas en el aire, pero ligeramente dobladas, o bien, colocar la pierna derecha sobre la izquierda, cruzándolas. Ahora, gira tu cuerpo hacia la derecha y lleva tu codo izquierdo hacia la parte externa de la rodilla. Coloca tu mano derecha en el suelo de tal modo que puedas ver por encima de tu hombro derecho. Respira hondo y mantén esta posición durante un minuto. Vuelve a la postura inicial y repite con el otro lado.

8. El puente

En el suelo, túmbate y dobla las rodillas, manteniendo las plantas de tus pies sobre el suelo. Respira y empuja tu coxis hacia arriba mientras levantas tus caderas creando la forma de un puente con tu cuerpo. Mantén tus rodillas directamente encima de tus talones, empujándolas hacia adelante. Mantente firme apoyándote en los brazos. Permanece en esta postura durante aproximadamente un minuto.

9. La cobra

Este ejercicio te ayudará a fortalecer tus músculos abdominales. Túmbate boca abajo, simulando ser una serpiente, y luego haz que tu frente roce el suelo. Estira las piernas manteniendo las palmas de las manos sobre el piso. Inspira lentamente y levanta los pectorales. Después, trata de doblarte hacia atrás. Permanece en esta postura durante unos 30 segundos y, expirando, regresa a la posición inicial. Repite este ejercicio 5 veces.

10. El perro boca abajo con una pierna levantada

Colócate en la postura típica para hacer flexiones. Levanta las caderas y presiona el suelo con tus talones, de tal modo que tu pose sea similar a la postura del perro hacia abajo. Levanta tu pierna derecha hacia atrás y hacia arriba, con los dedos del pie derecho apuntando hacia abajo. Mantén la posición como si estuvieras haciendo fuerza con el pie contra una pared. Abre las caderas y dobla la rodilla. Respira y estira la pierna. Vuelve a colocar tus caderas en paralelo hacia el suelo. Baja el pie al piso. Repite con el lado izquierdo.

Bono: ¡recuerda que, si haces estos estiramientos lentamente, ayudarás a tu cuerpo a quemar grasa!

Cuando se trata de perder peso, es importante entender cómo funciona el cuerpo. Cuando haces ejercicios, no solo se obtiene energía de las grasas, sino también de los hidratos de carbono y proteínas. De dónde provenga esta energía dependerá del ejercicio que realices. Durante los entrenamientos de alta intensidad, normalmente, la energía se obtiene de los hidratos de carbono, mientras que en los ejercicios largos y lentos la consiguen de la grasa. En otras palabras, un ritmo lento no solo te será más cómodo, sino que te ayudará a perder peso.

¿Conoces algún otro ejercicio que ayude a quemar grasa? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Imagen de portada Depositphotos.com
Compartir este artículo