Genial
Genial

10 Errores de cuidado personal que cometemos y ni siquiera nos damos cuenta

A veces, incluso los cosméticos caros y de alta calidad no dan el efecto prometido. Puede haber muchas razones para esto: un distribuidor malo, un producto caducado o la intolerancia individual. Pero en ocasiones, la razón es que simplemente estamos usando un nuevo artículo de belleza o dispositivo de forma incorrecta.

En Genial.guru descubrimos qué errores se cometen con mayor frecuencia en el cuidado personal. Resultó que hay muchos de ellos.

1. Aplicar parches directamente debajo de los ojos

Los parches son un verdadero hallazgo para aquellos que no están listos para dedicar mucho tiempo al cuidado personal. Solo 15 minutos, y estos prometen hidratar y suavizar visiblemente la piel. Solo que no muchos saben cómo usar correctamente este producto de belleza. Dependiendo de la tarea, los parches se pueden aplicar con el borde estrecho en la esquina interna del ojo (para que la parte ancha alise las patas de gallo) o con el borde ancho hacia adentro (para eliminar la hinchazón y las arrugas debajo de los ojos). Pero no se recomienda categóricamente colocarlos demasiado cerca del ojo: existe un alto riesgo de provocar enrojecimiento e irritación.

2. Uso incorrecto del cepillo corporal

El masaje con cepillo corporal es un método sencillo y asequible para el cuidado del cuerpo en casa. Mejora la circulación sanguínea y favorece la salida y el drenaje de la linfa. De hecho, crea condiciones para la desintoxicación natural del cuerpo y mejora el estado de la piel. Pero para que el milagro suceda, el masaje debe realizarse correctamente. El cepillo corporal no se debe mover simplemente al azar; dado que la linfa fluye hacia el corazón, el masaje en la dirección opuesta no tendrá sentido. Además, hay que tener cuidado con la fuerza de presión. Las duras cerdas, en vez de renovar la piel, pueden causar irritaciones desagradables.

3. Esperar del masaje Gua Sha un efecto de cirugía plástica

Los masajeadores de cuarzo son cada vez más populares. Se compran para hacer masajes de drenaje en casa utilizando la técnica oriental Gua Sha, esperando un efecto de elevación notable y el alisamiento de la piel. Pero muchos no notan ningún cambio, a pesar del frotamiento persistente del rostro. Se trata de que Gua Sha, a pesar de ser bueno para mejorar la circulación sanguínea y aumentar el oxígeno y los nutrientes de la piel (si se masajea correctamente, por supuesto), no puede aumentar los niveles de colágeno y fortalecer la elastina, que son necesarios para la elasticidad. Por cierto, su eficacia para el cuidado facial no ha sido confirmada por estudios.

4. Aplicar champú seco sobre el cabello sucio

Estamos acostumbrados a recurrir al champú seco cuando nuestro cabello ya está sucio. Pero es mucho más efectivo usarlo poco después de lavarse la cabeza. De esta manera, las partículas del producto absorberán gradualmente las secreciones de las glándulas de la piel y el cabello conservará un aspecto fresco durante más tiempo.

5. Sumergir demasiado el cepillo de rímel en el tubo

Muchas de nosotras, antes de maquillarnos las pestañas, sumergimos el cepillo de forma prolongada y diligente en el tubo de rímel para distribuir el producto uniformemente y evitar los grumos. Pero la verdad es que así solo exacerbamos el problema. Moviendo el cepillo de un lado a otro, bombeamos aire en el tubo, por lo que el maquillaje se seca más rápido.

6. Usar siempre el mismo producto

Qué bueno es encontrar “tu” crema. Una que se absorbe rápidamente, suaviza la piel, no deja sensación pegajosa y brillo aceitoso. No dan ganas de cambiarla por otros productos de belleza. Pero a veces es mejor hacerlo. Nuestra piel se adapta rápidamente, y el uso de los mismos productos se convierte en norma para esta. A veces, la alternancia de productos cosméticos puede aumentar el tiempo durante el cual serán efectivos, por lo que darán resultados notables.

7. Orden incorrecto en el uso de productos de belleza

Usar los productos de belleza correctos es una cosa, y emplearlos correctamente es otra. Para que los cosméticos funcionen, es importante utilizarlos en un cierto orden, desde los que tienen la textura más fina hasta la más espesa, así como esperar el tiempo suficiente antes de aplicar el siguiente. Esto permitirá que los sueros y las emulsiones ligeras se absorban en la piel sin romper las barreras de los productos más espesos.

8. Esperar un efecto rápido de los productos para el acné

Probablemente todos tengamos recuerdos sobre cuando nos aparecía un grano en el momento más inoportuno, justo antes de una cita o una entrevista importante. En esos momentos, dan ganas de aplicarse toda la gama de cosméticos que hay en casa, solo para deshacerse de la llamativa inflamación lo antes posible. Pero, desafortunadamente, un milagro instantáneo es imposible en estos casos. Es necesario pasar por un ciclo completo de renovación de la piel (al menos 30 días) para obtener el resultado que el producto cosmético puede lograr.

9. Usar un rizador de pestañas y después aplicar rímel

Existe una gran tentación de rizar las pestañas cuando ya están maquilladas. Pero hacerlo es incorrecto e incluso peligroso. El rímel hace que los pelos sean más quebradizos y vulnerables: si presionamos las pinzas un poco más fuerte, las pestañas pueden romperse o quedar completamente atrapadas en el instrumento de belleza.

10. No mojar la esponja antes de aplicar el maquillaje

Pocas personas se fijan en las instrucciones de una esponja de maquillaje. Qué puede tener de difícil: exprimir la base en el artículo y untarla sobre la piel. De hecho, antes de comenzar a maquillar, la esponja debe ser bien humedecida y usarse mientras está húmeda. De lo contrario, absorberá el maquillaje en lugar de difuminarlo.

¿Qué productos de belleza has usado de forma incorrecta?

Genial/Mujer/10 Errores de cuidado personal que cometemos y ni siquiera nos damos cuenta
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos