Genial
Genial

9 Detalles de diseño que darán un mejor estilo a tu baño de acuerdo a su tamaño, según consejos de expertos

No importa si el tamaño de tu baño es diminuto, o si ocupa toda una gran habitación; los expertos en decoración de interiores tienen los mejores consejos para sacarle provecho a ese espacio con ayuda de la iluminación, decoración, colores y más. Aunque pueda parecer que un baño grande tiene un sinfín de ventajas sobre los de menor tamaño, ambos pueden convertirse en habitaciones armoniosas.

Sin descuidar su funcionalidad, Genial.guru enlistó para ti los trucos y claves que los expertos tienen para que tu baño se convierta en el santuario que necesitas y en la habitación más estética y mágica de tu hogar. La prioridad es que te guste y te sientas cómodo con ello.

1. Estilo y tendencia

Menos es más. Antes era más común la creencia de que lo extravagante era sinónimo de lujo; hoy en día cada vez más diseñadores de interiores apuestan por la sencillez, practicidad y estética del minimalismo en los espacios del hogar, lo que lo vuelve más funcional en cuanto a espacios. El diseñador de interiores Robert Brown sugiere que, siguiendo este estilo de decoración, el baño y cualquier habitación tenga elementos funcionales y que agreguen valor al espacio.

Jennifer Tulley, de la firma de arquitectos Tulley, considera que el diseño y estilo minimalista otorgan belleza a las formas, por eso, “el diseño debe ser claro y simple, pero no aburrido”, características que pueden lograrse con la correcta combinación entre colores, materiales, y accesorios. El estilo se basa, principalmente, en ser monocromático y solo usar el color para destacar.

  • Baño pequeño: bastará con tener los muebles esenciales, como excusado, regadera, lavabo, espejo y toallero.

  • Baño grande: puede agregarse algún mueble de descanso, vestidores y bañera, según el espacio.

2. La iluminación

Ya sea en un baño grande o pequeño, siempre es recomendable que la mayor fuente de iluminación provenga de luz natural del exterior.

  • Baño pequeño: tragaluz

  • Baño grande: ventanales

La luz fría artificial le da un toque de elegancia a los espacios. Para ambos casos, Randall Whitehead, diseñador y presidente de Lighting Solutions, en California, recomienda utilizar iluminación estratégica. Iluminar en la zona del espejo puede dar luz al rostro, por ejemplo.

  • Baño pequeño: luz frontal en el espejo

  • Baño grande: accesorios como lámparas de pared a los costados

Además del espejo, el diseñador experto también recomienda usar luces que acentúen y decoren los espacios del baño.

  • Baño pequeño: puede optarse por focos empotrados al techo encima de la ducha y el tocador para no saturar el espacio.

  • Baño grande: cuando se cuenta con un baño de grandes dimensiones, un candelabro sobre la bañera le dará un toque elegante y lujoso a la habitación.

3. Decoración

Decorar para sentirse en contacto con la naturaleza siempre es un acierto. Es por esto que expertos apuestan por llevar el color verde a la decoración del baño con ayuda de plantas artificiales o flores de clima húmedo.

Si cuentas con un espacio reducido, puedes optar por pequeñas plantas en macetas colocadas en algún estante empotrado a la pared o cercano al lavabo. Para los baños pequeños también existe la opción de decorar con artículos que cumplen alguna función y estén planeados para la habitación. Resaltar el color de las toallas le dará un toque original y creativo, pero es mejor no usar tapetes o cubrir los suelos si no quieres hacer el espacio visiblemente más pequeño.

Para un baño más grande puedes incluir algún tipo de planta de mayor tamaño en macetas o jardineras que decoren el área de la ducha o el lavamanos. Para aprovechar el espacio libre de los baños grandes, también puedes decorar con accesorios como piedras, un armario, un banco, o cestos.

No olvides procurar que los colores y texturas hagan juego con el resto de la habitación para que no se vea voluminoso ni saturado.

4. Colores y estampados

Diseñadores expertos aconsejan considerar al color blanco como el mejor aliado a la hora de pintar las paredes o colocar los azulejos, sin importar el tamaño. La diseñadora Suzanne McGrath, de la firma McGrath II, aconseja que se utilicen también baldosas de cerámica de un tamaño muy reducido. Carla Aston, diseñadora de interiores, también sugiere que el mismo azulejo se utilice para cubrir las paredes desde el límite del suelo al techo; así, el espacio lucirá más amplio y limpio.

Para darle contraste a los colores y calidez a la habitación, además de los colores neutros pueden utilizarse tonos fuertes como el rojo, el azul o el negro en algún accesorio del baño para acentuar. Muchos expertos también han apostado por el uso de la madera, lo que lo ha convertido en una tendencia; claro, el uso de la misma puede usarse tanto en espacios pequeños como en grandes; lo importante es encontrar un equilibrio tomando en cuenta las fuentes de iluminación, ya que la madera suele oscurecer los espacios.

5. Los espejos

Sin duda tener espejos en el baño es una punto imprescindible, ya que además de ser funcionales dan un toque de luminosidad y mayor espacio a la habitación.

  • Baño pequeño: gracias a este efecto de engrandecer espacios, los baños pequeños deben aprovecharlos al máximo. Ya sea solamente con uno grande sobre el lavabo y que además cuente con luz integrada para un toque moderno y elegante, agregar otro de cuerpo completo, o bien, añadiendo unos de menor tamaño en otras zonas del espacio.
  • Baño grande: si tu casa tiene un baño grande, puedes añadir espejos de techo a piso junto a los lavamanos y el tocador, para ayudar a que visualmente sea más luminoso.

6. Muebles

Cuando no se tiene mucho espacio, los expertos recomiendan tener muebles estratégicamente funcionales. Por ejemplo, el lavamanos es un elemento que puede ahorrar mucho espacio cuando se decide colocar uno flotante, o con las llaves montadas a la pared; esto permite aprovechar mejor el lugar y da una sensación de amplitud en el suelo. Otro truco de los expertos es el de “curvear” algunas superficies como la ducha, o pensar en vertical y no en horizontal; es decir, colocar, por ejemplo, repisas que vayan de piso a techo y no de lado a lado.

Para los baños grandes puede resultar un poco más fácil el acomodo y elección de muebles. Puedes combinar el espacio con un juego de tocador, armarios, repisas y gabinetes verticales u horizontales para guardar cosas de higiene personal. Una zona de relajación también hará de tu baño un santuario, puedes acondicionarla con un par de sillones suaves y cómodos o aprovechar el espacio para una zona de lavado de ropa.

7. La ducha

Una buena opción para ahorrar espacio con la ducha en un baño pequeño es posicionarla en una esquina de la habitación y hacerla curva. También puedes colocar una mampara de cristal, esto le otorgará un toque sofisticado, le dará luz y sensación de amplitud y limpieza. Si a pesar de tener un espacio reducido, tienes ganas de tener una tina de baño, ahora existen alternativas como las bañeras japonesas que agregan elegancia y lujo sin ocupar tantos metros cuadrados.

Para los baños más grandes, los muros que dividen la regadera del resto del baño son buena opción siempre y cuando el color y los estampados armonicen con el resto, pero también podría gozarse de tener una regadera con grandes mamparas de cristal y una bañera a piso, con las dimensiones suficientes para que te sumerjas en ella y puedas relajarte. Puedes incluir a un costado algún estante para guardar los aceites y sales de baño que necesites.

Para ambos casos se puede destacar con otro color la pared de la ducha, para dar profundidad si te decides por una mampara transparente.

8. La organización

Para los baños pequeños todos los consejos de expertos en decoración de interiores tienen la misma premisa: un baño pequeño puede parecer más grande siempre y cuando se ahorre espacio, todo esté ordenado, limpio y bien iluminado. Para lograrlo, pueden utilizarse estantes flotantes que estén sujetos a una pared.

Cualquier espacio disponible se puede aprovechar con creatividad; por ejemplo, si decidiste tener un lavabo flotante, el espacio debajo que quedó libre puede usarse para acomodar toallas o para colocar algún organizador estrecho para almacenar productos de limpieza o higiene personal. Los expertos también sugieren ser más selectivos y ordenados con los productos que se guardan en el baño, eliminando botellas o envases que no necesitamos.

Cuando se tiene un baño grande también debe cuidarse el orden en las áreas de almacenamiento. Los gabinetes de techo a piso son una buena opción. Con ellos evitarás tener productos a la vista y harás que tu baño no solo luzca grande, sino elegante y cuidado.

La diseñadora Sarah Samuel aconseja que, sin importar el espacio que se tenga para almacenar, debe mantenerse el orden dentro del estante y tener a la vista solo los productos de uso diario e indispensables. Pueden usarse canastas para guardar secadoras y cepillos, y cajas pequeñas para maquillaje o productos de tocador.

9. Puerta y ventanas

La forma de la puerta y las ventanas también son elementos claves.

Para un baño pequeño, de ser posible, se recomienda tener una puerta corrediza para no restar espacio a la superficie. En caso de contar con ventanas, pueden aprovecharse con cortinas traslúcidas para “crear privacidad e iluminar con luz natural filtrada”, recomienda Carla Aston.

Tener un baño grande con ventanales de techo a piso es todo lo que podría pedirse, u ocupar el espacio y agregar más de una ventana pequeña. Las ventanas, sin importar el tamaño del espacio, hacen lucir cada detalle con luminosidad y calidez.

¿Hay algún elemento que te gustaría agregar a tu baño? ¿Tienes algún otro tip para un buen diseño de cuartos de baño?

Compartir este artículo